RUNNING

Las 5 mejores zapatillas de running con más historia

pegasus-34-portada

Las Nike Air Zoom Pegasus, con 34 ediciones, es uno de los modelos más longevos que sigue en el top-ventas de zapatillas de running.

(7-2-2018). Son modelos denominados ‘clásicos’ con todas las letras. Top-ventas que no pasan de moda y que, en algunos casos 30 años después, siguen siendo la predilección de muchos runners. Os presentamos una selección de las cinco mejores zapatillas con más historia en el mundo del running.

Se cuelan temporada tras temporada entre las novedades de zapatillas de running pero en su haber cuentan con una larga trayectoria. Hablamos de modelos de zapatillas con muchas ediciones a sus espaldas pero que, a pesar del paso del tiempo, siguen colándose en las listas de las preferidas y más vendidas entre los runners. Esta es nuestra selección personal sobre las mejores zapatillas de running históricas y las novedades que presentan en su reedición 2018.

ASICS NIMBUS

Asics Nimbus 20.

La marca japonesa está de celebración este año. Su zapatilla neutra por excelencia, devoradora de kilómetros, celebra dos décadas de existencia. Y la Nimbus 20 se presenta con un cambio de cara muy significativo -para rejuvenecerse- en la parte superior de la misma. Lo que conocemos como el upper. Este nuevo diseño persigue evitar las presiones desagradables en el empeine a medida que corremos y el pie se hincha, además de ser más cómoda en la parte delantera. En este sentido, la nueva malla superior –Gradient Jacquard Mesh- con impresión estratégica 3D sin costuras, ayuda a mantener el pie más sujeto. Esta malla, además, también mejora la transpirabilidad de otros modelos.

Otra de las transformaciones que más saltan a la vista, la encontramos en la zona del talón, mejorando ostensiblemente el ajuste de la zapatilla. Y, atención porque las Nimbus 20 también han perdido peso y se presentan como el modelo más ligero de su historia y 10 gramos menos que su predecesora (305 gramos en el modelo masculino; y 250 gramos en el femenino). Una mezcla de amortiguación y ligereza que las convierten en un ejemplar must para todos aquellos corredores y corredoras amantes de las largas distancias. Y para los que sólo pueden salir a correr de noche, incluyen, como ya es tendencia habitual en los últimos modelos, detalles reflectantes 3M para hacerse bien visible en la oscuridad.

Todo ello junto a las características estrella de la Nimbus que siempre han sido una garantía de calidad: el FlyteFoam en la media suela (un tipo de material muy ligero que garantiza amortiguación y un buen retorno de energía tras nuestra pisada), el Gel en la media suela (combinado con el FlyteFoam ofrece una amortiguación superior), y el Ahar (caucho resistente, con mucha durabilidad, para la suela). Cuanto al diseño de colores, llama la atención de los diferentes modelos y opciones, tanto para hombre como para mujer (además, hay que destacar los modelos con la etiqueta “E”, con un plus de anchura, para aquellos runners que lo requieran). Por cierto, un detalle que sólo encontramos en el modelo de mujer y que nos demuestra la adaptación de Asics a los modelos femeninos y masculinos: las Nimbus 20 de mujer incorporan 3mm adicionales en la zona del talón para poder proteger una zona sensible como es el tendón de Aquiles. Esto eleva el drop del modelo femenino a los 13mm, mientras que el de la versión de hombre se queda en unos conservadores 10mm.

ADIDAS ADIZERO ADIOS BOOST

adidas-adizero-adios-boost-3

Adidas Adizero Adios Boost 3.

