ESENCI@L

Tras 18 meses de quejas

Nike paga una indemnización millonaria por el cierre de dos fábricas en Honduras

(30-7-2010). Nike ha anunciado que pagará 1,54 millones de dólares en ayudas a los obreros de dos empresas subcontratadas por la multinacional deportiva en Honduras, cuyas fábricas cerraron en enero de 2009 dejando a 1.800 trabajadores sin empleo.

La decisión de Nike llega después de un largo proceso de presiones y protestas tanto en Honduras como en Estados Unidos.

Durante 18 meses, la organización estudiantil estadounidense "United Students against Sweatshops" (USAS) – llevó a cabo una campaña de presión en diversas universidades estadounidenses bajo el lema "Just pay it" –"Sólo págalo"- en alusión al conocido lema de Nike.

Las protestas del grupo estudiantil estuvieron encaminadas a que las universidades –que suscriben contratos millonarios de material deportivo- cesaran sus relaciones con Nike a menos que la empresa pagara indemnizaciones a los trabajadores hondureños.

Presión de las universidades
"Como resultado de estas acciones, la universidad de Wisconsin en Madison ha sido la primera universidad en la historia en terminar su contrato con Nike", comentó Teresa Cheng, coordinadora de campañas internacionales de USAS en diálogo con BBC Mundo.
"Esto demuestra que cuando las universidades presionan rescindiendo contratos, las compañías reaccionan. Y también que las empresas no pueden cometer abusos simplemente por el hecho de que subcontratan a sus proveedores", agregó.

Según Cheng, fueron los anuncios de la Universidad de Wisconsin y otros centros académicos los que empujaron a la multinacional a negociar un acuerdo con la Central General de Trabajadores (CGT), el sindicato hondureño que representa a quienes perdieron sus empleos.

En cambio, Nike asegura que el acuerdo es fruto de 18 meses de negociaciones.

Fondo de ayuda
Nike pagará un año de seguro médico para los trabajadores despedidos y les dará prioridad a la hora de ser contratados en otras fábricas que trabajan para la compañía en Honduras
"El fondo de ayuda para los trabajadores de US$1,54 millones servirá para mejorar las condiciones de vida de los desempleados y será administrado conjuntamente por la CGT, el Centro de Solidaridad y el Consorcio por los Derechos de los Trabajadores. Además, Nike pagará un año de seguro médico para los trabajadores despedidos y les dará prioridad a la hora de ser contratados en otras fábricas que trabajan para la compañía en Honduras", comentó a BBC Mundo Kate Meyers, vocera de la multinacional deportiva.

Fuentes sindicales apuntaron que el dinero aportado por la empresa se distribuirá entre los trabajadores en función del tiempo que llevaban trabajando para las fábricas que cerraron y del salario que cobraban en ellas.

El origen de este conflicto laboral fue el cierre de dos fábricas de las compañías Hugger y Vision Tex, que fabricaban camisetas y sudaderas para Nike en la ciudad de San Pedro Sula.

Informes alegaron entonces que, según la ley hondureña, Hugger y Vision Tex deberían haber pagado cerca de US$2 millones en compensaciones a los cerca de 1.800 trabajadores que perdieron sus empleos.

"Precedente importante"
En ocasiones anteriores, en situaciones como ésta, las multinacionales habían argumentado que ellas no son responsables de las compensaciones a los trabajadores que empleaban sus empresas proveedoras.

En este sentido, Meyers apuntó que "los US$1,54 millones de dólares se destinarán a un fondo de ayuda a los trabajadores, no son una indemnización por despido".

Sin embargo, para USAS, el anuncio de este lunes podría sentar un precedente importante en la materia.
"Nike está presentando esta compensación de tal manera que no parezca que está cediendo a las exigencias de los trabajadores. Pero es un precedente importante que Nike se responsabilice de sus trabajadores subcontratados. Y no es una señal sólo para Nike, sino también para otras empresas del sector", destacó Cheng.


No hay comentarios

Añade el tuyo