ESENCI@L

Entrevista al nuevo propietario y CEO de Crossfit

Eric Roza: “Quiero que mil millones de personas hagan Crossfit en el mundo”

eric-roza-propietario-y-ceo-de-crossfit-bis

CAMBIAR TRES COSAS DE LA GENTE CON EL CROSSFIT. Según asegura Eric Roza, propietario y CEO de Crossfit, pretende que el Crossfit "haga a la gente más sana, más feliz y que viva mejor y más tiempo, sin dolores, enfermedades o depresiones".

(24-8-2020). Eric Roza es, desde el pasado 24 de junio el nuevo propietario y CEO de Crossfit. El directivo ha concedido esta entrevista, la primera que concede a un medio de información de fuera de los Estados Unidos, para explicar cuáles son sus objetivos de esta empresa que, según reconoce, “hacía tiempo que soñaba que un día dirigiría”.

Menos de un mes después de firmar el contrato de compra-venta de CrossFit, Eric Roza, el flamante CEO y nuevo propietario de la compañía, atiende por primera vez a un medio de comunicación de fuera de los Estados Unidos. CMDsport ha podido hablar con el atleta, propietario de un box con 4.000 miembros, y especialista en nuevas tecnologías sobre los planes de futuro que tiene para CrossFit, una empresa que cambió su vida hace diez años y que ahora, desde su dirección, pretende potenciar.

Queremos ayudar a todos los gimnasios que tenemos por todo el mundo a sobrevivir y a prosperar en la era COVID-19

¿Qué cambios quiere implantar en CrossFit?

Hay dos grandes focos de atención en los que centrarse. El primero, ayudar a todos los gimnasios que tenemos por todo el mundo a sobrevivir y a prosperar en la era COVID-19. Creemos que a lo largo del próximo año el coronavirus seguirá teniendo un papel importante. Tenemos 14.000 negocios afiliados de CrossFit y necesitamos ayudarles lo máximo posible. El otro punto en el que nos centramos es llevar CrossFit a más personas en todo el mundo. A largo plazo, aspiramos a que CrossFit sea diez o cien veces más grande de lo que es ahora.

 ¿Cómo ve CrossFit en el futuro a corto y medio plazo?

Veremos muchos cambios. Algo que no cambiará es que seguiremos enfocados en la metodología, en la manera en cómo debe moverse el cuerpo.

También seguiremos potenciando la idea de comunidad. Alrededor de estos conceptos encontraremos más maneras para acercar la metodología y la comunidad de CrossFit a más gente en todo el mundo. Este es el gran cambio: llegar a mucha más gente. A gente que tiene miedo de CrossFit o que piensa que no lo necesitan porque pueden ir en bicicleta o ir a nadar. Queremos que entiendan que CrossFit les puede ayudar a hacer eso mucho mejor.

 ¿Cuántos afiliados han tenido que cerrar en el mundo debido al COVID-19?

No lo sé. En el estado de California y la ciudad de Nueva York, por ejemplo, no permiten a los atletas practicar CrossFit en instalaciones cerradas. Tienes que ir al exterior. Está bien en agosto, pero no lo estará tanto en noviembre o diciembre en Nueva York.

Es totalmente distinto un centro CrossFit dando clase con 10 personas a un gran gimnasio con una afluencia de 1.000 personas diarias

Intentamos convencer a las autoridades de que, desde el punto de vista de la salud pública, es totalmente distinto un centro CrossFit dando clase con 10 personas a un gran gimnasio con una afluencia de 1.000 personas diarias. Hay que medir las diferencias. Queremos demostrar que nuestra actividad es positiva para la salud pública, tanto física como mental. Si hacemos bien nuestro trabajo y los afiliados nos ayudan, seremos capaces de mantener más gimnasios CrossFit abiertos.

 ¿Cómo fue la compraventa de Crossfit con Greg Glassman?

Fue increíble. Hace ocho años y medio decidí, y así se lo dije a mis amigos e incluso al CEO de Reebok, que aún se acuerda de ello, que un día compraría y lideraría CrossFit. Me dijeron que esto nunca ocurriría. Es algo que siempre he querido con todo mi corazón.

Lo que ocurrió con Greg fue que quizás él necesitaba hacer un cambio. Conocí personalmente a Greg hace apenas un par de meses, y desde entonces nos hemos visto en tres ocasiones cara a cara.

Toda mi vida he estado esperando una oportunidad como esta

Él tuvo que entender quién era yo como persona, se preocupó mucho por el futuro de CrossFit, por su legado. Le íbamos a pagar lo que costara, pero le expliqué que yo no quería ser el propietario para hacer dinero. Se trata de que toda mi vida he estado esperando una oportunidad así. Poder llevar a CrossFit al siguiente paso. Le dije que sentía que era la persona adecuada para hacer avanzar su legado hacia adelante. Hay gente buena empezando cosas y hay gente buena adquiriendo y mejorando empresas ya existentes. Yo he hecho ambas cosas, aunque creo que soy mejor en lo segundo.

