ESENCI@L

Para reforzar la seguridad de las instalaciones

B+SAFE equipa con cámaras termográficas a CrossFit Singular Box Granada

B+Safe equipa con cámaras termográficas a CrossFit Singular Box Granada 2

Imagen de la cámara termofráfica de B+Safe.

(20-10-2020). El centro CrossFit Singular Box Granada, ha incorporado dos cámaras termográficas de B+SAFE para el control de temperatura en tiempo real y sin archivado de datos. El club, de 3.000 metros cuadrados, ya contaba con un desfibrilador de la empresa, con el que ya han salvado una vida: la de un viandante cercano al centro.

La empresa B+SAFE (Grupo ALMAS Industries) ha instalado dos cámaras termográficas en el centro CrossFit Singular Box Granada. Se trata de “la utilización de una sofisticada tecnología que permite reforzar la seguridad de los trabajadores y los clientes frente al Covid-19”, explican desde la empresa.

Las instalaciones de CrossFit Singular Box Granada cuentan con 3.000 metros cuadrados divididos en varias plantas y con en zonas delimitadas de entrenamiento. Ofrece servicios de fisioterapeutas y de nutricionistas que completan la formación deportiva de sus clientes.

Más protocolos

Además, con un protocolo que incluye la realización de control serológico periódico del personal, desinfección total y constante de sus instalaciones, delimitación de zonas de entrenamiento individual de seguridad, aforo de 15 personas por planta independiente del centro, cita previa, kit de desinfección para clientes y alfombrillas desinfectantes para el calzado, enumeran desde B+SAFE.

También cuenta con “un desfibrilador DOC, instalado anteriormente y con el que ya han salvado una vida: la de un viandante cercano al centro. Estos equipos son ahora más importantes que nunca ya que a los 40.000 paros cardiacos anuales se unen las secuelas del COVID que afectan también al corazón”, destaca la compañía.

Control

Desde B+SAFE aseguran que “la instalación de las dos cámaras termográficas permite controlar el acceso con verificación de temperatura en tiempo real y sin archivado de datos, de todas los clientes y del personal, ayudando a minimizar el riesgo”.

Para ello, se ha implementado un apartado específico en los contratos que incluye la obligación de someterse a dicho control voluntario en beneficio de toda la comunidad y comprometiéndose a no acceder en caso de arrojar temperaturas altas al momento de la medición.

De acuerdo con estos protocolos, si alguien presenta una temperatura superior a la recomendable en base a los criterios de las Autoridades Sanitarias, se le pedirá que se marche a casa recomendándole seguir los protocolos establecidos. La instalación de las cámaras ha sido acogida muy positivamente por los empleados, clientes y proveedores que se sienten más protegidos dentro del recinto, mediante estos equipos que, además no causan ninguna molestia, afirma la compañía.

Interior del centro CrossFit Singular Box Granada.


No hay comentarios

Añade el tuyo