ESENCI@L

Prevé abrir tres centros este año y proyecta cuatro para el próximo

Imagym acelera su expansión para alcanzar los 12 gimnasios en 2023

imagym huesca

Imagym emprende su expansión tres años después de su última apertura, que ubicó en Huesca (en la imagen). Con ella sumaba cinco gimnasios, a los que este año se deben añadir tres más.

(17-6-2022). La cadena de gimnasios low cost abiertos 24h, Imagym, ha previsto desembarcar pasado el verano en Castilla y León, donde ubicará tres gimnasios con los que alcanzará las 8 unidades operativas en el mercado. De cara al 2023, planea abrir 4 centros más con los que sumar la docena de clubes.

Imagym suma un proyecto más a los dos previstos al inicio de este año, con los que eleva a 3 las aperturas que la cadena de gimnasios low cost y 24h se ha propuesto llevar a cabo este año. A ellos, se podrían sumar de dos a cuatro clubes más, de cara a 2023, con los que la enseña alcanzaría la docena de unidades en el mercado.

Las primeras de estas aperturas serán las que lleven a Imagym a aterrizar en Aranda del Duero (Burgos) y Ponferrada (León), como ya avanzó CMDsport. Proyectos a los que se añade ahora un primer centro en Palencia, según ha informado la enseña.

1,5 millones de euros para debutar en Castilla y León

Para los tres proyectos se ha previsto una apertura escalonada que dará comienzo con el gimnasio que debe ubicarse en Aranda del Duero, cuya inauguración se llevaría a cabo pasado el verano. El resto, se sucederían en los siguientes meses hasta finales de año, según apunta el Ceo de la compañía, Jairo Fernández.

Estas aperturas supondrán el desembarco de Imagym en una tercera comunidad autónoma, después de debutar en Cantabria en 2013 y adentrarse en Aragón en 2017. Precisamente, fue en esta segunda comunidad donde Imagym efectuó su última apertura hasta la fecha, hace ya tres años, con su entrada en Huesca.

Para cada club, la enseña calcula una inversión inicial necesaria de 500.000 euros, para locales de una superficie media de 1.000 m2, por lo que ha previsto destinar en torno a 1,5 millones de euros en acometer las tres aperturas.

A un 20% de la recuperación total

Actualmente, la enseña gestiona tres clubes en Cantabria (Camargo, Torrelavega y Santander), más dos en Aragón (Zaragoza y Huesca), en los que da servicio a aproximadamente un total de 5.500 clientes. Cifra que supone un 80% en comparación con antes de la pandemia, echando aún en falta la enseña “al público mayor de 60 años, que se resiste a volver”, comenta Fernández.

A pesar de esta merma de clientes, la cadena asegura haber conseguido reducir sus costes hasta el punto de “no disponer de deuda y poder acometer los proyectos futuros con fondos propios y sin recurrir a financiación externa”. Condición que para Fernández es “muy ventajosa”, teniendo solo como peaje totalmente asumible el “crecer de forma lenta y segura”.

Alcanzar la docena de gimnasios

De hecho, desde su fundación, hace ahora 9 años, la cadena había trazado un plan de expansión que consistía en una apertura por año. “Llegó la pandemia y paralizamos todos los proyectos, y ahora parece que queramos recuperar terreno, pero simplemente se han sucedido oportunidades en el momento adecuado”, explica el directivo de la cadena.

Una vez se completen estas tres aperturas, Imagym alcanzará los 8 gimnasios operativos, que podrían llegar hasta los 12 en el próximo 2023, de acuerdo con los planes de la cadena. En este sentido, Fernández explica que “existen intenciones de formalizar dos aperturas durante el primer trimestre del año, que podrían completarse con otras dos durante el segundo semestre”. Sobre las ubicaciones, tan sólo ha confirmado el propósito de abrir un segundo gimnasio en Zaragoza, así como debutar en otras ciudades de la geografía española.

Automatización y digitalización

Paralelamente al proyecto de expansión, la enseña se encuentra inmersa en un proceso de digitalización con el objetivo de mejorar la eficiencia y automatizar la mayoría de operaciones y servicios. Como resultado, la compañía está reduciendo sus plantillas, contando actualmente tan solo con dos entrenadores por club.

“Desde un inicio apostamos por el formato low cost 24 horas, manteniendo el mismo precio desde la primera apertura; 19,90 euros al mes. Nuestro modelo no busca la personalización sino que se enfoca a un público que valora otros servicios”, explica Fernández, quien ve posible recuperar las cifras pre-pandemia próximamente.

Aunque, en su opinión, para ello habrá que esperar a la primera parte del 2023. “Septiembre y octubre van a ser buenos meses, pero no la solución definitiva. Para recuperar la estabilidad y las cifras pre-pandemia habrá que esperar al primer trimestre del 2023”, pronostica.


No hay comentarios

Añade el tuyo