FITNESS

Qué es y cuáles son los beneficios del aro mágico de Pilates

aro mágico

(25-9-2015). La instructora de Pilates Marisa Rodríguez nos explica qué orígenes tiene el aro mágico de Pilates y cómo nos ayuda a mejorar aspectos como la estabilización de la escápula y la pelvis neutra, la alineación, el aumento de la resistencia y la fuerza en general.

Marisa RodríguezMarisa Rodríguez es instructora de Pilates y Diplomada en Stretching Global Activo (SGA) por L’Université de Thérapie Manuelle de Louvain, Bélgica. Esta especialista asegura que “el ‘magic circle’, también conocido como aro mágico o ‘flex ring’, como su propio nombre indica, es un aro, de aproximadamente 40 centímetros de diámetro, fabricado normalmente a través de un metal flexible, con dos asideros o agarres de goma suave para poder presionar o tirar de ellos. Es el único de los implementos que se utilizan en Pilates, que fue diseñado por el creador del método Joseph Hubertus Pilates”.

La instructora de Pilates nos explica que hay “una historia del mundo de Pilates que cuenta que el fundador era un gran aficionado a la cerveza y solía pedir que le suministraran barriles con regularidad en su estudio de la octava avenida de Nueva York. Un día, como el genio que era, tuvo la idea de utilizar una de las anillas del barril para crear un instrumento con el que enriquecer los ejercicios del método. Le colocó un bloque de madera frente a otro y así nació el aro mágico. Desde entonces hasta hoy poco ha cambiado, solamente se ha hecho más comercial y más cómodo”.

Beneficios del aro mágico

El aro se utiliza tanto en las clases de Mat como en las de aparatos. Colocado en diferentes partes del cuerpo, los tobillos, las rodillas o las manos, aumenta la intensidad y resistencia de los ejercicios, elevando su dificultad, y en ocasiones sirve como ayuda para facilitarlos. “Por ejemplo, cuando queremos tener una mayor percepción de la colocación de las escápulas, de la pelvis, o de la línea media del cuerpo”, precisa la experta.

De este modo, según asegura, incorporar el magic circle a las clases de Pilates nos ayuda a mejorar algunos aspectos fundamentales del método, entre ellos la estabilización de la escápula y la pelvis neutra, la alineación, el aumento de la resistencia y la fuerza en general y, en especial, de los músculos profundos, al requerir de un gran control central y fuerza para utilizarlo.

Más intensidad

Marisa Rodríguez confirma que el aro mágico “es un elemento que funciona muy bien como ‘feedback’ , para localizar el cuerpo en el espacio y saber qué músculos se activan en cada ejercicio, aumentando la orientación del movimiento y la propiocepción”.

Además, subraya que “con el magic circle podemos trabajar perfectamente toda la serie de Pilates y hacerla todavía más intensa. A veces ayuda y otras es un verdadero reto. Utilizado de la manera correcta, teniendo en cuenta el nivel y necesidades personales de cada uno, puede aportar grandes beneficios a la clase de Pilates, haciéndola más estimulante”.

 


No hay comentarios

Añade el tuyo