ESENCI@L

Sugieren aplicar desgravaciones fiscales a los clientes de los centros deportivos

La ‘cumbre de la reducción del iva’ de los gimnasios concluye con la petición de propuestas alternativas

Los directivos de gimnasios y representantes de asociaciones del sector, a la salida de la reunión.

(7-5-2014). Moderado optimismo a la salida de la primera reunión de los directivos de varios gimnasios españoles y de varias asociaciones profesionales de este sector con diputados y representantes del Gobierno en la sede del Congreso de los Diputados en Madrid, celebrada en la tarde de ayer martes, 6 de mayo. Aunque los políticos gubernamentales no se mostraron muy conformes con la petición de los representantes sectoriales de bajar el IVA para no realizar comparaciones discriminatorias con otros sectores, dichos políticos sí se mostraron receptivos a estudiar otro tipo de compensaciones fiscales como la desgravación de las cuotas del gimnasio a los socios o los incentivos a los centros deportivos por la contratación de mujeres y jóvenes. En las dos próximas semanas deberá estar constituida la Fundación Vida Activa, que canalizará los esfuerzos de este grupo de gimnasios, y remitirá al Gobierno una serie propuestas por escrito que será debatida en una nueva reunión.

Según señala el responsable de los gimnasios Atalanta de Valencia y uno de los promotores de la reunión, Juan Carlos Gómez-Pantoja, “los representantes del Gobierno no se mostgraron, en la reunión de ayer, muy receptivos a la bajada del IVA de las cuotas de los gimnasios, pero sí a estudiar compensaciones fiscales que palien económicamente ese incremento impositivo”.

Uno de estas medidas, y que el presidente de la Asociación Catalana de Centros Deportivos Privados, Pere Solanellas, cree que podría ser “la más adecuada” sería la desgravación fiscal de las cuotas que pagan los socios del gimnasio. “Se trata de un modelo que ya se aplica actualmente en Alemania. Allí cada usuario desgrava anualmente unos 450 euros de la cuota del gimnasio en el IRPF, lo que compensa el IVA y, además, premia a la gente que acude a centros deportivos”, valora.

Por su parte, el presidente de la cadena DreamFit,  Rafael Cecilio, ha apuntado  como “otros incentivos económicos al sector”, la posibilidad de “regular ayudas para los centros deportivos que contraten a jóvenes y mujeres, dos grupos sociales muy castigados por la tasa de paro, por un lado  o, por el otro, un ‘Plan Renove’ para las instalaciones deportivas como el que periódicamente recibe el sector del automóvil”.

Una nueva fundación como ente aglutinador sectorial

Los responsables de los gimnasios y entidades participantes en la reunión con la delegación gubernamental crearán, por propia iniciativa, durante las dos próximas semanas  una entidad que los aglutine bajo la forma jurídica de una Fundación que llevará por nombre Vida Activa. Este ente, según ha explicado Rafael Cecilio,  “tendrá un horizonte temporal de existencia de unos dos años. Esperamos que ese sea el plazo necesario para conseguir los objetivos que nos marquemos”. En principio dicha fundación estará compuesta, según ha precisado Cecilio, “por los gimnasios que han promovido esta reunión con el Gobierno y las patronales nacionales y territoriales. También están invitados todos los gimnasios que quieran participar en esta propuesta”.

El objetivo de esta fundación, añade Solanellas, es “velar por los intereses de los empresarios del sector, sin personalismos ni imposiciones de ningún tipo”.

Por su parte, Juan Carlos Gómez-Pantoja explica que esta entidad “nos permitirá recaudar fondos para próximas reuniones, contratar abogados, elaborar los informes que apoyan nuestra defensa de los múltiples beneficios para la salud del ejercicio físico, etc”.

Los directivos estudian la opción de  atraer a grandes deportistas para que colaboren con la Fundación para apoyar la importancia de la práctica deportiva en la sociedad. En opinión de Rafael Cecilio, “ese apoyo tendría una gran repercusión para un sector que representa el 2,5% del PIB y que atiende a nueve millones de usuarios”.

Próximos pasos

Después de la creación de la Fundación Vida Activa, se elaborará un documento que plasmará el resumen de la reunión celebrada ayer en el Congreso y propondrá las medidas económicas y fiscales que el sector de los gimnasios y centros plantean al Gobierno. Posteriormente, se solicitará una nueva reunión a los diputados.

Todos estos trámites deberían culminarse a más tardar, en el plazo de dos meses, ya que está previsto que en julio se debatan en el Congreso las nuevas medidas fiscales del Gobierno.

“Se ha marcado una hoja de ruta muy apretada ya que tras la reunión se estimó que deberían presentarse las medidas sugeridas lo más rápido posible”, valora otro de los asistentes a la reunión, el presidente de Adecaf Toni Brocal, quien apela a la unión del sector como “la arma más valiosa y necesaria que tenemos”.

Por su parte, Pere Solanellas se muestra optimista y asegura que “si se consigue implementar alguna medida, el escenario del sector del fitness cambiará radicalmente a mejor”.


No hay comentarios

Añade el tuyo