ESENCI@L

Ha inaugurado 18 nuevos centros en un año marcado por la pandemia

Altafit concluirá 2020 cumpliendo su objetivo de expansión

Empata con Brooklyn Fitboxing en la cima del podio de cadenas más expansivas 2020

ALTAFIT-José-antonio-Sevilla-bis

Además de los objetivos alcanzados en cuanto a expansión de efectivos, el máximo responsable de la cadena de gimnasios Altafit, José Antonio Sevilla, se ha mostrado satisfecho de otros logros alcanzados este 2020 como el nuevo servicio digital que han introducido (Move), así como del nuevo club de corredores, Gym4Run.

(24-12-2020). Altafit cerrará este 2020 siendo, junto a Brooklyn Fitboxing, la cadena que ha abierto más gimnasios en España. La cifra habría sido mayor de no haber estallado la pandemia, pero es suficientemente elevada como para que la cadena dé por buena la expansión realizada durante este año.

Con 83 centros repartidos por todo el territorio español, Altafit terminará este año consolidada como la tercera cadena con más gimnasios en el país, sólo superada por los licenciatarios de la cadena de centros de CrossFit y Brooklyn Fitboxing. Con ésta última ha empatado en centros inaugurados a lo largo de este 2020: 18. “Ha sido un buen año a nivel de aperturas para nosotros, a pesar del confinamiento, que nos ha obligado a retrasar obras”, reconoce José Antonio Sevilla, fundador y director general del grupo Altafit.

La pandemia frenó tres de los diez proyectos que tienen firmados y que querían abrir a lo largo de esta anualidad. A la espera se mantienen tres locales en Madrid, dos en Barcelona y Alicante, uno en León, uno en Bilbao y otro en Rentería. “Forman parte de una expansión muy ambiciosa que teníamos programada. Todos los contratos están firmados ya, y ahora es nuestra decisión ver cuándo los ponemos en marcha”, añade Sevilla.

De cara al 2021, Altafit espera poder retomar el plan de crecimiento, tanto de centros de nueva planta como de adquisiciones de gimnasios ya existentes, sin marcarse ninguna cifra concreta a nivel de aperturas. “Intentaremos estar muy preparados para que, cuando todo se normalice, seamos lo más competitivos posible”, expone.

ALQUILERES MÁS FLEXIBLES

Una de las pocas consecuencias provocadas por la pandemia que ha favorecido a cadenas con músculo para expandirse como Altafit es la flexibilidad de los precios de los alquileres. “Hay cierta sensibilidad en los arrendadores a bajar los precios de los gimnasios en los que operamos, y cuando miramos un local nuevo vemos un cierto margen de negociación para bajarlos, aunque aún no es exagerado”, celebra el socio fundador de Altafit.

El directivo reconoce que han cumplido los objetivos de expansión para este año, y anticipa que pese a tener ya varias próximas aperturas en lista de espera, siguen analizando nuevos proyectos: “Vamos con mucha prudencia, incluso hemos rechazado cosas que nos han podido entrar, sobre todo por motivos de precio, pero no paramos de analizar”. Mientras dure la pandemia, la cadena mantendrá una estrategia de austeridad en los gastos.

MOVE ALTAFIT, NUEVO SERVICIO DIGITAL

Altafit empezó a ofrecer contenidos digitales bajo demanda hace unos cuatro o cinco años. Con el estallido de la pandemia, impulsaron el desarrollo de su aplicación propia, MyAltafit, a la que añadieron a finales del pasado mes de noviembre un nuevo servicio: Move.

Con Move, los clientes de Altafit pueden personalizar sus entrenamientos digitales filtrando los contenidos en función de distintos parámetros. El servicio incluye centenares de vídeos de entrenamientos por objetivos y sesiones en directo que los usuarios pueden seguir desde cualquier soporte móvil desde los centros de la cadena o sus domicilios.

“Hemos puesto en valor el trabajo de nuestros equipos, que para mí es lo más importante. Hemos desarrollado la aplicación usando nuestros propios recursos y con nuestra propia metodología”, destaca Sevilla.

El empresario también celebra el éxito de otra iniciativa, Gym4Run, que ya cuenta con más de 500 abonados por todo el país, algunos de ellos personas que no corrían anteriormente. “Las empresas tenemos que estar donde y cuando quiera el cliente. Escucharlos es clave para adaptarnos a ellos y que siempre que quieran consumir deporte lo hagan con nosotros”, reflexiona el CEO de la cadena.

PÉRDIDA DE UN TERCIO DE LOS SOCIOS

A falta de cerrar el ejercicio con los datos finales de todos sus franquiciados, Altafit prevé cerrar el 2020 con una caída de entre el 35% y el 36% de la facturación a gimnasios comparables. La expansión vivida a lo largo de este año les permitirá compensar en parte ese descenso. La pérdida de socios en los centros comparables es similar a la de la facturación: de entre el 35% y el 38%.

La restricción de aforo en las clases colectivas es una de las restricciones que más han afectado a los centros de Altafit, porque la alta demanda de plazas y la oferta limitada han aumentado la fuga de muchos abonados. “Al tener tantos centros nos han afectado todas las medidas. Hay criterios que no se entienden, como el de prohibir las duchas al no poder usar las mascarillas y sí permitir, en cambio, no usarlas en las terrazas de los bares mientras se come o bebe”, lamenta el empresario, que critica la “improvisación constante” de normativas.


Hay 1 comentario

Añade el tuyo
  1. Manuel

    Pues a ver si pagan, porque los centros abiertos que compran lo hacen con pago aplazado, que después no pagan y hay que reclamarselo judicialmente. Mucho cuidado con Altafit, porque prometen mucho, pero luego a cobrar al juzgado. Asi se expande cualquiera


Publicar un nuevo comentario.