ESENCI@L

Algunos centros comerciales ya han accionado las garantías bancarias sin previo aviso

El retail critica que el Gobierno sigue sin mediar en los alquileres de los centros comerciales

centros comerciales

El retail reclama a los propietarios de los centros comerciales más flexibilidad.

Desde que estalló la pandemia, las tiendas ubicadas en centros comerciales han solicitado a los propietarios de estas instalaciones medidas..

Desde que estalló la pandemia, las tiendas ubicadas en centros comerciales han solicitado a los propietarios de estas instalaciones medidas para ‘aliviar’ las condiciones que recogen los contratos de arrendamiento, desde la exoneración de las rentas durante las semanas en las que se vieron forzados a cerrar a la negociación de una parte variable de la renta en función de las ventas. Ante la negativa de la mayoría de los centros comerciales a aceptar estas propuestas, el retail, a través de las asociaciones mayoritarias que lo representan, inició en el mes de abril una petición conjunta al Gobierno para reclamar medidas que acerquen a las dos partes y den un poco de ‘aire’ a los establecimientos de los centros comerciales.

Nos desanima ver, desde la vuelta de vacaciones, la desaparición absoluta de intermediarios por parte del Gobierno

Pero hasta la fecha, según lamentan distintas fuentes del retail, el Gobierno no ha tomado cartas en el asunto y los detallistas con puntos de venta en dichas instalaciones siguen sufriendo “cláusulas y rentas abusivas”. Así lo indica el gerente de la Asociación Nacional de Centrales de Compras y Servicios (Anceco), Álvaro Otal, quien explica que la asociación que representa, junto a otras como Amicca, Comertia, Acotex y Eurelia, se reunieron antes del verano con distintos grupos políticos para exponer la situación y buscar soluciones, e incluso con representantes de la Ejecutiva del Gobierno . “En un principio, como ya intuíamos, todo han sido buenas palabras y entendimiento hacia nuestra reclamación, pero nos desanima ver, desde la vuelta de vacaciones, la desaparición absoluta de intermediarios por parte del Gobierno. No hay continuidad y, peor aún, parece que no hay voluntad”, observa Otal.

Ejecución de los avales

El retail se muestra muy preocupado por la ejecución de los avales. Tal como detalla el portavoz de Anceco, los contratos entre arrendador y arrendatario estipulan que basta un mes de impago del alquiler para ejecutar los avales, una garantía que, en este caso, se ejecuta en su totalidad y puede suponer de tres a seis meses de renta. Otal lamenta que el Gobierno no se haya pronunciado para evitar esta medida, aunque sí ha habido ya algunas sentencias judiciales que lo han prohibido.

El máximo responsable de Courir en España y Portugal, Richard Vidal, critica que efectivamente algunos centros comerciales se han negado a dialogar y han accionado las garantías bancarias sin previo aviso, una medida que ‘enturbia’ las relaciones con los bancos “en un momento complicado en el que todos tenemos que negociar con las entidades bancarias”.

Los dueños de locales a pie de calle se han mostrado mucho más predispuestos a negociar los alquileres

La negociación, más difícil en España que en otros países

Vidal precisa que España es el país donde más está costando negociar con los centros comerciales. La cadena de moda deportiva también cuenta con tiendas en Francia y Bélgica y, en términos globales, la mitad de sus puntos de venta están ubicados en centros comerciales. “En Francia y Bélgica ha sido más fácil”, asegura, “mientras que en España los propietarios de los centros comerciales no han querido saber nada y han ejecutado los avales sin previo aviso”. Gracias a la fuerza que Courir tiene en Francia, donde cuenta con más de un centenar de tiendas en centros comerciales, la enseña acaba de conseguir un acuerdo global para todos los países con una bonificación del 25-30%.

No obstante, afirma que los dueños de locales a pie de calle se han mostrado mucho más predispuestos a negociar los alquileres desde que empezó la pandemia y han dado más facilidades al retail, conscientes de que “somos partners en el negocio y de que las ventas no se van a recuperar en tres días”.

“Sin marcas no hay centros comerciales”

Richard Vidal recuerda a los responsables de estas instalaciones que “sin marcas no hay centros comerciales” e insta al Gobierno español a actuar, “de la misma manera que en Francia u otros países se ha obligado a los propietarios a negociar y bonificar los alquileres”.

Asimismo, advierte de que el progresivo abandono de los centros comerciales por parte de muchas enseñas está provocando aún más pérdida de tráfico en estas superficies así como un incremento del cierre de negocios que supondrá una mayor tasa de desempleo que tendrá que asumir el propio Gobierno. “Estamos hablando de miles de empleados”, incide.


No hay comentarios

Añade el tuyo