FITNESS

En la competición BFWBC

Así es el plan de entrenamiento de Alto Voltaje, las campeonas mundiales de Fitboxing

Atletas de Brooklyn Fitboxing

El plan de entrenamiento de Alto Voltaje, el equipo femenino ganador de Fitboxing

El equipo femenino Alto Voltaje y su entrenador en el centro.

(29-11-2019). El equipo femenino de Fitboxing Alto Voltaje, de Madrid, ha ganado el campeonato mundial. Son ya cinco años consecutivos que lo logra una formación compuesta por mujeres en una competición sin categorías. El entrenador del equipo, Carlos de Castro, y el Master Trainer Jesús Blanco, nos explican las claves.

El equipo femenino Alto Voltaje ha ganado la competición de la BFWBC de Brooklyn Fitboxing. Tras su victoria, las cuatro componentes se han convertido en el mejor equipo de Fitboxing del mundo y han recibido la medalla del Consejo Mundial de Boxeo.

Alto Voltaje es un equipo ganador formado por cuatro atletas de Madrid, Teresa, Ana, Marta y Pepa y su entrenador, Carlos de Castro. El Trainer afirma que Alto Voltaje nos explica los orígenes del combinado. “Era un equipo totalmente nuevo y decidí juntarlas ya que tenían la ilusión que yo buscaba”, detalla el Trainer.

De Castro explica que, al principio, “la preparación se basó  en que conectaran como equipo. No tanto en el aspecto de los entrenamientos,  sino en facetas fundamentalmente sociales y en que establecieran una relación más cercana entre todas”.

Carrera de fondo

“El mundial de Brooklyn”, añade el Trainer, “es una carrera de fondo, muy exigente a nivel físico y mucho más aún a nivel mental. Con el paso de los combates prima más una buena preparación mental y eso también estaba entrenado”.

El entrenador destaca que Alto Voltaje es un equipo “muy autoexigente. Simplemente había que ir dándoles, moldeándolas en la competición”.

El aspecto que “prima en la competición de Brooklyn Fitboxing es, sobretodo, ser un bloque. Ir totalmente coordinadas como si fueran una sola persona”.

La coordinación de las cuatro se obtuvo, como explica el Trainer, primero, “entrenando por nuestra cuenta fuera de los horarios del centro. Y en segundo lugar, acudiendo ellas mismas a las sesiones de entrenamiento todas juntas”.

Carlos de Castro valora la preparación de Alto Voltaje. “Es admirable, por su compromiso desde el principio. Con ganas de competir, pasárselo bien y sobretodo, de aprender”.

Programa

El Trainer explica que durante los entrenamientos, “usaba post-it en los sacos para marcar los golpes. También coloqué cuerdas para marcar distancias y alturas”.

Después, visualizaban grabaciones a cámara lenta para corregir posturas, golpes y desplazamientos con el fin de conseguir ser como una orquesta totalmente afinada, prosigue.

Dos semanas antes de la cita del campeonato, “realizamos entrenamientos a nivel competición. Con el mismo ritmo que el mundial, para ir acostumbrando al cuerpo a ese tipo de esfuerzos”.

Después, “en cada golpe al saco, quedó demostrado que todas las horas de entrenamiento merecieron la pena”, reconoce de Castro.

Imagen de la cometición de Fitboxing.

Las mujeres

Durante cinco años consecutivos, las ganadoras del Campeonato han sido equipos compuestos por mujeres. El éxito entre las atletas femeninas puede deberse al hecho de “eliminar el contacto físico. Este es uno de los motivos por los que el Fitboxing resulta muy atractivo para el público femenino. No olvidemos que aún hoy en muchos sectores el boxeo es erróneamente considerado un deporte ‘de hombres”, valora El Master Trainer de Brooklyn Fitboxing, Jesús Blanco.

“Pero hay una razón por la que fundamentalmente las mujeres adoran el Fitboxing: el entrenamiento al ritmo de la música”, asegura Blanco. “Entrenar con música te hace mejorar la coordinación, la concentración y hace que tu entrenamiento sea más efectivo. Son aspectos que en general las mujeres valoran muy positivamente. Si,  además, ayuda a desconectar de los problemas diarios, liberar estrés y divertirse mientras se entrena, y pone en forma rápidamente, tenemos una actividad que cumple a la perfección con las expectativas que buscan las mujeres en su rutina de entrenamiento”, concluye Jesús Blanco.

El Campeonato

Blanco, explica que el Campeonato trata de “una competición por equipos, de cuatro o cinco personas y un entrenador. Por un lado se puntúa, gracias a los sensores en nuestros sacos, la fuerza con la que se golpea el saco y la sincronización con la música. Y, por otro, los jueces valoran la técnica empleada y la perfecta sincronización de los cuatro compañeros de equipo”.

Los equipos se van enfrentando de dos en dos, se van eliminando hasta que sólo quedan los finalistas. No existen categorías femenina o masculina y los equipos pueden ser mixtos.

Cada vez más seguidores

Jesús Blanco asegura que el Fitboxing cada vez tiene más seguidores en España. “Puede que la razón sea que es muy divertido y a la vez efectivo”.

“Además”, prosigue, “como las clases duran 47 minutos es sencillo incluirlo en el día a día”.

Blanco afirma que es “actualmente se habla mucho del boxeo, el kickboxing y el entrenamiento de alta intensidad (HIIT). Y el Fitboxing tiene estos tres ingredientes.  Es una disciplina con la que se libera gran cantidad de estrés y que proporciona resultados visibles y duraderos”.


No hay comentarios

Añade el tuyo