ESENCI@L

Javier Reyero evalúa el boom que viven los talleres de ciclismo

¿Se avecina un ‘cambio de marcha’ en los talleres de ciclismo?

JAVIER-REYERO-BICI-CON-ALAS-bis

ENCRUCIJADA PROFESIONAL. Javi Reyero, responsable de Elgurudelabici.com, considera que el sector de la bicicleta se halla ante una encrucijada.

(19-10-2021). Los talleres de bicicletas viven un momento dulce. Las ventas de ciclos crecieron un 24% en 2020 y se espera otro 20% más este año. Por descontado, a más bicicletas en circulación, mayor número de reparaciones se necesitan. Como indica Javi Reyero, creador de Elgurudelabici.com, “desde el final del confinamiento los talleres han estado casi siempre a tope”. Sin embargo, este experto advierte que no tendría por qué seguir siendo así.

“2021 está siendo un año espectacular en el que nadie ha parado en el canal ciclista”, afirma rotundo Javi Reyero sobre la actividad de los talleres de bicicletas. Algunos cambios en los hábitos de consumo fruto de la pandemia y la expansión de la bicicleta eléctrica están espoleando el sector.

“Un taller es un termómetro social brutal”, afirma Javi Reyero. La explicación es sencilla: en épocas de bonanza, la gente compra; en épocas de vacas flacas, la gente repara. Esto explica en parte la frenética actividad que viven los talleres de bicicletas en la actualidad.

Sin embargo, el futuro próximo podría no ser tan halagüeño para todos los talleres debido a la falta de formación empresarial. Según Javi Reyero, en muchos casos falta “estrategia”. Y esa será la diferencia entre un negocio de éxito y un simple autoempleo.

Esa necesaria “estrategia” incluye desde las cuestiones de gestión empresarial más básicas,  hasta todo lo relacionado con el posicionamiento en el mercado, la estrategia de marketing y la comunicación. Una política errática en dichos ámbitos lastrará el crecimiento. 

ESCASEZ DE MECÁNICOS

Uno de los factores que tensionan el sector es la escasez de mecánicos. Entre las causas, según Javi Reyero, destacan “un largo proceso de aprendizaje” y las condiciones de trabajo, ya que muchos mecánicos son proclives a cambiar de empleo no solo por el sueldo, sino también por el horario. 

Además, Javi Reyero considera que la nueva titulación de FP sobre mantenimiento de bicicletas no va a cambiar “la situación en el sector en los próximos cinco años” porque “la formación siempre va por detrás del mercado”.

El crecimiento sí que podría ser un bálsamo ante este problema, según Reyero: un mayor número de empleados permite racionalizar horarios y rotar turnos, lo que podría aumentar la retención de mecánicos.

FALTA DE SUMINISTROS

La otra gran cuestión que angustia a los talleres de bicicletas son los problemas con las piezas. Ante el boom de ventas, los fabricantes están dejando algo de lado a los talleres para proveer a las tiendas. 

Aun así, Javi Reyero considera que no es tanto un problema de aprovisionamiento real como el fruto de un exceso de celo por parte de algunos establecimientos, que les ha llevado a “sobrestockarse”. 

La percepción de cierta escasez en la cadena de suministro genera ansiedad en las tiendas, lo que les puede llevar a aumentar el volumen de sus pedidos y tensionar de forma artificial la cadena.

“El hecho de que no haya repuestos es totalmente coyuntural”, afirma Reyero. Además, advierte del riesgo de saturación en el mercado si persiste la crisis.

¿PEDIDOS SOBREDIMENSIONADOS?

En un mercado en que suele pasar más de un año desde que la tienda encarga una bicicleta al fabricante hasta que la acaba vendiendo, resulta difícil hacer previsiones. En este sentido, Javi Reyero considera que las “previsiones de venta actuales son ultraoptimistas”, lo que podría causar una “saturación de stock en 2022”.

De hecho, el sector vive ante la amenaza de lo que los directores de operaciones denominan “efecto látigo”: cuando una tienda observa un aumento de ventas, este incremento de demanda tiende a amplificarse cada vez más en los pedidos a medida que ascienden por la cadena de suministro a través del distribuidor, el fabricante y sus proveedores. La consecuencia es una sobreproducción que quizás no encuentre salida en el mercado.


No hay comentarios

Añade el tuyo