ESENCI@L

Con el 43% de clubes cerrados, se centra en iniciar las obras de sus próximos proyectos

Dreamfit pone rumbo a los 25 gimnasios

La cadena no prevé un cambio de comportamiento en los usuarios tras la pandemia

dreamfit-se-propone-llegar-a-25-gimnasios-bis

Dreamfit se centra este 2021 en la puesta en marcha de los proyectos retrasados a raíz del estallido de la pandemia.

(8-2-2021). Dreamfit desempolva la maquinaria e inicia las obras de la que será su primera apertura de este 2021, a la que podrían seguir cinco proyectos más, con los que la compañía podría alcanzar las 25 unidades operativas al finalizar el año. La cadena prepara sus centros para un posible cliente post-Covid que podría no ser tan diferente al de antes de la pandemia.

Dreamfit ha arrancado 2021 con un 43% de sus gimnasios cerrados debido a las restricciones impuestas en las distintas comunidades autónomas, lo que le ha llevado a prácticamente dar por “perdida” la campaña de enero.

Con un febrero que arranca con la continuación de muchas de las medidas anti Covid19, la cadena se encomienda a la vuelta del verano para iniciar una recuperación que, a juicio de su Ceo, Rafael Cecilio, seguirá todo el 2022, no siendo hasta 2023 cuando “podamos volver a alcanzar niveles similares a los de 2019”. Un 2019 en el que la compañía registró los mejores resultados de su historia, girando 23,5 millones.

Tras un 2020 en el que su facturación se redujo un 32,3% hasta los 15,9 millones, Dreamfit se centra este 2021 en recuperar terreno, por un lado, a través de los centros operativos, que tras la suavización de las medidas en Catalunya ascienden a 11 gimnasios (que supone el 57% de su red de centros), así como la puesta en marcha de los proyectos retrasados a raíz del estallido de la pandemia.

CINCO NUEVOS CENTROS

Así, la compañía ha arrancado su maquinaria expansiva iniciando las obras del club que Dreamfit debería inaugurar el próximo septiembre en Barakaldo (Bizcaia). A este proyecto, se le sumarán en los meses de mayo y junio las obras de los centros proyectados en San Sebastián, Parla, Vitoria y L’Hospitalet de Llobregat, cuyas aperturas se han fijado para finales de este año, siempre y que el avance de la pandemia lo permita.

Quedarán en el tintero, ya con vistas a materializarse en 2022, los gimnasios que la cadena low cost ha previsto implantar en Getafe y en Coruña, según ha especificado la empresa, proyectos todos con los que alcanzaría las 26 instalaciones operativas.

La cadena afronta los proyectos con la tranquilidad de contar con solvencia económica. “Afortunadamente, nuestra situación previa al Covid era muy buena, con muchos ingresos y poca deuda”, explica Rafael Cecilio, a lo que se suma un crédito ICO por valor aproximado de 9 millones de euros que hace afrontar el futuro “sobre seguro”.

Una demanda que llegará tarde

Sin embargo, Cecilio lamenta la situación dramática por la que pasa una parte importante del sector fruto de “decisiones políticas irracionales” que han llevado a “cierres injustificados” y que “la experiencia en comunidades como la de Madrid ha demostrado que carecían de fundamento”.

El Ceo de Dreamfit es consciente de que la situación de la compañía podría ser “muy diferente y muy difícil si no fuera porque el grueso de nuestros gimnasios se encuentran en Madrid”, habiendo demostrado dicha comunidad que “la pandemia ha evolucionado igual con los gimnasios abiertos que en otras regiones en la que se han cerrado”.

También critica que el sector no haya sido compensado con ayudas, siendo las pocas emitidas “irrisorias para el daño causado”. Y confía en el progreso de la demanda interpuesta a través de la Fneid, cuya resolución confía en que será positiva “porque es de justicia y por comparación con el trato conferido al sector en otros países”, aunque lamenta que “llegará tarde para un alto porcentaje de gimnasios que se encuentran en la cuerda floja”.

Clientes, no tan diferentes

En opinión de Rafael Cecilio, el sector enfila el “último arreón”, pronosticando una mejora de la situación en general para después del verano. Será cuando la cadena piense en recuperar el 47% de los clientes perdidos como consecuencia de los cierres y el miedo al contagio imperante en la sociedad.

Preguntado por el comportamiento que presentarán los clientes una vez pase la pandemia, admite haber iniciado “una preparación a los posibles cambios de tendencia”, sin bien se muestra poco convencido de que vayan a ocurrir. En su lugar, opina que “vamos a vivir respuestas similares a las vividas en pandemias anteriores, como la de la Gripe Española, a la que siguieron los ‘alegres años 20’, siendo probable que después de la pandemia, todos busquemos volver a juntarnos con la gente, ya sea en conciertos, teatros, discotecas o dentro de los gimnasios”.


No hay comentarios

Añade el tuyo