FITNESS

El instructor del Club Metropolitan Jordi Almirall nos da las claves

Ciclo indoor para adelgazar

(29-11-2013). A la hora de perder peso la práctica deportiva es fundamental. Cualquier profesional, nutricionista o preparador físico que nos aconseje nos recomendará hacer ejercicio como una de las directrices fundamentales para adelgazar. El ciclo indoor, por la intensidad de la actividad, es una de las disciplinas que podemos practicar si nuestro objetivo es bajar de peso. El instructor deportivo del club Metropolitan Jordi Almirall nos explica cómo podemos hacerlo y que planificación llevar si este es nuestro objetivo.

“El consumo calórico de una sesión de 45 minutos de ciclo indoor oscila entre las 300 y 500 calorías, dependiendo de la intensidad del ejercicio y de los factores personales de cada usuario (sexo, edad, altura, peso…)”, asegura Almirall. Cuando queramos saber si hemos adelgazado es importante pesarnos siempre en las mismas condiciones de reposo y no hacerlo inmediatamente después de una sesión de ejercicio. “Si nos subimos a la báscula al terminar la actividad, nuestro peso se ve alterado por el efecto del sudor y una posible mala hidratación durante la clase”, asegura el preparador físico.

Todas aquellas actividades cardiovasculares pueden hacernos bajar de peso. El ciclo indoor, también de este tipo, está especialmente indicado para fortalecer la musculatura y mejorar el tono. “Si la persona que lo practica es constante en su esfuerzo y se marca como mete adelgazar, lo conseguirá. Sin embargo, no todo el mundo pierde el mismo peso ni en los mismos plazos”, explica Almirall, señalando que el organismo de cada uno de nosotros gestiona el ejercicio de una forma.

El instructor de ciclo indoor afirma que entre un 30 y un 40% de los alumnos que asisten a sus sesiones tienen como objetivo adelgazar. “Hay alumnos que ya adelgazaron en el pasado y no quieren recuperar ese peso. Por ello, acuden a las sesiones de spinning como sesiones de mantenimiento”, explica.

Acompañado de una dieta equilibrada

Sin embargo, la práctica deportiva no es suficiente para perder peso. Cabe acompañarla de una dieta equilibrada y ponerse en manos de un nutricionista que siga nuestro proceso. “Necesitamos a un profesional que nos marque unos hábitos sanos y que ejerza un control sobre las cantidades que ingerimos”, sostiene Almirall, quien aconseja también acudir a un entrenador que nos prepare un entrenamiento cardiovascular y muscular. 

El historial deportivo del alumno de ciclo indoor marcará su facilidad para adaptarse a las clases. Una persona que practique deporte de forma regular no le costará coger el ritmo de la actividad. “A un alumno que no haya practicado deportes de resistencia le costará más dominar el ciclo indoor, pero desde el primer día podrá acabar la clase sin problemas porque será él/ ella quien decidirá la intensidad de su ejercicio”, asegura Almirall, quien cifra en un mes el periodo en que los alumnos que se inician en la actividad se enganchan al ritmo medio de la clase.

Jordi Almirall Galindo es instructor de ciclo indoor en el gimnasio Metropolitan de Barcelona, situado en pleno barrio de Gràcia.

Más información: http://www.clubmetropolitan.net/


No hay comentarios

Añade el tuyo