PÁDEL / TENIS

Desde que empezó a introducirse en 2002

Lenta penetración del tenis playa en el mercado español (CMD Nº227 /14-9-2007)

Los principales suministradores (Dunlop, Royal Padel, Vision y Varlion) coinciden al señalar que el sell out se mantiene en unos niveles “mínimos”

El tenis playa se introdujo de forma oficial en España en verano de 2002, cuando la Federación Española de Tenis organizó el primer campeonato de esta modalidad playera del tenis. Cada verano el número de torneos aumenta. Sin embargo, las marcas que disponen de colección de tenis playa (Dunlop, Royal Padel, Vision y Varlion) coinciden en señalar que la venta de palas de beach tennis se mantiene en unos niveles mínimos de consumo, sin que apenas haya habido un crecimiento destacable desde su introducción en el mercado español.

Hay varios motivos que explicarían esta situación. A parte del reducido número de practicantes y de la estacionalidad de este deporte, el problema que presenta la venta de este tipo de palas radica en su elevado precio (entre 60 y 100 euros), lo cual reduce enormemente las posibilidades de venta. Esto provoca que “muchos practicantes jueguen con palas de pádel o, incluso, con las tradicionales palas de playa para evitar tener que pagar los elevados precios de las palas de beach tenis”, según apuntan los responsables comerciales de las cuatro marcas que comercializan actualmente palas de tenis playa en nuestro país.

Cataluña, y en menor medida Levante, son las regiones donde más se practica este deporte. Esta incipiente demanda está provocando que en la comunidad catalana algunos clubs de tenis hayan empezado a introducir pistas indoor de tenis playa. En la actualidad son 10 los clubs que ya han incorporado este tipo de pistas.

A nivel de campeonatos destaca el organizado por la Federación Catalana de Tenis, con 18 pruebas organizadas en distintas localidades catalanas; y el torneo itinerante Sony Ericsson Beach Tennis Tour (co-patrocinado por Vision), disputado en siete ciudades del litoral español.

Hay que destacar también que, con el objetivo de difundir este deporte por el resto de España, la Federación Catalana de Tenis está en conversaciones con la española para ampliar el número de pruebas a nivel español de cara al verano que viene.

Similitud con el pádel
Las palas de tenis playa son muy similares estéticamente a las de pádel. No obstante, presentan algunas diferencias que facilitan la práctica de este deporte. La principal de ellas radica en el grosor: mientras las de pádel son como máximo de 38 mm, las de beach presentan un grosor entre 15 y 16 mm. Ello se debe a que el tenis playa no necesita potencia en los golpes, sino básicamente colocación, lo cual es más fácil de obtener con palas menos gruesas. La reducción del grosor obliga a que las palas de beach sean macizas, para evitar su rotura.

Otra diferencia destacada es que las palas de tenis playa son unos cinco centímetros más largas, con el objetivo de poder sacar con mayor facilidad, ya que, a diferencia del pádel y al igual que el tenis, el servicio en el tenis playa se realiza por encima del hombro.

A parte de la estética, la principal similitud entre las palas de pádel y beach se halla en los materiales. Al igual que en el pádel, las palas de tenis playa están fabricadas de goma recubierta por resina epoxi y fibra de vidrio o carbono.

‘Made in California’
El tenis playa nació en California en los años setenta y rápidamente llegó a Italia y Alemania. El país transalpino es el único que posee un circuito profesional, que cuenta con 32 pruebas, siendo el país donde este deporte ha arraigado con más fuerza. En España el tenis playa se introdujo por la costa tarraconense, siendo Torredembarra la primera localidad en la que se empezaron a disputaron partidos a finales de los años 70. Actualmente España representa el segundo mercado mundial en la venta de palas de beach.

Las reglas del tenis playa son pocas y sencillas: la puntuación es la misma que el tenis y se juega por parejas golpeando la pelota siempre de volea.


No hay comentarios

Añade el tuyo