FITNESS

Francia e Italia exigen un documento sanitario para acceder a espacios interiores

El fitness español se libra de momento del certificado Covid-19

francia-e-italia-fuerzan-la-vacunación-total-bis

Francia no alcanzaba la semana pasada el 43% de población vacunada, mientras que Italia rozaba el 46%, según ‘Our World in Data’. Esos datos sitúan a ambos países lejos de la cabeza de Europa.

(26-7-2021). El Gobierno español no se plantea, a día de hoy, exigir un certificado sanitario al público que quiera acudir a establecimientos como gimnasios, cines o bares. Una medida que ya han anunciado y empezado a aplicar en Francia o Italia para incentivar la vacunación entre toda su población.

A finales de la semana pasada, más de 25 millones de españoles habían recibido ya la pauta completa de la vacunación contra el Covid-19. El 52,8% de la población tenía ya las dos dosis, mientras que el 63,7% ya había recibido una. Según las estimaciones del Ministerio de Sanidad, se prevé que sobre la primera semana de septiembre se pueda alcanzar el 70% de la población vacunada con ambas dosis.

Para lograrlo, deberían vacunarse en el próximo mes y medio unos ocho de los 22 millones de españoles que quedan por hacerlo. El ritmo de vacunación en España, sin embargo, empezó a decrecer coincidiendo con el inicio de las vacaciones veraniegas. Si la última semana de junio se llegó a una media diaria de 577.917 dosis administradas -el pico desde que empezó la campaña de vacunación contra el Covid-19 en nuestro país-, desde entonces la cifra no ha parado de disminuir, hasta las 470.581 dosis diarias de media en la pasada semana. Es decir, un ritmo de 100.000 vacunados diarios menos.

VACUNACION VOLUNTARIA

A día de hoy, la vacunación contra el Covid-19 en España es voluntaria. De hecho, a diferencia de otros países de la Unión Europea, donde hay un calendario de vacunación obligatorio para prevenir algunas enfermedades, en España todas las vacunas son de carácter voluntario.

Por ahora, sólo en Canarias ha comenzado a usarse el certificado covid desde este lunes para acceder al interior de algunos establecimientos, incluidos gimnasios, en las islas en nivel 3 o 4 de alerta sanitaria, tras haber modificado el Gobierno las medidas restrictivas para frenar la propagación del coronavirus. Mientras, en Galicia se ha anunciado que en los 36 ayuntamientos con peores datos pandémicos se exigirá un justificante para poder acceder de forma segura a determinados establecimientos de la hostelería y el ocio nocturno. El fitness, no obstante, ha quedado exento de esta medida, por ahora.

AMPARO MÉDICO Y LEGAL

CMDsport ha consultado sobre este tema a distintos expertos de los ámbitos deportivo, sanitario y legal. El primero en pronunciarse es el secretario general del Instituto Internacional de Ciencias del Ejercicio Físico y Salud, Felipe Isidro, quien ve poco probable que esta medida se aplique en España “por un tema de igualdad”.

“Entiendo que el pasaporte Covid-19 será obligatorio para viajar, pero no creo que se llegue a exigir para acceder a los gimnasios, donde tampoco piden si tienes otras enfermedades que se puedan contagiar”, aporta. Según Felipe Isidro, el problema para quien no quiera vacunarse será “individual, y no colectivo: siempre habrá antivacunas”.

El jefe del Servicio de Enfermedades Infecciosas del Hospital Vall d’Hebron, Benito Almirante, ve con buenos ojos que se den incentivos a los más jóvenes para vacunarse. “Esto ya existe en pediatría: los colegios pueden exigir que los niños ya estén vacunados. Por tanto, una instalación deportiva puede exigir que una persona esté vacunada del Covid-19. Yo sería totalmente partidario de hacerlo, porque es el mejor de los alicientes para que la gente se vacune de forma masiva”.

En opinión de Almirante, la implementación de esta medida en los gimnasios ayudaría a reforzar su percepción de espacios seguros y favorecería el retorno de los usuarios mayores, que aún son reticentes a volver a los centros deportivos. “Hoy los gimnasios ya podrían estar al 100% de ocupación si sólo dejasen entrar a gente de más de 60 años”, ejemplifica.

La legalidad de esta medida también resulta fundamental. Aunque en algunos países ya hayan amenazado con llevarla a los tribunales, podría tener una base jurídica que la amparase. Así lo asegura la abogada y gerente de Adecaf, Iolanda Latorre. “Depende de la cobertura legal que le den. Si hacen una ley expresamente para esto podría ser legal”.

Latorre aclara que ello no supondría una vulneración de ningún derecho fundamental y pone como ejemplo otras obligaciones parecidas como el uso del casco en los conductores de motos o del cinturón, en los coches.

LIMITACIONES PARA LOS NO VACUNADOS

Este problema no es exclusivo de España, sino que también lo están sufriendo muchos otros países vecinos, que se encuentran con que mucha gente joven no quiere interrumpir sus vacaciones por un pinchazo que no consideran urgente o imprescindible para su edad. Es por ello que numerosos países como Grecia, Francia o Italia han empezado a anunciar y a aprobar decretos ley exprés con limitaciones para los no vacunados, para incentivar que toda la población se vacune lo más pronto posible.

Estas políticas pueden suponer un freno a corto plazo para los gimnasios, que deberán impedir el acceso a aquellos usuarios que no estén vacunados. “Cualquier inconveniente al acceso a un establecimiento comercial repercute adversamente en las ventas”, advierten fuentes sectoriales de Francia e Italia consultadas por CMDsport.

GIMNASIOS FRANCESES

Francia no alcanzaba la semana pasada el 43% de población vacunada, mientras que Italia rozaba el 46%, según ‘Our World in Data’. Esos datos sitúan a ambos países lejos de la cabeza de Europa.

Por ese motivo, Francia pide desde la semana pasada una prueba sanitaria (haber terminado la pauta de vacunación; disponer de un test PCR o de antígenos de menos de 48 horas o acreditar haber superado el Covid-19 en los últimos seis meses) para poder acudir a cualquier evento cultural (museos, cines, teatros, salas de espectáculos, parques de atracciones, etc.) o deportivo (gimnasios, piscinas, estadios, etc.) o de otra índole que reúna a más de 50 personas.

La medida podría ampliarse, en agosto, a otros establecimientos como los bares, los centros comerciales, hospitales, residencias o transportes públicos de larga distancia (aviones, trenes, autocares, barcos, etc.).

ITALIA, EN AGOSTO

Italia también aprobó la semana pasada un decreto que entrará en vigor el próximo 6 de agosto, y que obligará a mostrar el “certificado verde” para poder entrar en gimnasios, estadios deportivos, bares, restaurantes, discotecas, cines, teatros o bodas. Dicho anuncio ha disparado las solicitudes de citas de vacunación.

También ha desatado algunas protestas de partidos de la oposición, que han calificado esta medida como “un chantaje del Gobierno y una violación de las libertades”, así como de trescientos sanitarios, que han pedido en los tribunales derogar la obligación del personal médico y sanitario de vacunarse. Son, eso sí, una minoría, ya que los datos más recientes señalan que de 1,9 millones de trabajadores del sector sanitario, sólo 45.750 se encuentran sin vacunar.


No hay comentarios

Añade el tuyo