ESENCI@L

La marca no descarta más aperturas de tiendas propias en el futuro si ‘cuaja la primera’

Canterbury potencia su imagen de marca con la apertura de su primera tienda en España

(27-6-2013). La marca de origen neocelandés Canterbury inauguró el pasado 1 de junio su primera tienda propia en España, con el objetivo de “cultivar imagen de marca”, según ha indicado el máximo responsable de la marca en España, Paul Nicholson, quien añade que “la distribución está cambiando y las marcas pequeñas debemos buscar otras formas de ganar visibilidad”, como es la apertura de tiendas propias. Aunque, asegura, “no dejaremos de trabajar con los detallistas”.

En palabras de Paul Nicholson, “el canal de la distribución está cambiando mucho en los últimos años. Las tiendas son cada vez más reticentes a comprar y se concentran en menos marcas”, lo que, añade, “perjudica a marcas pequeñas y menos introducidas en el mercado español, como es nuestro caso”.

Y es que Canterbury lleva presente en el mercado español más de cuatro años, aunque su reconocimiento como marca especializada en rugby le ha llevado a concentrar su presencia en puntos especializados en este deporte, los cuales “sobreviven muy pocos físicos actualmente y la mayoría son online”, comenta Nicholson.

Como consecuencia de la recesión económica, “en este último año hemos detectado un descenso de ventas a tiendas, que estamos compensando con un incremento de los pedidos de clubes”.

El rugby es la principal fuente de negocio de la marca, aunque también está apostando fuerte por el pádel, según indica Nicholson, quien señala que “en estos momentos es mejor concentrarse en pocos deportes y focalizar la oferta, en vez de diversificar”.

Primera tienda propia en España
Ante el descenso en la demanda de pedidos por parte de las tiendas, Canterbury ha decidido “ganar visibilidad y acercar la marca al cliente final con la apertura de una tienda propia en Madrid”.

El comercio en cuestión, que abrió sus puertas el pasado 1 de junio, está situado en el centro comercial Factory de San Sebastián de los Reyes y cuenta con una superficie comercial de 90 m2, distribuidos en dos zonas, una destinada a la línea casual y otra a la ropa técnica deportiva. “La tienda nos ha permitido por primera vez agrupar todo nuestro catálogo bajo el mismo techo, e incluso introducir productos que aún no estaban en el mercado español”, explica Nicholson, quien cuenta que en la tienda se puede encontrar una amplia oferta en textil Lifestyle, deportivo y training, además de calzado.

En cuanto al diseño de la tienda, éste destaca por la recreación de un pequeño campo de rugby con una grada, así como el uso de un proyector y pantallas en las que se emiten partidos de rugby históricos. El objetivo es “llamar la atención y hacer vivir a los clientes una experiencia dentro de la tienda”, lo cual para Nicholson es primordial en un momento en el que “con Internet cuesta sacar a los clientes de sus casas”.

En estos primeros días de funcionamiento de la tienda, la marca se muestra “satisfecha con la acogida que ha tenido” y no descarta en un futuro abrir más tiendas en otros puntos de la geografía española, “si este primer proyecto se consolida positivamente”. Aunque Nicholson asegura que “seguimos y seguiremos trabajando con los detallistas”.


No hay comentarios

Añade el tuyo