ESENCI@L

Nuevo modelo de negocio y plan para duplicar su huella en el mercado

Imagym inicia su plan de crecimiento más ambicioso

imagym aranda duero

Imagym planea abrir durante el primer semestre de este año en Teruel su gimnasio más grande hasta la fecha, además de debutar en Palencia y presentar un nuevo modelo de negocio basado en una de las principales tendencias del fitness actual. De cara al segundo semestre, no descarta entre una y dos aperturas más.

(13-1-2023). Imagym se ha propuesto abrir tres gimnasios antes del verano, entre los que se encontrarán su club de mayores dimensiones hasta la fecha, así como el debut de una nueva vertical ligada al entrenamiento de fuerza. Para el segundo semestre planea más aperturas con las que se acercaría a la docena de gimnasios. La enseña low cost descarta subir sus precios para hacer frente a la inflación.

Imagym pisa el acelerador para culminar este 2023 rozando la docena de gimnasios operativos. La enseña cántabra de gimnasios low cost y abiertos las 24 horas, ha previsto inaugurar tres nuevos clubes durante este primer semestre, a los que podrían sumarse entre uno y dos centros más a lo largo de la segunda mitad del año.

Unos proyectos con los que además presentará al mercado su nuevo buque insignia, así como una nueva propuesta de negocio en respuesta a las últimas tendencias de consumo de servicios fitness. Planes que llevan a la enseña a proponer su plan de expansión más ambicioso hasta la fecha, coincidiendo con su décimo aniversario.

Segunda incursión en tierras castellanas

El primero de los gimnasios en abrir sus puertas es el que Imagym debe ubicar en Palencia. Se trata del segundo que la cadena abre en la comunidad de Castilla y León, después de debutar el pasado año con el club inaugurado en Aranda del Duero.

El de Palencia es un proyecto que debía inaugurarse en el último tramo del pasado año, sin embargo, los retrasos administrativos han trasladado su fecha de apertura al público al próximo febrero.

Será el séptimo gimnasio de la cadena low cost que contará con una superficie de 1.000 m2, servicios automatizados y apertura en horario de 24 horas. Así como el de Aranda del Duero, este club también será equipado por la empresa Bodytone.

El mayor Imagym

De Castilla León, de vuelta a Aragón, donde Imagym dispone de dos gimnasios en Zaragoza y Huesca, a los que se sumará un tercero entre abril y mayo. El nuevo club se ubicará en Teruel, donde ocupará un antiguo supermercado de la cadena Mercadona, cerca de la zona universitaria de la ciudad.

El nuevo gimnasio contará con una superficie de 3.000 m2, más un parking subterráneo de 1.500 m2. Con estas dimensiones, constituirá el centro Imagym más grande hasta la fecha, convirtiéndose en su nuevo buque insignia.

Nueva división de negocio

En cuanto al tercer proyecto previsto, con él Imagym regresará a Torrelavega, en su Cantabria natal, para hacer debutar la primera propuesta de su nuevo modelo de negocio, con el que se adapta a las nuevas tendencias del fitness.

Se tratará del segundo gimnasio que ubica en Torrelavega, pero en esta ocasión, variará la oferta presentada, pasándose a un concepto “con mucho hierro”, como comenta el co-propietario de la cadena, Jairo Fernández.

Enfocado al entrenamiento de fuerza de alta intensidad, el nuevo gimnasio centrará su oferta en la maquinaria de peso libre y de palancas de disco, con la intención de dar respuesta al auge de la demanda de entrenamientos con peso libre.

“Nos adentraremos de lleno en el entrenamiento de fuerza, no como en el resto de gimnasios, en los que dedicamos un área, sino por completo”, señalan desde la compañía que aún no han desvelado la imagen que caracterizará a este nuevo modelo de negocio. En el caso de cosechar buenos resultados, la enseña se plantea desarrollar el modelo como una línea de negocio paralela a la de gimnasios 24 horas low cost.

Incondicionales al bajo precio

Una condición, la de bajo precio, que Imagym se resiste a cambiar. La enseña mantiene el mismo precio desde su debut en el mercado, en el año 2013, y no se plantea incrementarlo ni aún con el escenario inflacionista al que estamos haciendo frente.

“Con el actual IVA, para obtener ganancias, es necesario realizar una subida de precio que repercuta mucho al bolsillo del cliente. No concibo una subida así en el momento económico actual y menos si no se puede justificar con una notable mejora del valor añadido”, valora Fernández.

Para este empresario, “durante mucho tiempo se ha hecho pagar al cliente de gimnasios 70 euros por intangibles a los que el sector ha dado mucha importancia, pero quizás el cliente no valora del mismo modo. No es necesario pagar tanto para acudir a un gimnasio y en el caso de Imagym, tenemos claro que no necesitamos subir las tarifas”.

De hecho, la está reduciendo, puesto que en las nuevas aperturas está ofertando a los primeros inscritos cuotas vitalicias de 18 euros al mes.

1,5 millones de euros

Imagym cerró el pasado 2022 con una facturación cercana a los 1,5 millones de euros que giró en 2019. En cifras absolutas, la enseña se encontraría ya por encima de los números pre-pandemia, si bien en cifras comparables, se encuentra todavía a un 80-85% de la recuperación. La cadena afronta su expansión con capital propio, sin haber tenido que recurrir hasta el momento a financiación exterior, gracias a su estructura prácticamente automatizada y eficiente, con la que ha reducido drásticamente sus gastos en suministros.

Actualmente, opera con seis gimnasios en el mercado que dan servicio a unos 6.000 socios.


No hay comentarios

Añade el tuyo