ESENCI@L

Qué hacer con el Big Data y otras cuestiones sobre cómo llegar al nuevo cliente

Conclusiones del Motionsoft Technology Summit 2018

big-data

Un alto porcentaje de empresas admite "ahogarse" entre la ingente cantidad de datos que recoge sobre sus clientes.

(18-10-2018). Gracias a los avances tecnológicos, son cada vez más los datos que se recopilan de los clientes, pero también crecen las dudas y agobios sobre qué hacer con toda esa información conocida como ‘big data’. La Cumbre sobre tecnología de Motionsoft Technology Summit 2018 ahondó sobre esta problemática y otras cuestiones sobre cómo llegar y satisfacer al nuevo cliente.

La tecnología brinda la posibilidad de conocer mejor a los clientes y, en consecuencia, personalizar los servicios que se les ofrecen. Sin embargo, cuanto más se integra la tecnología en las rutinas de las empresas y de su clientes, mayor es el flujo de datos que se obtiene de estos usuarios.

El conocido de forma generalizada como Big Data es tan abundante que puede llegar a ser abrumador. Así lo confiesan operadores dentro del sector del fitness como el director de tecnología de la compañía norteamericana Anytime Fitness, Ryan Masanz, quien afirma que las empresas de este sector “somos ricos en datos y pobres en conocimiento”.

Anunci-CMD

Masanz hizo esta declaración durante la celebración de la Cumbre de Tecnología Motionsoft celebrada del 3 al 5 de octubre en Washington DC, Estados Unidos. La cita reunió a cerca de 150 proveedores tecnológicos, gestores de gimnasios y profesionales relacionados con la tecnología.

Otro de los participantes en la cumbre fue el Ceo de Styku, el escáner corporal en 3D para gimnasios, Raj Sareen, quien señaló en referencia a las declaraciones realizadas por el representante de la cadena Anytime Fitness que “la sensación de estar ahogado en datos se comienza a superar empezando por saber lo que se está buscando, por tener una hipótesis”. Una opinión que recogieron más participantes en la Cumbre, quienes opinaron que “no todo gira entorno a la tecnología”, siendo ésta una herramienta que hay que saber usar con un propósito.

Llevar la personalización de los servicios a un nuevo nivel

Además de la gestión de los datos, la Cumbre también dio pie a otros debates en torno a cuestiones como la personalización de los servicios, buscando aumentar el nivel de involucramiento de los usuarios con la marca. Dentro del sector del fitness, los participantes en el evento apuntaron a la necesidad de aprender cómo personalizar mejor la experiencia de los usuarios, siendo uno de los ámbitos de trabajo sugeridos la prescripción y recomendación de entrenamientos. En este sentido, Jeff Helfgott, director de estrategia y desarrollo en Excel Fitness Holdings, puso como ejemplo a la marca deportiva Nike. “Nike compró listas de corredores que completaron varias carreras y envió emails de felicitación a cada corredor después de finalizar su competición junto con una recomendación de zapatilla deportiva que podría ayudarle a mejorar sus resultados en la próxima carrera”, explicó concluyendo que “encontrar una manera de ser personal con los clientes y clientes potenciales es clave para la personalización y el compromiso”.

Fitness doméstico

Otro tema que despertó un animado debate fue el auge del entrenamiento físico en casa. Un crecimiento que Garrett Borunda, de 24 Hour Fitness, atribuyó a tres factores: “el crecimiento del espacio de almacenamiento digital que permite poner mucha más tecnología y capacidad en el bolsillo de los consumidores, el aumento de la velocidad digital y la evolución de la capacidad de conectividad para obtener información de un lugar a otro”.

Borunda exclamó que es necesario “encontrar las oportunidades basadas en estas tecnologías”, siendo una de estas oportunidades el streaming o fitness bajo demanda, que permita a los gimnasios “salir de sus muros y llegar a más de los 30 usuarios que caben en una clase”.

Ann Marie Barbour, cofundadora de SoulBody, señaló al respecto que lejos de ver el fitness doméstico como una amenaza para los gimnasios, debe verse como una oportunidad. “Los clubes que ofrecen clases bajo demanda para consumo doméstico tienen un aumento del 12% en la asistencia física a clases en grupo”, aseguró.

Paul de Bowman, Ceo de Wexer, añadió que ello puede deberse a que “las clases en casa dan a las personas la confianza que necesitan para entrar en una clase a entrenar con un grupo”, apuntando además que “estamos viendo que el fitness bajo demanda está ejerciendo efectos en el 80% de las personas que no son usuarias de gimnasios”.

“La clave es hacer que avancen hacia la confianza. No te olvides del viaje. El viaje no comienza con entrar en el club. Puede comenzar con digital”, concluyó.


No hay comentarios

Añade el tuyo