ESENCI@L

En 2021superó sus expectativas facturando 1,1 millones de euros

Biobike inicia su introducción en el mercado ciclista corporativo

Negocia la creación de flotas con empresas de reparto a domicilio

Biobike-2-bis

Desde 2019, Biobike cuenta con un establecimiento especializado en la venta de bicicletas eléctricas de unos 400 metros cuadrados en San Sebastián de los Reyes (Madrid).

(3-3-2022). Biobike acaba de emprender la que espera que sea una nueva y rentable división de negocio basada en la dotación de flotas de bicicletas para empresas. Este objetivo llega después de que el pasado 2021 la enseña facturase 1,1 millones de euros, es decir, un 30% más que el ejercicio anterior.

El gerente de Biobike, Enrique García, asegura que el establecimiento ha arrancado este 2022 “con mucha incertidumbre en las ventas” y que están sufriendo muchos problemas de suministro por parte de los proveedores a causa de los retrasos en las entregas de bicicletas que “llevan pedidas desde el año pasado”.

Pese a ello, García también destaca el crecimiento de la demanda de bicicletas de gama media, especialmente gracias a la incidencia de los modelos eléctricos, a raíz de que “consumidores que en su día probaron este tipo de modelos, han decidido finalmente adquirir una ebike”.

El detallista se muestra confiado en que la llegada de la primavera y la persistencia del buen ritmo de la demanda de la gama media propicien un despertar de las ventas algo adormecidas durante los dos primeros meses de este 2022. “Si se producen ambos factores podríamos tener un año excelente”, pronostica el minorista.

PREVISIONES SUPERADAS

Pese a que las previsiones de facturación del pasado 2021 se situaron en torno a los 600.000 euros, al final del ejercicio, Biobike alcanzó una cifra de negocios de 1,1 millón de euros, según ha revelado su gerente. Ello supuso que la enseña incrementara en un 30% los resultados del año 2020.

De la facturación total registrada en 2021, el 95% procedió de las compras realizadas presencialmente por los clientes de Biobike, tanto en su tienda de San Sebastián de los Reyes, como en la que tienen en Chile, la cual facturó 200.000 euros, mientras que el 5% restante provino de las ventas a través de su ecommerce.  Sobre éste, Enrique García ha argumentado que “nuestra web tiene como objetivo primordial ser el escaparate fiel de lo que el cliente puede encontrar en nuestras tiendas físicas”.

El gerente de Biobike ha apuntado que la tienda de Chile también ha sufrido problemas de abastecimiento, “así como otras dificultades derivadas de la complejo situación política y económica que atraviesa aquel país”

ENTRADA EN EL MERCADO CORPORATIVO

Uno de los principales objetivos de Biobike para este 2022 es dinamizar su introducción en el mercado corporativo de cara a ofrecer a las empresas la opción de que generen sus propias flotas de bicicletas.

Según ha dicho el detallista al respecto, “en estos momentos estamos en negociaciones con compañías muy importantes de reparto a domicilio y todo parece indicar que nos acabaremos entendiendo muy bien”.

Más afiliados a la red de puntos de recogida

Actualmente, Biobike dispone de seis puntos de recogida, ubicados en Barcelona, Tarragona, Cáceres, Murcia, Málaga y Denia. Enrique García ha anunciado el objetivo de acrecentar la cifra de efectivos de dicha red y para ello acaban de lanzar una campaña de captación de nuevos puntos de recogida, los cuales, según ha añadido, “también podrían convertirse en pequeños puntos de venta”.

Una campaña de subvenciones agridulce

La Comunidad de Madrid lanzó el año pasado una campaña de subvenciones para promocionar la compra de bicicletas entre los ciudadanos como medio de transporte alternativo y sostenible.

En opinión del gerente de Biobike, esta campaña, que sigue vigente todavía, “se está desarrollando con cuenta gotas” y que, asimismo “faltaría mucha información sobre la misma”. Estas adversas circunstancias no serían, según el minorista, una novedad, ya que una campaña anterior de tipo similar, pero impulsada desde el Ayuntamiento de Madrid, “fue un desastre, sólo duró unos días y la plataforma de inscripciones era extremadamente confusa”.


No hay comentarios

Añade el tuyo