ESENCI@L

Según el presidente de la AER, Laureano Turienzo

Las principales amenazas para el retail y el consumo de la guerra entre Ucrania y Rusia

El mundo del deporte se paraliza: varias competiciones y patrocinios, en el aire

Asociación-Española-de-Retail-Laureano-Turienzo-2-bis

Laureano Turienzo, presidente de la Asociación Española de Retail (AER) pronostica que el conflicto entre Ucrania y Rusia propiciará un encarecimiento de las materias primas y de los transportes, así como más problemas de suministro.

(25-2-2022). Las consecuencias del ataque militar iniciado por Rusia contra Ucrania en la madrugada del 24 de febrero, más allá de las trágicas pérdidas humanas y materiales, crea una situación de gran incertidumbre y va a tener consecuencias globales que en un breve plazo de tiempo afectarán también al retail y al consumidor español. Así lo pronostica Laureano Turienzo, presidente de la Asociación Española del Retail (AER).

El presidente de la Asociación Española de Retail, Laureano Turienzo, señala que, evidentemente, cualquier tipo conflicto bélico -máxime en un entorno cercano como es Ucrania- va a tener un efecto negativo en la economía. Según el ejecutivo, la primera muestra de ello es el desplome que han sufrido las bolsas a nivel mundial tras el inicio de las acciones bélicas en esta última escalada del conflicto.

Por otra parte, Turienzo, llama la atención sobre el hecho de que “la bolsa rusa es la que acumula un mayor desplome en todo el mundo”.

EFECTOS EN ESPAÑA

Igualmente, Turienzo advierte que “el precio del petróleo se ha disparado y con ello todo se altera”. En concreto, el impacto negativo de un crudo más caro se verá plasmado en un aumento de los costes de transporte (en una ya de por sí encarecida cadena de suministro) y, asimismo, provocará un incremento del precio de las materias primas.

De cumplirse ese escenario, los efectos perniciosos afectarán a todo el mercado. Específicamente en el ámbito del retail, los detallistas podrían padecer, según pronostica Turienzo,  “mayores problemas en el abastecimiento y sufrir un aumento de los costes de energía”.

MÁS PERDIDA DE PODER ADQUISITVO

Por su parte, también los consumidores sufrirían, según añade el experto, “un previsible nuevo aumento de los precios, con un mayor incremento de la inflación y con más pérdida de poder adquisitivo.

Laureano Turienzo teme que esas fatídicas previsiones puedan producirse en un corto plazo de tiempo, y vaticina que “previsiblemente ya empezaremos a constatarlos las próximas semanas”. Según alerta, “las consecuencias podrían ser, incluso, más nefastas según como avance el conflicto”.

DOS ESCENARIOS

El presidente de la Asociación Española del Retail dibuja dos posibles escenarios. Por una parte, que el ataque ruso iniciado se circunscriba a específicas localizaciones en el territorio ucraniano y que tras ello pueda haber un repliegue de las tropas rusas.

El otro escenario planteado sería el del inicio de una invasión con el objetivo de conquistar Ucrania.

En opinión de Turienzo, “si se produce ese segundo escenario, las consecuencias serán muchísimo más graves”.

Peligran competiciones y patrocinios

El mundo del deporte se paralizó ayer tras conocer los ataques que militares rusos perpetraron contra algunas poblaciones fronterizas de Ucrania. Una operación geopolítica que tendrá consecuencias a nivel global, también en clave deportiva: pesan amenazas sobre competiciones, clubes y patrocinios. 

El Schalke 04 retira el nombre de Gazprom, empresa de gas rusa, de su camiseta

 

El comité ejecutivo de la Uefa decidirá esta mañana, en una reunión de urgencia que empezará a las diez, qué medidas toma en virtud de la evolución del conflicto armado entre Rusia y Ucrania. Todo parece indicar que el organismo que rige el fútbol europeo, que ayer mostró su “solidaridad con toda la comunidad futbolística de Ucrania y con todo el pueblo ucranio”, cambiará la sede de la final de la Champions League, que inicialmente tenía que disputarse el 28 de mayo en el Estadio Krestovski en San Petersburgo. 

Esta podría ser solo una de las múltiples consecuencias, en clave económica y deportiva, que tenga la crisis que ha desatado el ataque ruso a Ucrania. Fueron múltiples las reacciones, y también destacables los anuncios, que involucraron a competiciones, clubes o deportistas a nivel europeo. 

Una de las más lógicas, la suspensión de la Premier League de Ucrania (la primera división de fútbol del país), tras el anuncio del presidente, Volodymyr Zelenskyy, de imponer la ley marcial en el país. No se ofreció ninguna posible fecha de reanudación. 

Uno de los principales propietarios multimillonarios de clubes de fútbol, Roman Abramovich, podría no poder volver a pisar Reino Unido por sus vínculos con el presidente del país, Vladimir Putin. El propietario del Chelsea nunca ha tenido la ciudadanía británica y ganó su dinero vendiendo activos comprados al estado ruso cuando se desintegró la Unión Soviética. Fuentes del Gobierno del Reino Unido han amenazado con presionar a empresas y personas rusas con vínculos con el Kremlin para tratar de flexibilizar la postura de Putin. 

Otro destacado club europeo, el Schalke 04 alemán, decidió retirar de sus camisetas el nombre de Gazprom, la principal empresa de producción y transporte de gas de Rusia, controlada por el propio gobierno, y que patrocina al club alemán desde 2007. En su lugar, el club pondrá su nombre en la parte frontal. No han dado más detalles sobre si cancelará definitivamente el acuerdo de patrocinio, pero sí han anunciado la dimisión de Matthias Warnig, representante de la compañía rusa que formaba parte del consejo de administración del Schalke 04 desde 2019. 

Otro patrocinio que peligra es el que mantiene el Manchester United con la aerolínea rusa Aeroflot, con la que tiene un acuerdo hasta 2023. 

LA EUROLIGA RECTIFICA

El baloncesto ha sido otro de los deportes en los que se han registrado sus primeras decisiones. Pese a que la Euroliga comunicó por la mañana al FC Barcelona que debía mantener sus planes de vuelo (tenía previsto jugar en San Petersburgo, el viernes, y en Moscú, el domingo), el conjunto azulgrana decidió finalmente no viajar a Rusia. 

Horas más tarde, a media tarde, la Euroliga rectificó y anunció que anunciaba estos y otro partido que tenía que disputar el Baskonia Vitoria frente al Unics Kazan. 

La organización de la principal competición de clubes de baloncesto europeo manifestó a través de un comunicado que continuará con el calendario de competición previsto “a menos que se ponga en riesgo la integridad para los equipos participantes debido a decisiones gubernamentales que impidan que los partidos puedan disputarse bajo circunstancias normales”. Los 18 clubes se reunirán hoy para decidir qué medidas añadidas toman. 

También condenó el ataque ruso el Comité Olímpico Internacional (COI), que lamentó que se rompiese “la tregua olímpica”, una tradición de la Antigüedad por la que las naciones se comprometen a no entrar en guerra siete días antes y hasta siete días después de unos Juegos Olímpicos. 


No hay comentarios

Añade el tuyo