ESENCI@L

Este mes abrirá su quinto gimnasio en España, al que se sumará un sexto en octubre

Keasy Fit ultima su desembarco en Zaragoza

Dentro de su plan para alcanzar los 40 clubes en España para 2025

keasy-fit

Si se cumplen las previsiones de aperturas, Keasy Fit cerrará 2021 con 6 gimnasios operativos en España

(9-7-2021). La enseña italiana prosigue con su plan que le debe llevar a contar con 40 gimnasios operativos en España para 2025 y anuncia la apertura este julio de su quinto centro en nuestro país, que se ubicará en Zaragoza. A esta apertura se sumará una segunda en la provincia maña que abrirá sus puertas el próximo octubre.

Keasy Fit comienza a dar forma a su ambicioso plan de expansión para el mercado español que le debe llevar a alcanzar los 40 gimnasios operativos en 2025. Cuatro meses después de que la enseña italiana anunciara la captación de 800.000 euros para llevar a cabo este objetivo, ultima los preparativos de la que será su primera apertura en suelo español en este 2021.

El club en cuestión se ubicará en el distrito de Miralbueno, en Zaragoza, y supondrá el desembarco de la cadena en la Comunidad de Aragón, teniendo hasta ahora solamente presencia en la Comunitat Valenciana, donde opera con cuatro centros deportivos.

El nuevo gimnasio ocupará las instalaciones de un centro deportivo que cerró sus puertas definitivamente el pasado 1 de julio. Motivo por el que se prevé que Keasy Fit pueda inaugurar su centro hacia finales de mes, cuando se calcula que finalicen las obras de adecuación del local.

Se trata de un espacio de 500 m2 de superficie que incluirá “una sala de fitness de primer nivel”. “Cuenta con unas dimensiones menores a las que estamos habituados, motivo por el que, teniendo en cuenta las actuales medidas de seguridad y distancia, adoptaremos una fórmula de accesos alternos, llevando a que una parte de clientes entrenen unos días determinados de la semana, y la otra parte los restantes”, señala a CMDsport el director general para España de la enseña, Miguel Ángel Prieto.

La cadena calcula que el gimnasio en cuestión cuenta con una capacidad para entre 800 y 1.000 clientes, que aspira alcanzar durante el primer año de funcionamiento. “Se trata de un distrito que se encuentra en pleno crecimiento, habiendo aumentado en 10.000 habitantes su población en los últimos tres años, y en general el poder adquisitivo de la zona es alto, por lo que tenemos grandes expectativas para este proyecto”, admite.

Segundo gimnasio en Zaragoza

El de Miralbueno se convertirá en el quinto club de Keasy Fit en España y el desembarco de la cadena en Aragón, donde ha previsto más aperturas a medio plazo. “Aragón ha sido tradicionalmente una zona de test para los grandes operadores y, en nuestro caso, hemos realizado numerosos estudios de mercado con los que auguramos un éxito rotundo en la apertura de estos próximos gimnasios”, afirma Prieto.

La segunda incursión en suelo maño no se hará esperar mucho puesto que está previsto que inaugure entre finales de septiembre y principios de octubre un segundo club que se ubicará en el centro comercial Ática de Utebo (Zaragoza), un gimnasio de 1.500 m2, con el que aspira a sumar 2.000 abonados.

Por su cercana ubicación, ambos clubes se complementarán, “permitiendo a los usuarios de Miralbueno que deseen entrenar todos los días, acudir a las instalaciones de Utebo, o los de este centro acercarse al primero para disfrutar de servicios concretos”.

Entre los dos clubes, Keasy Fit ha previsto invertir 1 millón de euros, en los que se incluye la adecuación de ambos locales y una posterior remodelación completa que se realizará sobre el centro de Miralbueno, una vez el de Utebo esté a pleno funcionamiento. “El anterior club cerró el 1 de julio y hemos querido proporcionar a estos usuarios la opción de continuar en el mismo centro pero bajo el concepto de Keasy Fit, por lo que en esta primera fase nos hemos centrado en realizar una adecuación del local. Una vez esté en funcionamiento el de Utebo, el objetivo es realizar una remodelación completa al local de Miralbueno para que sea una propuesta completamente nueva”, avanza.

En ambos proyectos, Keasy Fit ha ido de la mano del grupo inmobiliario Lujama, con el que no descarta impulsar más proyectos por la comunidad maña en un futuro.

Si bien el plan estratégico de crecimiento fijado por la marca apunta a una expansión por todo el territorio español, hará un especial hincapié en el norte peninsular, zona donde se podrían ubicar las próximas aperturas de la cadena.

Indicios de recuperación

Keasy Fit aterrizó en el mercado español en 2017 con la apertura de un primer centro en Valencia (Mestalla) en 2018. Le siguió un segundo también en la capital del Turia, en concreto en la Ciudad de la Justicia, también en 2018. En 2019, dio el salto a Castellón con un gimnasio emplazado en el centro comercial Estepark que se ha convertido en su buque insignia, al que se sumó en diciembre de 2020, pocos días antes del segundo decreto del Estado de Alarma, una cuarta apertura en Aldaia.

En total, los cuatro centros suman una superficie de 7.000 m2 que dan servicio a cerca de 4.600 abonados a día de hoy, aunque antes de la pandemia la cifra se mantenía sobre los 5.500 socios.

Prieto admite estar percibiendo signos de recuperación en las cuatro instalaciones, especialmente del club ubicado en la Ciudad de la Justicia que se habría visto beneficiado por el repentino cierre del Activa Club Aqua, situado muy cerca. Si bien, se suma a las previsiones de la mayoría del sector que apuntan a los meses de septiembre y de octubre como los de reactivación definitiva de la demanda.

Con esta previsión, Keasy Fit estrenará a finales de este mes una ampliación de 200m2 de la sala de fitness del centro deportivo de Estepark, en Castellón, con el objetivo de “descongestionar y oxigenar esta sala que casi dispone de 1.000 m2 de superficie, pero con las medidas de seguridad y la afluencia prevista, se nos queda pequeña”, señala Prieto.

Keasy Fit nació en Italia hace 20 años con un concepto de centros deportivos multiservicio. Actualmente, la cadena dispone en su país natal de 7 gimnasios centrados en ofrecer un servicio preventivo de salud, cuyo centro neurálgico son las salas de fitness. Cada centro dispone de una sala principal de entre 600 y 900 m2 de superficie, que se complementa con otras salas, todas equipadas con equipamiento de fuerza y cardio, proporcionado por las marcas Technogym y Panatta. Sus abonos se sitúan en los 25 euros al mes, si bien aseguran diferenciarse de las propuestas low cost y smart prize del mercado en que “no ofrecemos una oferta multiservicio, sino muy especializada”.

Además de Italia y España, los planes de Keasy Fit pasan por expandirse por los principales mercados europeos.


No hay comentarios

Añade el tuyo