ESENCI@L

Al menos una decena de marcas planean su desembarco

Las cadenas extranjeras de gimnasios que llegarán a España en el curso 2022-23

Marcas de Portugal, Italia, Australia o Países Bajos, entre las interesadas

fitness-up-pacos-de-ferreira

La cadena portuguesa Fitness Up es una de las distintas enseñas extranjeras que esperan aterrizar en España en el curso 2022-23

(8-11-2022) Al menos una decena de cadenas extranjeras de gimnasios prevén llegar a España en este curso 2022-23. El mercado español del fitness, que aún se recupera del impacto causado por la pandemia y del que está generando la crisis energética, verá aumentada en los próximos meses la competencia a través de la entrada de nuevos actores de todo el panorama internacional a un mercado que sigue siendo muy atractivo.

El fitness europeo sigue viendo España como una oportunidad de negocio. El último dato de tasa de penetración de los gimnasios españoles con respecto al total de la población nacional, publicado en el 5º Eurobarómetro del Deporte y la Actividad Física, elaborado por EuropeActive, demuestra que el sector aún tiene un importante margen de crecimiento: solo 13 de cada 100 españoles van al gimnasio. O lo que es lo mismo: hay 87 que, a fecha de abril de 2022, aún no lo hacían. 

Anunci-STARVIE

Históricamente, el español ha sido uno de los mercados europeos a nivel de fitness más activos y atomizados, circunstancia que ha propiciado, especialmente a lo largo de la última década, la llegada y consolidación de actores extranjeros como Basic-Fit (Países Bajos); Curves, Anytime Fitness o Club Pilates (Estados Unidos); McFit (Alemania), Fitness Park (Francia); F45 Training (Australia); CR7 Crunch Fitness (Portugal) o Bigg Fit (Argentina), entre otras. 

A todas ellas se unirán este curso 2022-23, al menos, una decena de marcas más. Algunas han llegado en el tramo final de 2022, otras lo harán en 2023. Llegarán a España, procedentes de países muy distintos y con propuestas muy variadas, para añadir más competencia a un mercado que ha visto acelerado su proceso de concentración en una serie de cadenas que crecen a un ritmo vertiginoso para conquistar la mayor cuota de mercado posible. 

LAS PRIMERAS EN LLEGAR

Una de las primeras marcas extranjeras en irrumpir en España este curso es la alemana Kraftwerk Fitness. Desde principios de septiembre, opera un gimnasio low cost en Tenerife. La compañía tiene una década de vida y gestiona otros 11 centros deportivos en Alemania. 

Su intención no se limita a este local, de 2.000 metros cuadrados, sino que aspiran, a largo plazo, a ser la cadena con más gimnasios en las Islas Canarias: ven factible alcanzar entre 20 y 30 centros en un plazo de cinco años. Inaugurado el primero, ya negocian otros tres locales en Santa Cruz de Tenerife, San Cristóbal de la Laguna y el sur de la isla, proyectos que podrían cerrar este mismo año y que, por tanto, podrían ver la luz ya en 2023. 

Algo antes que Kraftwerk fue la cadena peruana KO Urban Detox, de estudios boutiques de wellness, la que hizo efectivo su desembarco en España. Éste, eso sí, se tuvo que demorar algunos años por la pandemia. El pasado mes de junio abrieron su primer club en la capital, Madrid, donde ya tienen prevista una segunda apertura. De los 40 gimnasios que aspiran a tener operativos en un plazo de cinco años, 10 se ubicarían en España. La cadena inauguró su primer centro en Lima (Perú), en 2008. 

TRIPLE DESEMBARCO PORTUGUÉS

Casi una década después de que, en 2013, Solinca cerrase su único gimnasio en España, son tres las marcas portuguesas que aspiran a tener presencia en nuestro país. La primera de ellas será la enseña de bajo coste del grupo Balance Company, Fitness Factory, que como avanzó CMDsport en octubre ya negocia con un inversor la apertura de su primer gimnasio en suelo español. Sería en la Comunidad Valenciana y vería la luz a mediados de 2023.

La intención de esta compañía, que también podría exportar en un futuro a España la marca intermedia que lanzará en Portugal también el próximo año (Fitness Theory 30), es lograr captar master franquiciados para cada una de las comunidades autónomas del Estado español. Fundada en 2015, Balance Company también quiere crecer en países como India o Brasil.