¿Se puede decir la cantidad de la compraventa?

No anunciaremos públicamente la cantidad.

 Tras la polémica surgida por el tweet de Glassman, mucha gente cuestionó los valores de la empresa. ¿Qué valores quiere desarrollar usted en CrossFit?

Queremos ser inclusivos. Me gusta ver a todo el mundo como personas que tienen cosas en común y también diferencias.

Cuando entras en un gimnasio CrossFit, da igual qué edad, raza, sexo o la educación escolar tienes

Todos queremos ser mejores personas pese a tener unas diferencias que entre todos respetemos. Cuando entras en un gimnasio CrossFit, da igual qué edad, raza, sexo o educación escolar tienes. Trabajas duro junto con otra gente y luego compartes los resultados. Es mágico. Creo que puede cambiar la sociedad. Cuando empecé a hacer CrossFit, hace diez años, empecé a hacer amigos que eran algo más jóvenes que yo. Y ahora mis amigos en CrossFit tienen la mitad de mi edad. Tengo 53 años y tengo amigos de 23. Cuando empecé no conocía a nadie de 23 años. Es algo maravilloso.

 ¿Qué novedades pueden esperar los afiliados de esta nueva etapa?
Más apoyo, más herramientas, más formación y compartir más información. Si piden un software mejor o pagar menos por las camisetas que venden, debemos poder ayudarles.

CrossFit siempre se ha dirigido a la gente en inglés; creo que ahora debemos empezar a hablar también en otros idiomas

Si un afiliado conoce una manera de entrenar a gente mayor de 60 años con un buen método, queremos que se comparta esa información. Hay 14.000 empresarios diferentes aprendiendo cosas cada día, y esos conocimientos no se compartían. Esto no ocurría hasta ahora y es muy importante. Queremos escuchar lo que necesitan los afiliados para poder ayudarles mejor.

Pongo un ejemplo. CrossFit siempre se ha dirigido a la gente en inglés. Debemos empezar a hablar en otros idiomas. Desde el español al chino, pasando por el japonés. Cerca del 60% de los practicantes de CrossFit viven fuera de los Estados Unidos en este momento. Pero los Estados Unidos representan menos del 5% de la población mundial. Así que creo que el 80% o el 90% de los atletas de CrossFit tienen que ser de fuera de los Estados Unidos. Tenemos mucho trabajo por delante.

¿Su idea es potenciar la expansión mundial de la marca?
Exacto. En septiembre incorporaremos a un responsable del área de negocio de CrossFit que trabajará íntegramente fuera de los Estados Unidos. Esta figura no existía antes, y marcará una gran diferencia. Estará todo su tiempo pensando qué hacer en España, Costa Rica, Japón, Corea… Tendré a alguien que todo el rato me estará recordando que hay que hacer cosas fuera de los Estados Unidos. Cómo llegar a la gente de África o en Argentina, donde solamente hay 25 gimnasios de CrossFit a día de hoy. En Brasil hay 1.000. Queremos tener 1.000 centros en Argentina y creo que ahí también lo quieren. Así que tendremos que ver qué podemos hacer diferente.
CrossFit contribuye a rendir mejor; si te gusta esquiar, ir en bicicleta o levantar a tu nieto en brazos, te ayudará a hacerlo mejor
 Ha reconocido en alguna ocasión que CrossFit le cambió la vida. ¿De qué manera le gustaría que cambiara la vida de los atletas en los próximos años?

Quiero que CrossFit cambie la vida de las personas de tres maneras. Primero, lograr gente más sana. Segundo: hacer a la gente más feliz. Y tercero, conseguir que la gente viva mejor y más tiempo, sin tantos dolores, enfermedades o depresiones. CrossFit, además, contribuye a rendir mejor. Si te gusta esquiar, ir en bicicleta o levantar a tu nieto, te ayudará hacerlo mejor.

A lo largo de su carrera se ha especializado en nuevas tecnologías. ¿Cómo puede integrarlas en CrossFit?

De tres formas. Primero, integrando la tecnología en cada centro para gestionarlo mejor. Segundo, conectando a todos los centros entre sí y con nosotros. Y en tercer lugar, para conectar mejor con los consumidores de todo el mundo. Hay mucha gente por todo el mundo practicando CrossFit. Queremos llegar a todos estos y muchos más para que nos vayan descubriendo.

¿Su ambición es lograr que CrossFit sea uno de los deportes más practicados y seguidos en todo el mundo?

Me encanta esta idea. Mi objetivo es alcanzar mil millones de personas de todo el mundo haciendo CrossFit. Y quizás después de esto ya nos situaremos por detrás del fútbol.

Creemos que el CrossFit puede ser uno de los deportes más seguidos en todo el mundo. Nos centraremos mucho en esto. Que la gente vea a alguien practicando CrossFit y diga: “Quizás algún día lo pruebe yo”.


No hay comentarios

Añade el tuyo