ESENCI@L

Tiendas de montaña proponen retrasar las programaciones

tiendas de montañaa programaciones

Las tiendas de montaña sostienen que ya han visto las nuevas colecciones antes de Ispo.

(9-2-2017). Tiendas de montaña piden a los proveedores que se planteen un retraso de las campañas de programación para poder acertar mejor con sus compras y ajustar los pedidos a la demanda real del cliente.

A principios de año, la marca de ciclismo Specialized anunciaba el retraso de la presentación de su nueva gama 2018 desde el mes de julio al mes de septiembre. Aunque las particularidades y los ‘tempos’ del mercado ciclista son diferentes que los del outdoor, algunas tiendas de montaña han aplaudido la iniciativa de Specialized y proponen a los suministradores de productos de outdoor que muevan ficha en este sentido.

José Gabriel García, propietario de K2 Planet, indica que “cuando empieza la Ispo ya hemos visto las colecciones para el próximo invierno de la mayoría de las marcas y en verano las programaciones se cierran en julio”. El minorista defiende que un retraso del sell in podría ayudar a la distribución a acertar más con sus previsiones y a mejorar la gestión de los stocks.

Está claro que compraríamos más y con mejor conocimiento si las programaciones se pospusieran un par de meses

Con él está de acuerdo Jordi Bes, propietario de Esports Nabés, quien señala que “está claro que compraríamos más y con mejor conocimiento si las programaciones se pospusieran un par de meses”. Al igual que el propietario de K2 Planet, comenta que los proveedores, especialmente los de textil, ya quieren determinar la programación para la campaña de frío siguiente en el mes de enero a pesar de que “nos quedan aún dos o tres meses de ventas de material de invierno”. Bes valora que la iniciativa de Specialized es positiva porque detrás de ella subyace “un mensaje subliminal que incita a hacer las cosas con más calma”.

Frenar las rebajas

José Luis Rendueles, propietario de Ludo Aventura, está de acuerdo en que un retraso de la programación contribuiría a afinar más con las compras y evitar, de este modo, que el peso del producto que se vende en campaña de rebajas siga aumentando. “Si hace cinco años las ventas de las rebajas suponían el 30% frente al 70% de ventas en temporada, ahora el porcentaje se ha invertido y las rebajas suponen ya el 70%”, lamenta.

Para el propietario de Deportes La Tierra, Ángel García, tal vez es mejor programar más tarde, aunque ello signifique obtener menos o ningún descuento, pero “equivocarse menos”, ya que “las equivocaciones las pagamos los comercios y de nada nos sirve el rápel si luego tenemos que liquidar el producto”.

En invierno rebajamos la ropa de abrigo y cuando abren las piscinas rebajamos la de verano

Por su parte, José Gabriel García añade que las campañas comerciales no se celebran de manera acorde a las temporadas que marcan las condiciones meteorológicas: “En invierno rebajamos la ropa de abrigo y cuando abren las piscinas rebajamos la de verano, no tiene sentido bajar los precios cuando sube la demanda. Hemos acostumbrado al cliente final a comprar buscando el chollo”.

Fabricación en China

Aunque todas las tiendas de montaña consultadas se declaran partidarias de un retraso de la campaña de sell in, también se preguntan hasta qué punto las marcas tienen margen de maniobra para hacerlo, ya que están a expensas de los plazos marcados por las fábricas chinas. “Todos queremos programar más tarde, de eso no hay duda, pero en China necesitan cada vez más pronto los pedidos y son las fábricas las que exigen premura a las marcas”, sostiene José Luis Rendueles.

En China necesitan cada vez más pronto los pedidos y son las fábricas las que exigen premura a las marcas

Jordi Bes insta a los sellos de montaña a que fabriquen en Europa o a que no fabriquen tanto. “Las producciones se tienen que ajustar más a la demanda real, si no el producto se acaba saldando y queda desvirtuado”, apunta. También Ángel García propone que “si las marcas deciden fabricar en China, son las plantas de producción las que se tienen que adaptar al mercado europeo y no nosotros a ellas”.

A todo lo anterior José Gabriel García añade que “todas las firmas quieren ser las primeras en presentar, tienen miedo de que las tiendas no les programemos si lo hacen más tarde”.

 


No hay comentarios

Añade el tuyo