ESENCI@L

Bestard señala que las condiciones meteorológicas han perjudicado el sell out invernal de outdoor

Bestard Mats Lindholm

El director comercial de Calzados Bestard, Mats Lindholm, dice que las previsiones de la empresa para el conjunto del ejercicio 2019 son optimistas.

Tras cerrar el ejercicio 2018 con un crecimiento de facturación del 5%, alcanzando los 5,3 millones de euros, Calzados Bestard..

Tras cerrar el ejercicio 2018 con un crecimiento de facturación del 5%, alcanzando los 5,3 millones de euros, Calzados Bestard ha concluido el primer trimestre de 2019 con un ligero retroceso de ventas, concretamente del 5%. Mats Lindholm sostiene que las condiciones meteorológicas han tenido un impacto negativo sobre los resultados, ya que los tres primeros meses del año registraron unas temperaturas inusualmente altas y muy pocas precipitaciones.

“Muchos de nuestros clientes nos informan de que sus ventas han bajado drásticamente en comparación con los mismos meses el año pasado, hasta un 30-40%. Segmentos como el esquí y el textil habrían sufrido más que el calzado en el sell-out, pero una bajada drástica en general reduce también la capacidad de reposición de nuestros productos”, explica el director comercial.

Lindholm detalla que, debido precisamente a la ausencia de frío y nieve, las categorías más dinámicas han sido, sobre todo, las de senderismo y travel en detrimento de modelos más técnicos para montañismo invernal. También habla de un repunte de las botas con Gore-Tex Surround, una tecnología pensada más bien para climas moderados y cálidos.

Buenas perspectivas para la campaña de calor

Las expectativas de Bestard para la actual campaña de primavera son optimistas. La firma cuenta con un alto volumen de pedidos programados en el segmento de barranquismo y también prevé que las zapatillas y media-botas con Gore-Tex Surround seguirán teniendo una aceptación cada vez mayor, sobre todo en esta época del año.

Para el conjunto del año, el responsable comercial de la enseña mallorquina esgrime que “con tantas incógnitas, cambios y volatilidad, como por ejemplo la inestabilidad e incertidumbre política y económica tanto en España como en el resto del mundo, la meteorología, los malos resultados de ventas de muchas tiendas durante estos primeros tres meses, los drásticos cambios en la distribución y hábitos de compra de los consumidores ,etc. es muy difícil prever ahora cómo va a ir el año en su totalidad”. Eso sí, añade que “por nuestra parte somos razonablemente optimistas, ya que notamos bastante demanda de nuestro producto, tanto en España como en el extranjero”.

El consumidor, más enganchado a Internet

Sobre los cambios detectados últimamente en el consumidor de productos outdoor, percibe que éste se mueve cada vez más por Internet para buscar información, productos, precios, etc. La marca constata un aumento de personas que contactan directamente con la empresa por teléfono, canales online y redes sociales. “A veces parece que el consumidor busca tanta información online que olvida ir a informarse en las propias tiendas que, al fin y al cabo, son los mejores lugares para informarse, para ver, tocar y, sobre todo, para probar las botas, y así salir de muchas de las dudas que nos están transmitiendo”, indica Lindholm.

 

 

 

 

 


No hay comentarios

Añade el tuyo