ESENCI@L

Según el director del Informe Precor 2015, José Antonio Santacruz

“La criba de gimnasios no ha acabado”

informe precor 2015 Jose_Antonio_ Santacruz Lozano-1

El doctor en Ciencias de la actividad Física y Deporte, José Antonio Santacruz Lozano, ha dirigido el equipo que ha elaborado el Informe Precor 2015 sobre la situación de los gimnasios e instalaciones deportivas de España. Este experto nacido en Agost (Alicante) en 1983, empezó a trabajar en la consultoria Mas en 2005 y actualmente es, asimismo, profesor en la Universidad de Alcanlá (Madrid).

(20-10-2016). El director del Informe Precor 2015 sobre los gimnasios y centros deportivos españoles, José Antonio Santacruz Lozano, se muestra convencido de que “van a seguir cayendo gimnasios” y precisa que “de todos los modelos”.

Para José Antonio Santacruz Lozano, doctor en Ciencias de la actividad física y del deporte, así como director del equipo que ha elaborado el Informe Precor 2015, la continuidad de la criba “obedece a la relevancia que el posicionamiento ante el consumidor sigue teniendo para los gimnasios y centros deportivos y el efecto devastador que no tenerlo definido ni proyectarlo puede acaba provocando”. Según añade, “han caído muchos, gimnasios, están cayendo muchos y van a seguir cayendo y ello va a afectar tanto a centros de concesiones administrativas, como a centros privados low cost y a establecimientos privados no low cost”.

El centro que no tienen un posicionamiento claro ante el consumidor acaba siendo eliminado por el que sí lo tiene

En su opinión, “aquel centro que no tiene un posicionamiento claro ante el consumidor acaba siendo eliminado por el que lo tiene” y recuerda que “el 20% de la población adulta española es cliente potencial de una instalación deportiva y cuando esa proporción ya ha sido copada en una localidad, si no se es de los operadores que la cubren destacadamente es difícil abrirse hueco allí”.

En el extranjero sorprende el alto nivel de usuarios que registran las instalaciones deportivas públicas porque allí no sucede lo mismo

El Informe Precor 2015 que usted ha dirigido llama la atención que el desarrollo en los últimos años de los centros de concesión administrativa y  de los privados low cost haya reducido la notoria supremacía del número de los centros privados no low cost.

Efectivamente y lo más relevante, al menos a juicio de los profesionales del Fitness de fuera de España, es la hegemonía que, a nivel de cifra de usuarios, presentan las instalaciones regidas por concesiones administrativas. Ello se debe a que la larga tradición de la cultura deportiva pública sigue teniendo mucho poder en España.

Pero aparte de ese arraigo social del uso de instalaciones municipales, ¿qué otros motivos han propiciado esa eclosion del modelo concesionario?
Sería destacable la accion de diversos operadores que han visto la atractiva rentabilidad que les aportaba ese modelo de negocio. En la actualidad, a nivel estatal, hay una decena de ellos que están llevando a cabo notorios auges y ello sin contar a ciertos operadores locales que demuestran un potente poder en determinadas áreas del país.

Otro aspecto destacable del informe es que los centros privados no Low cost son los que mayor proporción de ingresos destinarían a formación. ¿A qué se debe?
Ese tipo de instalaciones es el que más sufre la competencia de los otros  dos modelos a causa de sus precios más elevados lo cual les lleva a tener que formar a sus equipos, sobre todo a los de ventas, para mantenerse competitivos.
En cuanto a que las concesiones sean las que destinan menor proporción porcentual a la formación podría justificarse en base a que hasta ahora habían ido muy bien y, por tanto, consideraban que no necesitaban invertir tanto en ese ámbito. Con todo cabe subrayar que aunque esa proporción porcentual pueda parecer escasa, la cifra absoluta invertida en la formación por ellos no es nada desdeñable.

Los centros de concesiones administrativas cada vez viven una mayor competencia entre sus operadores

Acaba de indicar que “las concesiones iban mejor”. ¿Es que ya no es así?

Este modelo registra cada vez mayor competencia entre sus operadores. Además, han tenido que afrontar la competencia de los centros Low cost, los cuales les han provocado pérdidas de entre el 5 y el 10% de sus usuarios, sobretodo de los de Fitness. Y a todo ello, algunos concursos ya no son tan atractivos porque sus condiciones han dejado de ser lo ventajosas que habían sido.

Los profesionales de los centros privados no Low cost se quejan de los ‘rescates’ de ciertas concesiones. ¿Tienen razón?
Debe haber de todo pero es ciero que hay rescates de ciertas instalaciones que  no son rentables. Lo que ciertas corporaciones locales parecen no haber valorado antes de su decisión del rescate es que las concesionarias se han vuelto muy expertas y bastantes ayuntamientos, en cambio, no tienen ese grado de conocimiento en la gestión de polideportivos.

Los centros low cost deberían mejorar sus procesos de trabajo en aras de la consecución de objetivos del cliente para reducir su tasa media de abandono

Los centros privados Low cost son los que arrojan, según el Informe Precor 2015, la mayor tasa de abandono (10,3%). ¿Realmente este modelo ha traído más gente al Fitness, tal como se afirma?

Sí que ha ayudado. Ciertas fuentes aseguran que entre el 40 y 60% de la gente que se ha apuntado a alguna de esas instalaciones, anteriormente no había sido cliente de un gimnasio. En cuanto a su alta tasa media de abandono, podría decirse que, por norma general,  el modelo Low cost tiene que mejorar los procesos de trabajo en aras de la consecución de los objetivos del cliente. Ello ayudaría a que el cliente consolidara sus hábitos deportivos, se fidelizara y redujera el índice de esa tasa media de abandono.

Los centros privados no Low cost son los que presentan mayor índice proporcional de presencia femenina (56,3% del total de sus usuarios). Que motivos propician esa supremacía?
Son los que, en líneas generales, están más adaptados a las demandas y necesidades de la mujer.

No creo que la polémica fitness-salud versus fitness-ocio favorezca al sector y, en el fondo, tanto los centros que abogan por una corriente como por la otra coinciden en la mejora del bienestar físico y psicológico del ciudadano

Entre los profesionales de las instalaciones deportivas parece haber los partidarios del Fitness-salud y los partidarios del Fitness-ocio. Al sector le conviene esa dilema o polémica?

Favorecer, pienso que no favorece demasiado, sobretodo en momentos en los que se sigue demandando a la Administración una reconsideración del porcentaje de IVA que se esta aplicando desde 2012. Sin duda, una  mayor vinculación de las instalaciones al ámbito de la salud ayudaría a lograr esa disminución del porcentaje del IVA que se reclama.
Con todo, también es verdad que el Fitness cubre diversas necesidades entre las que se incluyen el pasarlo bien, perder peso, socializar, mejorar rendimiento o mejorar la salud. Ese abanico de demandas del mercado debe ser satisfecho y lo lógico sería que todas esas opciones acabaran alineandose y conviviendo porque, en verdad, todas ellas son compatibles y, asimismo, ayudan a aumentar el bienestar físico y psicológico de la sociedad, lo cual acaba disminuyendo los costes en sanidad del Estado.


No hay comentarios

Añade el tuyo