ESENCI@L

Se facturarán más de 1.000 millones menos que en 2019

La FNEID reclama que se suavicen las restricciones de aforos a los gimnasios

“Las medidas actuales nos llevan a la quiebra”

alberto-garcia-chapuli-Fneid-bis

NI UN REBROTE EN TRES MESES. Alberto García Chápuli, gerente de la Fneid, sostiene que "exceptuando un caso de una instalación muy peculiar en Galicia, en tres meses no ha habido ni un rebrote en ningún centro deportivo".

(2-9-2020). La FNEID reclama a las autoridades la flexibilización de las restricciones impuestas a los centros deportivos para que éstos puedan desarrollar su actividad con normalidad. “Las medidas actuales nos llevan a la quiebra”, alerta Alberto García, gerente de FNEID. El dirigente da por hecho que muchos centros desaparecerán si las medidas políticas no se corrigen de forma “urgente”.

Esta semana, la Federación Nacional de Empresarios de Instalaciones Deportivas (FNEID) presentará su segundo informe sobre el impacto que está teniendo el Covid-19 en los centros deportivos. Según ha podido saber CMDsport, este documento ratificará las cifras presentadas en el primer informe presentado en junio: el sector sufrirá una pérdida superior a los 1.000 millones de euros en relación a la facturación de 2019, lo que supone un 45% menos que hace un año.

PERMITIR MÁS CLIENTES PARA PODER SUBSISTIR

“Queremos que las medidas que se impongan sobre los aforos sigan criterios lógicos y tengan en cuenta el espacio en el que se desarrolla cada actividad. Pedimos que no nos pongan más restricciones, que nos dejen funcionar con el protocolo que tenemos”, reivindica Alberto García.

El gerente de la FNEID lamenta que en varias comunidades autónomas el sector siga recibiendo y sufriendo nuevas limitaciones que “no tienen en cuenta ni el esfuerzo económico que está haciendo el sector, ni la seguridad que que ofrecen los gimnasios”. Según ha añadido, “se está legislando con cierto desconocimiento de nuestro sector. Si esto sigue así, habrá que pensar cómo rescatar a un sector fundamental para la sociedad”, advierte el dirigente.

NUEVAS RESTRICCIONES

La FNEID está en conversaciones con distintas comunidades para que no apliquen nuevas restricciones.

El primer paso que consideran necesario para volver a la normalidad pasa por adoptar “medidas proporcionales al riesgo de propagación”. Eso significa permitir a los gimnasios acoger un número de usuarios que vaya en función de los metros con los que cuente cada centro. “No tiene sentido imponer un número de personas independientemente de la capacidad de la instalación. Si mantenemos unos espacios para que se desarrolle la actividad, habrá más personas en esos espacios más grandes. Con estas limitaciones no podemos prestar servicio a todo aquel que lo quisiera”, defiende.

FLEXIBILIDAD

La patronal del sector de empresarios de Instalaciones Deportivas de España está tratando de “flexibilizar” las medidas en las conversaciones que mantiene dentro del Grupo de Tareas de Impulso al Deporte (GDIT), y también en otra plataforma, que también incluye al propio GDIT y que esta semana mantendrá una primera reunión con las Comunidades Autónomas, que tras el Estado de Alarma recuperaron las competencias en Salud y Deporte.

ENTORNOS SEGUROS

La FNEID sustenta su petición en base a tres argumentos principales que reivindican la condición de los gimnasios como entornos seguros. “El primero es que somos un sector responsable. Todo aquel usuario que ha venido se ha quedado, porque ha visto que las medidas son seguras”, aporta García.

“El segundo, que exceptuando un caso de una instalación muy peculiar en Galicia, en tres meses no ha habido ni un rebrote en ningún centro deportivo. Eso es nuestro mejor aval”, prosigue. “Además, ningún otro sector puede ofrecer la trazabilidad que ofrecemos nosotros, que controlamos quién entra y con quién se relaciona en cada actividad”, sentencia el gerente de FNEID.

Desde la patronal lamentan que el escenario epidemiológico con el que ha empezado septiembre no es el esperado ni el deseado, y eso supone un freno a la recuperación del sector deportivo. “La recuperación del sector del fitness dependerá de la evolución del virus, que por ahora está siendo peor de lo esperado, ya que no esperábamos un agosto con tantos rebrotes en el país”, constata García.

REBAJA DEL IVA

En paralelo a estas peticiones, en la FNEID siguen pidiendo que los gimnasios dejen de estar gravados con un IVA “de lujo” (21%) . “Nunca hemos dejado de trabajar en ello, pero ahora que se están negociando en los presupuestos, queremos incidir más en ello. Llevamos meses esperando estas negociaciones para recordar esta una reivindicación histórica”, anota el gerente de la patronal.

García reconoce que “esta rebaja es ahora más necesaria que nunca, ya que fomentaría la actividad física y permitiría que los gimnasios puedan recuperar más usuarios en un momento muy delicado”.

CAMPAÑA PROMOCIONAL SUSPENDIDA

En la FNEID se han visto obligados a aplazar sine die una campaña de estímulo de la práctica deportiva prevista para este mes de septiembre dado que “sería absurda si el sector no puede absorber esta demanda”.

Por otro lado, recomiendan a los gimnasios no limitar el número de nuevas altas que puedan registrar en las próximas semanas y meses.

REBAJAS EN LOS DERECHOS MUSICALES

La patronal lleva un par de meses informando a sus asociados sobre cómo proceder a la hora de pedir una rebaja en la facturación de la SGAE y demás empresas que gestionan los derechos musicales. Según el convenio pactado con FNEID, los gimnasios pagan en función de los metros cuadrados que ofrecen y los usos que les dan.

De esta forma, si hay limitaciones de aforo o no pueden utilizar siempre todas sus salas, los responsables de los gimnasios deben contactar con esas empresas y notificar las nuevas condiciones, que repercutirán directamente a la baja en su facturación sobre los derechos musicales.


Hay 1 comentario

Añade el tuyo
  1. Jesus

    Lo que tenéis que hacer ya de una vez es poneros con el convenio colectivo!!!Que llevamos los trabajadores desde finales de diciembre con el convenio de 2019. Y no sabemos nada, ya es hora


Publicar un nuevo comentario.