Otro de los gigantes del fitness en el país luso, Fitness Up, también ha señalado España en rojo dentro de su plan de crecimiento. Diez años después de nacer, en 2012, aspiran a alcanzar los 100 gimnasios en 2027. De cara a 2023, esperan poder empezar a testar su producto en el mercado español con un debut que también podrían concretar en Valencia

La tercera marca portuguesa que pretende tener presencia en el país vecino el próximo año es Bhout, marca de estudios boutique de boxeo que, pese a tener un año de vida (inició su singladura en agosto de 2021), ya se marca cifras ambiciosas: alcanzar los 1.000 clubs y vender más de un millón de sacos inteligentes. 

De otro país del sur de Europa, concretamente de la zona central del Mediterráneo, procede FitActive, una de las cadenas líderes en Italia, donde gestiona más de 80 gimnasios. Aunque su intención inicial era llegar a España en agosto de 2021, han tenido que retrasar sus planes hasta 2023. Según ha podido saber CMDsport, su primer local, en Barcelona, empezará las obras este mes de noviembre. Si todo va bien, el gimnasio verá la luz a principios del próximo año. 

EL RSG GROUP, EN ‘STAND BY’

También Barcelona ha sido la ciudad elegida por la neerlandesa Fit20 para efectuar su desembarco en España. Su intención es abrir su primer centro este mismo otoño. Nacida en los Países Bajos en 2009, esta cadena de estudios de entrenamiento personal cuenta con más de 110 estudios en su mercado natal, además de tener presencia en Reino Unido, Bélgica, Qatar, Nueva Zelanda, Estados Unidos, Marruecos, Francia, Suecia e Irak. 

En Alemania, el RSG Group tiene previsto importar otras marcas de su extenso porfolio a España. Tras consolidar McFit (41 gimnasios) y hacer efectivo el debut de John Reed en Madrid de la mano de Sergio Ramos el pasado mes de enero, el grupo alemán podría traer Gold’s Gym, John Reed Fitness y Heimat. 

En el caso de la primera enseña, la idea sería abrir un centro de gestión propia para luego buscar una expansión mediante franquicias. En el caso de John Reed Fitness, su avance se articularía con clubs propios. La llegada de los clubs premium Heimar se presenta algo más incierta, dado que su debut se hizo efectivo el pasado verano en Los Ángeles. Los planes del RSG Group podrían verse modificados tras el trágico accidente de avión en el que perdió la vida su fundador, Rainer Schaller. También falleció su hijo. El resto de la tripulación a bordo siguen desaparecidos en Costa Rica. 

AUSTRALIA, ATENTA

Desde otro de los países pioneros a nivel de fitness en el mundo, Australia, llegarán el próximo año a España otras dos cadenas de gimnasios. De entrada, F45 Training ultima el debut de su marca boutique FS8, actualmente tan solo operativa en Australia. España podría convertirse este mismo año en uno de los primeros países en probar esta vertiente holística del fitness, que combina movimientos del yoga y del pilates en un circuito de 45 minutos. Los entrenamientos se desarrollan en ocho módulos de entrenamiento. 

F45 Training también tiene previsto crecer con su marca principal, con la que este 2022 ya ha abierto cuatro centros en España, siendo el actual su año más expansivo en nuestro país. 

Otra cadena australiana que llega pisando fuerte es Body Fit Training, que asegura tener un plan para convertir España en uno de sus principales mercados: quieren tener 120 franquicias, 80 en Madrid y 40 en Barcelona. Nacida en 2016 en Melbourne, esta marca pertenece desde el año pasado al grupo Xponential Fitness. 

¿Y AMÉRICA, QUÉ?

CMDsport también se ha puesto en contactos con otros gigantes del continente americano para saber si el desembarco en España entraba en sus planes. En el caso de la brasileña Smart Fit, la empresa lo descartó “por ahora” justo hace un año para focalizar su objetivo de crecimiento en Latinoamérica. Este medio, sin embargo, ha podido confirmar que llegó a negociar su aterrizaje en España antes de la pandemia, unos planes que se vieron desbaratados por el estallido del covid. 

Otra gran cadena americana, en este caso la estadounidense World Gym. Según ha podido saber CMDsport, el gigante norteamericano está planeando una “agresiva expansión por todo el mundo”, y según apuntan fuentes sectoriales de buena solvencia, España estaría entre los mercados señalados en su crecimiento mundial. Fuentes de la cadena consultadas por este medio, sin embargo, aseguran que no pueden “confirmar ni desmentir” si llegarán a España el próximo año. 


No hay comentarios

Añade el tuyo