ESENCI@L

Tras meses de retraso por la falta de suministro

Biking Point abre en Granollers su noveno punto de venta

El operador dispara sus ventas un 80% en el primer trimestre

biking point granollers

La nueva tienda de Biking Point en Granollers cuenta con 2.000 metros cuadrados de superficie comercial.

(6-4-2021). Biking Point ha abierto este martes en Granollers su noveno punto de venta, con una superficie de 2.000 metros cuadrados. La cadena de tiendas cerró el primer trimestre con un notable incremento de las ventas, si bien limita su subida para el global del año por la falta de suministro.

“La excepcional situación por el retraso en la entrega de las bicicletas nos ha forzado a ir retrasando la apertura del nuevo punto de venta. Ahora, hemos decidido no demorarlo más y ofrecer el material que tenemos disponible”. Son palabras del coordinador de tiendas de Biking Point, Joan Badet, quién asegura que la falta de stock se agudizado en los últimos meses.

El pasado mes de enero, la cadena catalana anunció una nueva tienda, en este caso con productos premium, que se implantará en la zona alta de Barcelona, en el barrio de Sarrià,  y será la número 10. La previsión era que estuviera operativa para junio pero ahora el operador también retrasa su apertura a septiembre, “siempre y cuando dispongamos del suministro adecuado para abastecerla”.

Preguntado por si Biking Point tiene intención de abrir más puntos de venta, dentro o fuera de Cataluña, Badet ha respondido que no y que el crecimiento futuro de la compañía pase por “una importante inversión logística e informática que abarca hasta finales del 2023”.

Notable aumento de las ventas

La red de tiendas catalana cerró el primer trimestre de 2021 con una facturación de 3 millones de euros, lo que supone un crecimiento superior al 80% respecto al mismo período del año anterior. El operador, sin embargo, estima una subida más moderada para el resto del año dadas las “limitaciones en el suministro”.

Según Joan Badet, los buenos números interanuales se deben, en parte, al cierre de los comercios decretado a mediados de marzo del año pasado. De hecho, el coordinador de las tiendas advierte de rupturas de stock “en ciertos segmentos de mercado que han limitado nuestras posibilidades de venta a lo largo de estos tres meses. Esperamos que el suministro se subsane para el próximo trimestre”.

Desde el operador catalán se muestran preocupados “por la incertidumbre que ocasiona el carecer de fechas de suministro correctas o el incumplimiento de las mismas fechas” y señalan que “en la medida que eso se concrete o respete, podremos ir adecuando nuestras compras y necesidades a los plazos de entrega de los proveedores”.

Crecimiento moderado para 2021

El coordinador reconoce que este año va a ser complicado en materia de suministro y afirma que “la dirección de la compañía nos ha emplazado a trabajar en base a un objetivo trianual que aunque es ambicioso nos permite trabajar con otras miras”.

En caso de que los proveedores cumplan con sus entregas, Biking Point cerraría el ejercicio por encima de los 12 millones de euros, lo que supondría un crecimiento global de un millón de euros. Sin embargo, la subida sería notablemente inferior que la registrada en 2020, cuando la empresa casi duplicó su cifra de negocio.

Más rentabilidad

Por otro lado, la cadena catalana avanza en su estrategia para obtener mayor rentabilidad: “la limitada oferta actual provoca que el cliente sea más consciente de la carencia de producto y se pueda trabajar con menor descuento y mejor margen”, afirma Badet. Sin embargo, la principal mejora proviene, según el coordinador, “de las inversiones y acciones emprendidas en los procesos internos, que afectan positivamente a la rentabilidad operativa”.

Escenario de futuro

Para Badet, el actual escenario del mercado ciclista “favorece a los operadores bien gestionados y organizados, con capacidad de compra, almacenamiento y logística”. Sin embargo, desde el operador catalán reconocen que “en la medida que se crece, los grandes operadores nos vemos obligados a estandarizar más nuestras políticas y perdemos parte de la flexibilidad de la que disponen estructuras de menor tamaño”.

Por último, el coordinador de las tiendas augura un mercado maduro cuando se normalice la demanda, similar al de 2019. En este escenario, “sobrarán operadores tanto a nivel de fabricación, distribución, venta al detalle y servicio web”. Por lo tanto, es probable, según Badet, que se acelere el proceso de compra o fusiones en el mercado.


No hay comentarios

Añade el tuyo