ESENCI@L

Fitness empresarial, una nueva salida laboral para los educadores físicos

Conclusiones del taller de Coplefc en Healthio 2018

coplefc-healthio1

(24-10-2018). El Colegio de Profesionales de la Actividad Física y el Deporte de Catalunya (Coplefc) celebró, en el marco del salón Healthio en Barcelona, un taller en el que abordó las nuevas salidas laborales que presenta el concepto de ’empresa activa’ para los educadores físicos.

Coplefc estuvo presente del 16 al 18 de octubre en el Salón Healthio dedicado a la innovación en el ámbito de la salud, celebrado en la Fira de Barcelona, donde organizó diversas actividades para enfatizar la importancia de la actividad física en la salud, así como reflexionar sobre el concepto de ’empresa activa’ y el papel que deben jugar en él los educadores físicos.

Precisamente, este fue el tema escogido para el debate que el Colegio celebró en la última jornada, el día 18, en el que se discutió sobre un nuevo futuro profesional que se presenta ante el colectivo de graduados en CAFyD.

Bajo el título ‘Empresa Activa: el papel de los educadores físicos, una oportunidad laboral por conquistar’, el debate contó con la participación de Anna Puig (col. 8989), coordinadora del grupo de investigación en Deporte y Actividad Física (GREAF) y profesora del Grado CAFyE en la Universidad de Vic; Dolors Solé, representante del Instituto Nacional de Seguridad y Salud en el Trabajo (INSST), dependiente del Ministerio de Trabajo; Raquel Fuentes, enfermera especialista en medicina del trabajo del Servicio de Prevención de la empresa Henkel; Juan Carlos Santamaría y Gonzalo López, director técnico y director de desarrollo, respectivamente, y cofundadores de InitHealth, plataforma digital vasca para empresas activas perteneciente al grupo Init, y Jordi Costa (col. 59254), miembro de la Comisión de Actividad Física y Salud del Coplefc, experto en actividad física en el ámbito laboral. El encuentro fue moderado por el consultor Daniel Lara (col. 11699).

Anna Puig expuso que “no todo vale cuando se habla de disponer de empresas activas”. Argumentando que la actividad debe ser “la adecuada y con una tendencia a profundizar en la personalización”. Apuntó que los cambios que se realicen deben ser a largo plazo, porque “de lo que se trata realmente es de cambiar estilos de vida”. Asimismo, insistió en la supervisión del profesional de la actividad física que “deberá asumir la aplicación propiamente del programa deportivo empresarial y será quien haga la evaluación y el mantenimiento en el tiempo”.

Por su parte, Juan Carlos Santamaría y Gonzalo López se refirieron al papel de la tecnología, con la implantación de diversos dispositivos móviles (wereables) y las múltiples aplicaciones digitales. Santamaria advirtió que “por sí sola, la tecnología no sirve”, ya que “la media de vida de las apps en los dispositivos móviles es de solo tres días”. Asimismo, destacó la importancia para las empresas de ser activas y saludables: “Según la OMS, el 5% del PiB mundial se desvanece por culpa del absentismo laboral, afectado por las deficiencias en la salud de los trabajadores”. A partir de aquí, presentaron su portal que se basa en tres pilares; la alimentación, la actividad física y el bienestar, usando estrategias de gamificación.

Dolors Solé, médico y representante de INSST, afirmó con contundencia que la actividad física en las empresas “ha venido para quedarse”. Advirtió que “los datos más actuales indican que alrededor del 50% de los accidentes laborales son de carácter no traumático”. También destacó el hecho de que la implantación del fitness empresarial no afecta solo a grandes empresas sino también a medianas y pequeñas que “no deben excluirse de esta materia, a través de fórmulas imaginativas de acuerdo con los profesionales de la actividad física o los educadores físicos”. Y señaló que la etiqueta ’empresa saludable’ es “un resultado multifactorial, con actuaciones como pueden ser competiciones, charlas y talleres para los trabajadores, practicar actividad física pagada fuera o dentro del horario laboral, acuerdos con gimnasios, incorporación de profesionales en las empresas o presencia de entrenadores personales, entre otros”.

En este sentido, Jordi Costa del Coplefc, dio algunos ejemplos de actividades simples y adaptables a cualquier empresa, independientemente de la dimensión, como colocar la fotocopiadora al fondo de la sala para obligar a los trabajadores a desplazarse o animar a usar las escaleras en vez del ascensor. También distinguió entre los conceptos de actividad física y ejercicio físico, afirmando que “si uno es el punto final, el primero puede ser el punto inicial del proceso saludable”. Y explicitó “la función del educador físico como responsable de asumir la mejora de la condición física con planificación estructurada, buscando la motivación de los destinatarios”.

Dentro del debate, entre otras cuestiones, se planteó la posibilidad del acercamiento de los profesionales de la actividad física y el deporte a los centros de salud de atención primaria. Por otra parte, se pidió que las universidades analicen “si ofrecen la formación adecuada para disponer de promotores del ejercicio físico”. Otra consideración fue la posibilidad de que se cree una lista de empresas saludables con CAFyD. Y se cerró la jornada reclamando la existencia de protocolos y centros que sean promotores de la actividad física como un elemento de salud pública, concepto de valor social y no solo individual.

Además de esta jornada, Coplefc estuvo presente durante los tres días de la feria con un stand desde donde se organizaron diversas actividades de promoción del deporte.


No hay comentarios

Añade el tuyo