MONTAÑA

Alex Txikon renuncia a coronar el Everest sin oxígeno

EJIR1461

Preparación de la ruta para ascender al Everest por parte de la expedición de Alex Txikon.

(27-2-2018). El alpinista Alex Txikon renuncia definitivamente a coronar el Everest en invierno y sin oxígeno, al comprobar que no habrá una ventana de buen tiempo hasta de aquí a dos semanas y se acaba el permiso de ascensión.

Tras barajar diferentes posibilidades y a la vista de que el permiso para ascender el Everest acaba el día 28, además de que no se ve una próxima ventana de buen tiempo hasta el 14 de marzo, el alpinista vizcaíno y su equipo dan por concluido su intento, y bajarán este miércoles  del campo base (5.350m) en donde han pasado estos dos últimos meses.

Los días no pasan en vano en el Campo Base de Alex Txikon, en las laderas del Himalaya al pie del techo del mundo. El invierno llegaba con ganas de brindar una oportunidad de hollar los 8848 metros en la época más fría del año, y como nunca antes se había visto, sin uso de oxígeno artificial. Pero, la meteorología no ha jugado a favor del alpinismo.

Tras realizar un buen trabajo de aclimatación realizando la segunda invernal de la historia del Pumori (7.100 m), y equipar hasta los 7.850 metros cerca del Campo 4 del Everest, febrero acechaba con temperaturas frías e ilusionantes ventanas de buen tiempo que aparecían a partir del 14 de febrero pero que nunca llegaban.

Finalmente, el día 21 de febrero, en principio día perfecto para lanzar el ataque a cumbre e ir ascendiendo progresivamente hacia el objetivo, se convirtió en un mal sueño capaz de romper todas las estadísticas con vientos superiores a 100-130 km/h en cumbre que ponían en peligro la vida de todo el equipo. Fue un gran mazazo tras el trabajo de dos largos meses abriendo camino y equipando toda la montaña.

“La verdad es que no son momentos fáciles, mi mayor ilusión era pasar de ese Campo 4 hacia cima, pero la montaña es la que decide, y era imposible avanzar con esas condiciones. Al fin y al cabo, lo más importante es que todo el equipo vuelva sano y salvo para poder seguir soñando y disfrutando en la montaña”, en palabras del alpinista Alex Txikon.

El permiso de expedición finaliza el 28 de febrero y, teniendo en cuenta el gasto extra que supondría renovarlo, y que la próxima posible ventana de buen tiempo que auguran los meteorólogos no llegaría hasta mediados de marzo -casi a finales de invierno- el equipo de Alex Txikon da por finalizada la expedición invernal del Everest sin oxígeno artificial del 2018. Vistas las circunstancias, y tras barajar todas las opciones posibles para perseverar en el camino por conseguir su sueño, “se ha tomado una decisión dura pero necesaria”.

 


No hay comentarios

Añade el tuyo