ESENCI@L

Marcos Verbugh (DreamFit): “Solo se podría subir precios si se hace en bloque”

dreamfit-marco

Marcos Verbugh en una imagen de archivo.

(20-3-2018). Para el director general de la cadena de gimnasios low cost DreamFit, Marcos Verbugh, el factor precio sigue teniendo un peso fundamental en la elección del gimnasio y es de la opinión de que “en general, muchas instalaciones damos más valor de lo que cobramos”.

La cadena de gimnasios DreamFit cumple este 2018 su octavo año en el mercado siendo, junto a McFit, los precursores del modelo low cost en España. Un modelo que en estos ocho años ha cambiado mucho y con el que la cadena española ya no se identifica plenamente.

En realidad, no lo ha hecho nunca, como afirma su director general, Marcos Verbugh, quien opina que “DreamFit siempre ha sido un ‘rara avis’ en el mercado. Nos movemos en un segmento en el que estamos solos, puesto que por precio nos situamos por debajo de los 30 euros -lo que ahora se conoce como smart prize-, pero nuestras instalaciones se encuentran entre los 3.500 y los 4.000 m2 y ofrecemos una amplia variedad de servicios con una maquinaria de gran calidad de la marca Technogym”.

Anunci-OCP

Una propuesta de negocio que, como admite el propio directivo, obliga a hacer muchos malabares en la balanza de costes y beneficios, siendo el precio un factor muy complicado de modificar.

Más valor de lo cobrado

“Recientemente hemos realizado estudios para conocer la elasticidad-precio de los usuarios de gimnasios y hemos constatado que el cliente sigue teniendo una sensibilidad tremenda al precio”, comenta Verbugh. Lamenta que “el precio importa mucho”, afirmando que “en muchos casos, las instalaciones deportivas estamos dando al usuario más valor de lo que cobramos”.

Una opinión que ya manifestó a principios de año el analista Lucas E. Peñas, quien defendía que “es el momento de que los gimnasios pongan en valor todos los cambios y renovaciones realizadas y suban sus precios”.

Una propuesta que comparte Verbugh, quien cree que una subida de las tarifas sería positiva para el conjunto de las instalaciones, pero complicada de ser ejecutada. “Debería ser una acción que se haga en bloque, todos juntos, porque a título individual a ver quién es el valiente que se atreve a dar el primer paso”.

Momento “dulce”

A pesar de la incidencia del precio, el director general de DreamFit opina que el sector español de instalaciones deportivas “aún se encuentra en el punto dulce dentro del ciclo actual” y pronostica una progresión positiva en general para el resto del año. Fruto de este “buen momento”, también sostiene que se mantendrá el proceso de concentración con la culminación de más operaciones corporativas y más entrada de capital inversor.

Buenos pronósticos

En el caso de DreamFit, Verbugh manifiesta que “no estamos interesados a día de hoy en participar en ninguna operación corporativa ni en captar el interés de grupos de capital de riesgo”, asegurando querer mantener por el momento “la independencia que nos proporciona contar con capital propio de nuestros inversores y financiación bancaria”. Tampoco hay planes próximos de apostar por un nuevo segmento de mercado. “Estudiamos todas las posibilidades y no descartamos nada, pero por el momento no hay intenciones”, comenta al respecto.

La compañía cerró 2017 con una facturación de 17,8 millones de euros. Una cifra que Marcos Verbugh confía que se incremente en este 2018, cuando se completará el primer año de las instalaciones abiertas durante el pasado 2017.

El primer trimestre, a falta de cerrar marzo, “ha empezado bien, repitiendo los resultados de 2017 que ya fueron muy buenos, en prácticamente todos nuestros gimnasios menos en los que se encuentran en zonas saturadas”, comenta.

Verbugh lamenta que “a pesar de que sigue creciendo el número de usuarios que se apuntan a los gimnasios, en algunas zonas se están abriendo centros de forma ilógica y se está formando una burbuja que nos está afectando”. Un fenómeno, el de la burbuja, al que ya se refirió el fundador de la cadena Rafael Cecilio el pasado mes de enero.

Esta situación de “saturación” está llevando a DremFit a buscar emplazamientos para sus próximos centros “lejos de la burbuja”. De cara a este 2018, la cadena tiene proyectadas entre 5 y 6 aperturas que se materializarán entre finales de 2018 y principios de 2019. La zona norte de España y centro son algunas de las zonas elegidas, estando tan sólo concretados por el momento los gimnasios que se abrirán en Logroño, Coslada y Barcelona.


No hay comentarios

Añade el tuyo