ESENCI@L

La cadena facturó cerca de 15 millones de euros en su último ejercicio fiscal

Tennis-Point asegura que “sobra el 80% de las marcas de palas de pádel”

“No hay ningún deporte que tenga tantas marcas proveedoras como el nuestro”

tennis-point-alcorcon-bis

SEIS TIENDAS Y 3 PRO-SHOPS Tras la apertura a comienzos de octubre pasado de una tienda de 1.000 metros cuadrados de superficie en Alcorcón, Tennis-Point prevé concluir este 2022 con seis tiendas convencionales. Por el momento, ya cuenta con una en Mataró, una más en Barcelona, dos en Madrid y una en Valencia, a la cual sumará el próximo 3 de diciembre otra en Alfafar (Valencia). Asimismo, dispone de 3 pro-shop ubicadas en Castelldefels (Academia Sánchez Vicario); Barcelona (centro deprtivo David Lloyd); y en Madrid ( Complejo Deportivo Race).

(14-11-2022). “En el pádel sobra el 80% de las marcas de palas proveedoras”. Así valora la situación actual del mercado de este deporte el máximo responsable de Tennis-Point, Miquel Just. El directivo señala que en el último ejercicio fiscal de la cadena giraron cerca de 15 millones de euros y anuncia dos nuevas tiendas en Valencia.

El máximo responsable de la cadena Tennis-Point en el mercado ibérico, Miquel Just, se muestra convencido de que “en el mercado del pádel sobra el 80% de marcas de palas” y lo argumenta aduciendo que “ningún otro deporte cuenta con el número de suministradores que existen en nuestro deporte”.

Fruto de esa excesiva cifra de suministradores y del comportamiento más selectivo del consumidor, el directivo asegura que “en estos momentos, en las tiendas hay producto para dar y vender”, algo que viene a secundar la apreciación que el responsable de la división de deportes de raqueta de Head Iberia, Ricardo Brigolle, declaraba recientemente en CMDsport.

“BASTARÍA CON UNA DECENA DE MARCAS”

Miquel Just que reconoce “no saber con exactitud la cifra de suministradores que actualmente hay en el mercado de palas de pádel, aunque habitualmente se habla de unas doscientas marcas”, apunta que “la cifra idónea rondaría en torno a la decena”.

El directivo añade que “aunque el mercado del pádel esté creciendo continua estando limitado todavía a unos tres o cuatro países como mucho donde realmente hay actividad, con lo cual estamos en un escenario muy tendente a la sobre oferta”.

COMPLICADO SELL IN PARA 2023

El ejecutivo ya pronostica que el sell in para la próxima campaña 2023 va a ser “complicado” para la mayoría de enseñas y que ”algunas lo van a pasar muy mal”. Asegura que “determinados proveedores ya han empezado a constatar que en esta campaña de programaciones para 2023 muchos detallistas ya les están realizando relevantes recortes de pedidos sin haber caído en la cuenta de que, aunque la demanda del consumidor siga sin caer, el comportamiento de éste ha variado y se ha vuelto mucho más exigente y selectivo”.

Miquel Just explica que “en los tiempos de escasez de producto, el consumidor aceptaba prácticamente cualquier cosa con tal de poder tener una pala cuando la deseaba o necesitaba. Sin embargo, de aquella carestía de producto ahora se ha pasado a una situación de sobre oferta. Ello ha supuesto que el consumidor tenga un gran abanico de opciones para elegir con lo que se ha vuelto más selectivo, más marquista y más racional en los precios a la hora de decidir su compra”.

CONCENTRACION

Este sell in para la temporada 2023 va a ser el más complejo de los últimos años “precisamente por esta creciente selectividad del consumidor que se está viendo abundantemente reflejada en los lineales de palas de pádel de las tiendas”, según comenta Miquel Just. Éste añade que “ya no vale todo. El consumidor demanda las marcas mejor posicionadas y prescinde de las que no lo están. Avanzamos cada vez con mayor rapidez hacia una concentración de marcas irreversible”.

En cuanto a la inminencia de una guerra de precios que anunciaba el directivo de la división de deportes de raqueta de Head, Ricardo Brigolle, Just asegura que “ese fenómeno no es incipiente; el retail ya está metido en él”. Según justifica, “la sobre oferta acaba generando belicismo comercial y éste se recrudece más en virtud de la proporción de detallistas que entran en situación de liquidez delicada”.

Miquel Just, de todos modos, no limita la responsabilidad de las guerras de precios al retail. Según sostiene, “algunas marcas de palas, viendo que no alcanzarán objetivos de venta y necesitaran liquidez para poder afrontar sus compromisos de pagos con sus propios suministradores o patrocinados, empezarán a ofrecer ‘condiciones especiales’ al retail, con lo cuál, también algunos suministradores impulsan o impulsaran ese belicismo comercial en el mercado”.

BARRERA DE LOS 400 EUROS

Otro aspecto que, a juicio, del máximo responsable de Tennis-Point en Iberia inicidirá en la campaña 2023 del mercado del pádel será que algunas marcas relevantes ya han situado los pvp recomendados  de sus modelos de más alta gama por encima de los 400 euros. Just recuerda que “hace tan solo dos años superamos la barrera de los 300 euros y creo que, pese al escenario inflacionista actual, plantear ahora un nuevo salto de prácticamente 100 euros más, suscita serias dudas sobre cuál va a ser la reacción del consumidor”.

Miquel Just opina que “ese salto puede cambiar el mercado. Quizás el consumidor lo acepte; pero quizás no y quizás ello dinamice la gama media que actualmente está muy parada. Por el momento, no veo al consumidor dispuesto a admitir esta subida”.

El directivo de Tennis-Point recuerda a los proveedores que “el precio viene determinado por lo que el consumidor está dispuesto a pagar y no en base a la subida de costes que sufre el proveedor”.

DOBLE PRESENCIA EN VALENCIA

El pasado octubre, Tennis Point dobló su presencia en la Comunidad de Madrid con la apertura de una tienda en Alcorcón que se sumaba a la que ya tiene en el Paseo de la Castellana.

La pasada semana, a principios de noviembre (el día 2), firmó la adquisición de la tienda Tenis-Point ubicada en el centro de Valencia cuya superficie es de unos 150 metros cuadrados. Dicho establecimiento ya opera bajo las directrices de la cadena (aunque no todavía bajo su marca-rótulo).

La transformación de la imagen corporativa de esa reciente adquisición en la capital del Turia se efectuará una vez se culmine la puesta en marcha de una mega tienda de 700 metros cuadrados en la localidad valenciana de Alfafar, propiedad de la cadena, y que está programada para el próximo 3 de diciembre.

Tras estas aperturas, Tennis-Point prevé concluir este 2022 con un total de seis establecimientos offline, a los cuales sumaría tres pro-shops implantadas en la Academia Sánchez Vicario, en el centro centro deportivo David Lloyd de Barcelona y en el Club Race de Madrid.

La cadena baraja, asimismo, la puesta en marcha de otras dos pro-shop, cuya ubicación no ha sido revelada por Just pero que el ejecutivo ha pronosticado que “seguramente, no serán realidad hasta el próximo 2023”.

Tennis-Point facturó en su último año fiscal culminado el pasado 30 de septiembre 14,5 millones de euros. La citada cifra fue, finalmente, superior a la que el propio Miquel Just había pronosticado en julio pasado cuando apuntó que girarían 13,5 millones de euros.


No hay comentarios

Añade el tuyo