MONTAÑA

Entrevista a Emilio Hernando, propietario de Mendiko Etxea (Bilbao)

Cómo comprar bastones telescópicos

El detallista Emilio Hernando recomienda que para alargar la viuda útil de los bastones telescópicos se desmonten después de cada uso, se limpien con una bayeta todas las partes y éstas se guarden desmontadas.

Para el propietario de Mendiko Etxea, Emilio Hernando, los bastones son una herramienta de trabajo imprescindible para los montañistas, ya que permiten descargar la tensión acumulada en las lumbares y en las rodillas. Para sacarles el mejor partido deben ser ligeros, resistentes, ofrecer estabilidad y, sobre todo, contar con piezas de recambio.

¿Qué tipos de bastones telescópicos podemos encontrar en el mercado?
Existen bastones de dos y de tres tramos. En los últimos años se ha impuesto el uso de los bastones de tres tramos, ya que al recogerse ocupan menos espacio.

¿Mejor un bastón o dos?
Históricamente se ha utilizado sólo un bastón, pero personalmente veo más práctico y más cómodo usar dos, ya que amortiguan mejor los golpes. Tan sólo deberá evitarse el uso de dos bastones en terrenos nevados y con pendientes de 20º o 30º, en los que se combinará el uso de un bastón con el de un piolé.

¿Qué aspectos se deben tener en cuenta a la hora de escoger unos bastones?
Deberemos fijarnos en que el bastón incluya un sistema de cierre seguro, preferiblemente que sea de presión, y que la punta final haya sido fabricada en vidia. También será recomendable comprobar que incluye tanto rosetas convencionales como para nieve, y que no tenga amortiguación. El sistema anti-shock ayuda, pero también es causante de muchas caídas.

¿Qué me dice de la empuñadura?
Lo principal es que haya sido fabricada en un material transpirable y antideslizante, que evite tener que regular la altura del bastón en los cambios repentinos de pendiente.

¿Cuáles son los materiales más adecuados?
Los bastones deben ser ligeros y resistentes, por lo que los materiales más usados para su fabricación son el aluminio y el carbono. Los bastones de carbono son más ligeros y, por lo tanto, más caros.

El precio es, entonces, un condicionante.
Más que el precio, la frecuencia de uso del bastón. Para dar un paseo basta con uno de 7 euros. Si buscamos un producto más técnico y con más garantías de uso, los precios oscilarán entre los 20 y los 70 euros.

¿La disponibilidad de recambios es otro aspecto a tener en cuenta?
Cada fabricante cuenta con unas piezas específicas, por lo que a la hora de comprar un bastón deberemos fijarnos que el comercio disponga de un stock de repuestos, sobre todo de aquellos más demandados, como son las arandelas y los sistemas de fijación.

¿Cuál es la vida útil de un bastón?
Está en función de las horas de uso. Una manera de retrasar el deterioro de las piezas es desmontar el bastón después de cada uso, limpiar con una bayeta todas las partes y guardarlas desmontadas.


No hay comentarios

Añade el tuyo