Se trata de uno de los modelos más icónicos de la marca alemana, junto a las míticas Adizero Boston y a las más jóvenes Ultra Boost y Energy Boost. Sin embargo, hablar del modelo Adizero Adios Boost es una garantía de calidad para aquellos corredores que pueden aguantar ritmos muy rápidos. Lo saben bien los corredores kenianos Dennis Kimetto y Wilson Kipsang, que contaron con el modelo Adios entre sus zapatillas favoritas para batir, en su momento, el récord del mundo de maratón. Fue el arma secreta de Kimetto para establecer la plusmarca actual de los 42.195 metros: 2:02:57 en el Maratón de Berlín de 2014. Además de esta carta de presentación inigualable, también son las zapatillas favoritas de uno de los mejores maratonianos españoles de los últimos tiempos, Carles Castillejo (triple campeón de España de Maratón en 2011, 2014 y 2016).

El primer modelo de las Adios, una zapatilla para corredores neutros, salió en 2011 y este 2018 ofrece ya el modelo Adidas Adizero Adios Boost 3. Ha ido evolucionando hasta incorporar el material por excelencia de Adidas, el Boost, en la media suela (cuanta más energía invierta el corredor, más energía de retorno obtendrá). Son unas zapatillas para corredores que quieren ir muy rápido. De hecho, son ideales para aquellos que persiguen ser los más rápidos. Ofrece un diseño ultraligero que combina la revolucionaria tecnología Boost en la media suela con una parte superior de malla perforada y reforzada que proporciona una mayor ventilación y estabilidad. Esto, junto al forro Coolever, ofrece un tacto muy agradable y cómodo. También incorpora la tradicional tecnología de Adidas Torsion System que protege el medio pie y una suela de goma que te ofrece un agarre excepcional incluso en superficies resbaladizas. La mayor densidad de goma genera un agarre máximo y, al mismo tiempo, favorece el impulso en cada pisada. La suela vuelve a tener la firma de Continental, una de las marcas de neumáticos más prestigiosas de todo el mundo, después que la relación entre ambas compañías no estuviera presente en el modelo Adios Boost 2. Por lo tanto, una garantía de durabilidad sin igual.

Una de las novedades más evidentes es el diseño Microfit, que aporta mayor sujeción y estabilidad al pie, incluso en las carreras más rápidas. La ligereza ha sido y es, obviamente, una de las banderas que siempre han enarbolado las Adios. En su tercera generación, el modelo de 2018, su peso es de 226 gramos (en el número 42 2/3 de hombre). Todo ello, con un drop también muy conservador de 10mm. De hecho, el perfil bajo de la suela y la ligereza han sido siempre las dos características principales de este modelo ganador, acompañadas de una amortiguación óptima. No en vano, estamos ante la zapatilla más rápida del momento en una prueba oficial de maratón.

NEW BALANCE FRESH FOAM 1080 V8

New Balance Fresh Foam 1080 v8.

La marca norteamericana se ha caracterizado siempre por sus diseños vanguardistas y por la apuesta por las nuevas tecnologías. Las 1080 es uno de los modelos más clásicos de New Balance, ideal para correr, por ejemplo, el mítico Maratón de Nueva York que esta misma marca patrocina desde el 2017. Pero en los últimos años ha visto transformada su cara casi de arriba a abajo. Las 1080 es el modelo neutro más cómodo y estable de toda la gama de New Balance (es el tope de gama en este segmento). La versatilidad es su punto fuerte, ya que pueden utilizarse para todo tipo de entrenamientos. Aunque, eso sí, donde maximizan su rendimiento es en las tiradas largas o en los maratones, ya que son unas auténticas devoradoras de kilómetros.

Hace ya más de un lustro que están en el mercado y, poco a poco, han ido puliendo algunos de los errores que podían tener los primeros ejemplares. La 1080 tiene una historia peculiar tras su nombre. La línea 10xx de la marca tenía muchos modelos de éxito en su historial como las 1023 o las 1064 –las predecesoras del actual modelo-. Esta matrícula ha sido siempre una garantía de estabilidad, amortiguación y horma ancha para la marca de Boston. Esto es, ideales para corredores de peso medio y alto con pisada neutra. El Fresh Foam, desde su aparición hace poco más de 3 años, se ha convertido en el material estrella para esta firma americana. Las 1080 V8 es el modelo más amortiguado con esta tecnología, con un gran bloque de 27 milímetros en el talón y 19 en el antepie, con lo que ofrece un drop bastante atrevido de 8mm (una cifra muy adecuada para corredores con buena técnica, pero que tampoco supone un inconveniente para aquellos que no tienen tanta).

