ESENCI@L

Ampliación de la prestación de servicios con el consistorio barcelonés

Claror se hace con la gestión del Club de Tennis Sant Joan Despí

Claror Club de Tennis Sant Joan Despí

El Club de Tennis Sant Joan Despí está ubicado cerca de la sede central de TV3.

(24-7-2017). Llinarsport SL, la entidad que forma parte del grupo Claror, prestará servicios al Club de Tennis de Sant Joan Despí, ciudad donde ya prestaba servicios en hasta seis instalaciones deportivas.

Llinasport, una de las enseñas que forman el grupo Claror junto a la Fundació Claror y la Fundació Can Caralleu, inició la prestación de servicios a los centros municipales de Sant Joan Despí en 2014.

El acuerdo con el gobierno municipal ha permitido a la misma sociedad realizar la prestación de servicios en el polideportivo Francesc Calvet y en el Salvador Gimeno, las piscinas de verano Fontsanta, la pista polideportiva Ugalde y los campos de fútbol Les Planes y Barri Centre. Ahora, también, el Club de Tennis Sant Joan Despí.

Club de Tennis Sant Joan Despí

La nueva incorporación al grupo Claror consta de 10 pistas de tenis, 9 pistas de pádel, una sala de fitness de 150 metros cuadrados, dos salas de actividades dirigidas, vestuarios y un bar/restaurante, a los que se prestarán los servicios de atención al público y administración, escuela y entrenamientos personales de tenis y pádel, campus de verano, servicio de fitness, actividades dirigidas, y limpieza.

La decisión se aprobó en el pleno ordinario del consistorio celebrado el pasado 22 de junio y significa la ampliación del contrato entre Llinasport SL y el Ayuntamiento de Sant Joan Despí, que implica también la subrogación de los 13 trabajadores del club de tennis.

Hasta ahora, el Club de Tennis estaba gestionado por la Federación Catalana, que ha renunciado a seguir con la gestión por no ser un proyecto estratégico ni para ellos ni para la española.

Primera actuación importante 2017

En 2015, Claror inició un plan para ir renovando los distintos centros empezando por Sardenya y Marítim. En 2016 fue el turno de la reforma integral de Cartagena, así como de pequeñas actualizaciones como la del CEM Can Caralleu con Technogym.

Ya en 2017, la enseña ha sido pionera en la introducción de las pulseras Swimtag para los abonados que acudan a la piscina de su centro de Can Caralleu; y ahora anuncia también la renovación de su página web en versión ‘responsive’ o, en otras palabras, que se adapta al smartphone (de donde proceden el 65% de sus visitas).

La organización pretende ofrecer más información al abonado para reducir las consultas a recepción y las llamadas telefónicas y mejorar la atención al socio. Además, trabaja en la futura implementación de la posibilidad de reservar pistas de tenis y pádel en los clubes donde dispone de este servicio, además de consultar las plazas disponibles que quedan para un determinado cursillo.

Finalmente, Claror trabaja conjuntamente con MyVitale para ofrecer a sus abonados una app de entrenamiento personalizado donde consultar el entreno, así como registrar y medir los frutos de su esfuerzo.

La cadena de gimnasios facturó 21 millones de euros en 2016, que superan los poco más de 20 con los que se cerró el 2005 y rozan el 5% de crecimiento. En 2017 esperan alcanzar los 22 millones.


No hay comentarios

Añade el tuyo