CICLISMO

Entrevista a Dani Comas, campeón del mundo de bike trial

Dani Comas: "Soy uno de los pocos pilotos que viven del bike trial en España"

(1-2-1011). Dani Comas se enamoró del biketrial siendo un niño y el idilio continúa a sus 29 años. Con siete títulos mundiales en sus vitrinas, todavía no es suficiente, quiere más. Al piloto, patrocinado por Monty, le cautiva tanto este deporte que ha hecho de él su vida: compite al máximo nivel, imparte talleres para niños y da conferencias para mostrar a todo el mundo esa magia especial que él descubrió de pequeño.

¿Cómo te aficionaste al biketrial y a qué edad empezaste a competir? ¿Recuerdas cuál fue el primer trofeo que ganaste? ¿Lo conservas?
Me aficioné gracias a mi padre, ya que él practicaba trial en moto y un día me llevó al Salón del Automóvil de Barcelona y vi una exhibición de Ot Pi. A partir de ahí fue cuando me enamoré de este deporte. Tendría unos 8 años cuando me inicie; empecé yendo todos los domingos con mi padre a la montaña, él en moto y yo en bici. Mi primera competición no la recuerdo muy bien, tendría unos 12 años y competí en la categoría de no iniciados, llevándonos la sorpresa de que había conseguido la victoria. El trofeo seguro que lo conservo, pero no sabría decir con exactitud cuál es, ya que afortunadamente cuento con más de 400.

¿Ha sido muy duro llegar a ser campeón del mundo y mantenerse tantos años?
Está claro que para llegar lejos en cualquier deporte tienes que dedicar muchas horas de entreno y ser constante. Realmente cuando empecé no me planteaba ser campeón, era más una afición, pero conforme fueron llegando los resultados la verdad es que me fui ilusionando y soñaba con ser campeón del mundo hasta el día que se hizo realidad. Pero ahí no acaba todo, ya que realmente lo que cuesta es mantenerse y conservar la misma ilusión y motivación del primer día.

¿Se puede vivir de este deporte o has de trabajar en otras cosas?
Afortunadamente soy de los pocos pilotos en España que puede vivir de este deporte y dedicarme a él en un cien por cien. También suma el hecho de que me contratan para exhibiciones, talleres, conferencias…alrededor de todo el mundo. Y los récords del Mundo y Guinness también ayudan.

¿Qué es lo más divertido del biketrial?
No destacaría nada en particular, el deporte en sí es divertido ya que puedes practicarlo en cualquier lado y siempre hay algo nuevo que aprender y eso siempre es un aliciente para realizar retos. Es un deporte muy completo, puro y técnico, pero también muy espectacular. Esta combinación hace que este deporte tenga una magia especial que me cautivó y me sigue cautivando.

¿Qué es lo más aburrido del biketrial?
No hay nada aburrido. No obstante, desde mi primer título mundial -conseguido con 18 años- tengo mucha presión encima desde varios ámbitos: sponsors, medios de comunicación, mánager…y eso, evidentemente, no me agrada, pero lo entiendo y miro de gestionarlo lo mejor posible.

¿Cómo es para ti un día cualquiera en la pretemporada?
Me levanto a las 8 de la mañana, desayuno y me preparo para ir a entrenar. La sesión de la mañana normalmente es técnica, así que entreno con la bici de biketrial de 10:00 a 13:00. Después por, la tarde, hago físico que puede ser ir al gimnasio o hacer bici de carretera o bici de montaña 2 horas aproximadamente y, para finalizar el día, una sesión de estiramientos. En definitiva, entrenar todo el día.

¿La temporada de competiciones es larga y obliga a muchos viajes? Con siete campeonatos del mundo ganados, ¿se hace más duro?
Si, la verdad que sí, dado que la ilusión no es igual que la del primer día y cada vez cuesta más irse de viaje y estar alejado de los míos. Sin embargo, tiene sus recompensas cuando se cumplen los objetivos marcados.

¿Qué te motiva para mantener la ilusión de ganar?
A todo deportista le gusta ganar y yo creo que es lo que me motiva a seguir entrenando cada día para llegar a ello. El día que ya no tenga ilusión por este deporte será cuando me plantearé el continuar o no. De momento, y mientras siga arriba, lucharé para seguir allí. Quiero ganar más títulos mundiales.

¿A quién consideras en estos momentos el rival más peligroso?
No diría ninguno en particular pero si puedo destacar a los pilotos japoneses ya que están haciendo bien la faena. En general, viene gente joven con mucha fuerza pero yo me siento física y mentalmente en un excelente momento. Todo ello, con las ganas de ganar que sigo teniendo pienso que habrá Dani Comas para muchos años más.

¿Estás casado, tienes hijos? La familia, ¿cómo lleva tus ausencias?
No estoy casado pero vivo en pareja. De momento, no tenemos hijos pero si dos mascotitas que queremos mucho (2 perras: Laika y Llasi), y en cuanto a la ausencia, ya se han acostumbrado a estar sin mí con tanto viaje. Si es verdad es que intento que mi pareja me acompañe siempre que se puede, ya que me apoya mucho.

¿Qué le exiges a tu bicicleta?
Por suerte tengo la mejor bicicleta que hay en el mercado, una Monty 221 Kamel, por lo que no puedo exigir nada más. Lo bueno es que no sólo tengo una buena bicicleta sino todo un equipo de profesionales que trabajan para mí, desde un mecánico a un mánager. Es el global lo que hace un campeón del Mundo y disponer de una fábrica que está detrás de mí, evidentemente ayuda.

¿Cuántas tienes?
Uff, unas cuantas, jejeje…Todas aquellas con las que he tenido un resultado destacado o he tenido buenas experiencias con ellas las he ido guardando, así que imagínate como está el garaje.

¿Tienes una máquina preferida por razones que no sean sólo técnicas? (Me refiero a una de esas manías o supersticiones que todos tenemos)
No tengo ninguna manía en concreto ni superstición, sólo intento hacer las cosas igual o mejor que la competición anterior, refiriéndome a aquella que haya salido bien.

¿Cuáles son las características técnicas más importantes que ha de tener una bicicleta de biketrial de alta competición?
Una cosa que miramos mucho es el tema del peso y medidas, ya que es importante sentirte cómodo con ella. Por suerte el biketrial es un deporte asequible, así que cualquier piloto o aficionado puede tener una bicicleta de alta competición como la mía.

¿Aconsejarías a los niños y a las niñas este deporte? ¿Por qué?
Desde luego que sí, es un deporte muy divertido, muy sano y aunque parezca lo contrario, no es nada peligroso y siempre es bueno que los niños y niñas hagan deporte y si es biketrial mejor, ya que tiene aspectos y valores muy positivos para el devenir de los niños: paciencia, equilibrio, autoconfianza, sacrificio, persistencia, superar obstáculos…


No hay comentarios

Añade el tuyo