La edición actual introduce diversas transformaciones con respecto a su modelo precedente: ha cambiado el diseño de la zona media del arco, también ha introducido una serie de pequeños agujeros en la zona de la media suela para aligerar su peso sin perder efectividad, ha cambiado la estructura de los tacos hexagonales de la suela ofreciendo un mejor agarre y transición en la pisada, además de incorporar unas ranuras de flexión en el antepie más pronunciadas. Como todas las zapatillas de NB en la actualidad, las 1080 se han diseñado como un todo, y no como un conjunto de partes diferentes que después forman un todo que acaba teniendo un peso cercano a los 300 gramos. Disponen de una buena horma, suficientemente ancha, pero con buen ajuste y muy confortables. Se trata de una versión continuista, sin dejar de pulir algunos detalles que la siguen convirtiendo, año tras año, en una de las mejores zapatillas de running de todo el mercado. La historia la avala como una apuesta segura, motivo por el cual la hemos incluido en este exclusivo club de 5 zapatillas.

MIZUNO WAVE RIDER 21

Mizuno-wave-Rider-21

Mizuno Wave Rider 21.

Junto a la Nimbus, es la zapatilla más longeva de las 5 que hemos seleccionado. El buque insignia de la fábrica japonesa no deja de evolucionar desde que nació en 1997 en Osaka. Ya suma 21 ediciones a sus espaldas. O, mejor dicho, a sus pies. Se trata de una zapatilla referente para corredores neutros y con un peso de entre 70 y 80 quilos que buscan un modelo con máxima amortiguación. Es pionero también en el uso de la tecnología Wave de Mizuno. Se trata de una plataforma incorporada en el corazón de la zapatilla que busca maximizar la amortiguación y la estabilidad. Tras celebrar sus 20 ediciones, Mizuno da ahora una vuelta de tuerca y se fija, por encima de todo, en la parte superior del modelo para mejorar la comodidad y sensaciones. El upper cuenta con revestimiento a modo de calcetín y que añade más suavidad, a la par que anatómicamente es más correcto. Esto da como resultado un mejor ajuste global de la zapatilla. En esta búsqueda de la comodidad, los ingenieros nipones también han mejorado y ampliado el acolchado de la zapatilla.

Lo que sí se mantiene en esta versión 21 en relación a la anterior son atributos que han demostrado ampliamente su efectividad. Mantiene el sistema CloudWave, que combina las formas cóncava y convexa, y así el modelo garantiza estabilidad por un lado y mayor reactividad por el otro. La mediasuela sigue teniendo la actualización del U4iC que ofrece un mayor confort, es más duradero y también más reactivo para nuestra pisada. En cuanto al upper, el Engineered Mesh diseñado por ordenador, mezcla tres tipos de mallas diferentes que aportan distintos niveles de transpirabilidad y sujeción al pie para garantizar la comodidad. Y el drop mantiene en los 12 milímetros con un peso ligeramente más bajo que sus competidoras Nimbus 20 o New Balance 2080 V8: 272 gramos para la versión masculina, y sobre los 235 gramos, aproximados, en el modelo femenino. Todo el trabajo del Research & Development Laboratory de Mizuno se plasman en este modelo que no para de mejorar, edición tras edición. Eso sí, manteniendo siempre el espíritu del primer ejemplar: proporcionar una zapatilla de rendimiento inmediato, un modelo de referencia a nivel mundial.

NIKE PEGASUS 34

nike-air-pegasus-34

La Nike Air Pegasus es la zapatilla de running por excelencia de la marca de Oregón. El primer modelo apareció en 1983 y costaba 50 dólares. La diseñó Mark Parker, CEO de Nike, y Bruce Kilgore, uno de los diseñadores de la marca. Lo más llamativo era su suela “Waffle”, original del mítico entrenador y colaborador de Nike, Bill Bowerman. Se trataba de una suela de caucho estándar que ofrecía un buen agarre y amortiguación, además de tener un upper de nylon con una punta de cuero. Desde aquel entonces, se ha convertido en una zapatilla para correr que ha recorrido todo el mundo. Con el paso de los años, y ya van 34 ediciones, ha sufrido varias modificaciones, tanto en el diseño como en sus prestaciones. Pero desde la firma americana siempre se han esforzado en dejar claro que se trata de una deportiva para cualquier corredor o corredora. Todo, hasta llegar a la Nike Air Zoom Pegasus 34, el modelo que hoy en día encontramos en las tiendas. Una zapatilla diseñada tanto para los corredores principiantes como para los expertos. La gran novedad es que cuentan con un material Flymesh ligero y actualizado que reduce el calor generado durante la carrera. Se mantienen intactas en cuanto a la amortiguación y la sujeción de eficacia demostrada, que los corredores tanto adoran (no lleva costuras, y proporciona transpirabilidad y sujeción duradera). La amortiguación es la ya tradicional Nike Zoom Air, que ofrece una amortiguación reactiva, todo ello con una suela exterior de goma, estratégicamente diseñada para absorber impactos.

Vaporfly Elite

nike-zoom-vaporfly-elite

Nike Zoom Vaporfly Elite.

Formado el Top-5, queremos hacer una mención a parte para una zapatilla, también de Nike, que no es tan longeva como las que conforman nuestra selección de hoy, pero que ha nacido con la intención de hacer historia. Este modelo es el que utilizó el kenyano Eliud Kipchoge en su intento de batir la barrera de las 2 horas en el mundo del maratón. Es la que calzó en el experimento ideado por Nike en el circuito italiano de Monza (Breaking 2). Kipchoge lució las Vaprofly Elite en los pies para firmar el tiempo más rápido de la historia en la distancia de los 42.195 metros: 2 horas y 25 segundos.

Pero, las Vaporfly Elite, desde un buen principio, han estado rodeadas de polémica. Según anuncia la propia marca de Oregón, permiten reducir un 4% el gasto energético necesario para correr. Con un peso inferior a los 200 gramos (están sobre los 180 gramos), destacan por su forma aerodinámica (sin talón aparente) y una inclinación hacia delante. Eso sí, el secreto y el origen de la polémica lo encontramos en la mediasuela, con una placa de fibra de carbono incrustada en la goma que, para sus detractores, ralla el dopaje tecnológico. Algunos investigadores consideran que “correr con estas zapatillas es lo mismo que correr cuesta abajo, no se podrá correr despacio”. Es como un muelle o una catapulta. Se trata de un sistema similar al que utilizó el atleta paralímpico Oscar Pistorius en sus piernas y que le permitió competir de tú a tú con atletas sin ningún tipo de discapacidad. Aparte de dicha placa de carbono, también llama la atención por la espuma de amortiguación que posee. La Nike ZoomX, notablemente más ligera, más suave y más responsiva que otras espumas. Todo ello con un drop de 9mm, para aligerar o minimizar la tensión sobre el tendón de Aquiles.

El upper de este modelo está fabricado con Flyknit, el mismo material usado en otros ejemplares. Pero se trata de un Flyknit mejorado, que incluso se ha llevado a cabo gracias a estudios aerodinámicos efectuados en túnel del viento. Un detallo significativo que habla de la importancia y significación histórica de este modelo: Nike únicamente ha comercializado 99 modelos de esta zapatilla utilizada por Kipchoge. Una serie de ejemplares a los que sólo tuvieron acceso trabajadores y miembros de la propia marca creada por Phil Knight.


Hay 1 comentario

Añade el tuyo
  1. Jose Antonio Argudo

    No les podríamos llamar zapatillas de correr, en vez de running, tanta tontería con el ingles.. Los ingleses, no dicen nada o casi nada en Español.


Publicar un nuevo comentario.