MULTIDEPORTE

Deportistas de alto nivel ven entorpecida su clasificación olímpica

SOS del judo madrileño

Profesores madrileños de este deporte se unen para salvar al sector

Horas mjy bajas para el judo en Madrid

La práctica y los entrenamientos de judo han quedado inmovilizados en la Comunidad de Madrid a causa de la pandemia del Covid-19 y la falta de opciones para la reactivación de esta disciplina deportiva.

(29-9-2020). Los maestros de judo de la Comunidad de Madrid han decidido unirse y sumar esfuerzos a través de una plataforma, la Asociación de Profesores de Judo de Madrid, que quiere salvar este deporte reivindicando la práctica del judo en las distintas escuelas de la comunidad.

La Asociación de Profesores de Judo de Madrid quiere agrupar a distintos profesores y gerentes de clubes de judo con el objetivo de reivindicar la práctica de este deporte a nivel de base. Son muchos los clubes que permanecen cerrados desde el 13 de marzo y cuya pervivencia peligra si no les permiten reanudar pronto las actividades extraescolares que organizan.

Muchos de estos clubes permanecen atentos a las subvenciones que el ayuntamiento madrileño pondrá a su disposición, ya que podrían salvarles de la quiebra. Serían, eso sí, parches ante una mala gestión, ya que en otros territorios como Valencia el judo y el resto de deportes de contacto hace tres meses que volvió a reanudar su actividad bajo estrictos protocolos.

CERRADOS DESDE MARZO

El problema al que se enfrentan estos clubes y escuelas de Madrid es múltiple. Por un lado, tienen que reponerse a más de seis meses sin actividad. En base a ello, algunos deportistas han optado por buscar alternativas fuera de Madrid. “Como aquí no se podía hacer nada, hemos ido a entrenar con algunos de nuestros deportistas varias semanas a Portugal, donde el trato y la organización han sido una maravilla: hicieron una burbuja con pruebas limpias y no hubo ningún positivo”, expone Carlos Sotillo, gerente del Judo Club Sotillo.

El empresario ha vuelto a Madrid tras acompañar a una delegación de algunos de los deportistas de alto rendimiento de su club que entrenaron y compitieron en un hotel de Coimbra en el que coincidieron un total de 200 deportistas, entre los cuales la selección de judo de Brasil

SIN PERSONAL NI NIÑOS

El Judo Club Sotillo, elegido el mejor club de judo de España en 2019, está ubicado en el madrileño barrio de Usera, uno de los afectados por el confinamiento. Las restricciones de movilidad son un problema más para esta y otras academias.

No habrá profesionales de judo cuando les necesitemos

Clubes como este asumen que, cuando puedan volver, se encontrarán con una falta de personal. “Hemos pedido que alarguen los ERTE, pero aún no se ha aprobado, y no sé qué pasará cuando abra el gimnasio, porque nos obligarán a pagar la Seguridad Social, las nóminas y demás”, advierte el gerente del Club Sotillo. Este centro tenía entre 35 y 40 entrenadores, pero a día de hoy no sabe si podrá contar con alguno de ellos. “Se han tenido que buscar la vida por su lado. La cosa no está fácil, y eso que tengo un club con muchos cinturones negros. No habrá profesionales de judo cuando les necesitemos”, avisa Sotillo.

Cuando le permitan abrir su centro, tiene claro que deberá hacerlo con un importante recorte horario. De abrir a las 9, como hacía habitualmente, a hacerlo a las 18 por falta de personal y de niños a los que entrenar. “Dábamos clases a 23 colegios y 15 guarderías, y por ahora no daremos ninguna”, lamenta. Eso implica que, cuando vuelvan a la actividad, lo tendrán que hacer casi de cero, sin apenas inscritos. Una situación que puede poner en peligro muchas entidades.

El miedo de muchos padres a inscribir a sus hijos en deportes de contacto como el judo está siendo una barrera más que añade mayor preocupación a los centros. “Habrá padres que buscarán otras actividades factibles al aire libre para sus hijos. Eso a nosotros de momento no nos lo permiten. Los niños que hagan otras actividades no volverán, y se perderá a mucha gente”, alerta Sotillo.

Las federaciones de deportes de contacto corren el riesgo de perder la gran mayoría de deportistas

Ese será un problema que sufrirán en primera persona los clubes, pero que es extrapolable a las distintas federaciones de deportes de contacto, especialmente entre las de Madrid, que corren el riesgo de perder a la gran mayoría de sus deportistas licenciados de base que tenían.

EL CAR MADRID REABRIÓ AYER

Pero no solo el judo de base está afectado por la pandemia. También el de alto rendimiento ha sufrido los estragos del Covid-19. “La preparación de los deportistas de alto nivel no será la misma cuando puedan volver. La distancia de unos con otros será abismal, y más en un deporte tan exigente e intenso”, anota Sotillo.

Los primeros deportistas de la comunidad madrileña que podrán volver a entrenar de forma colectiva, seis meses y medio después, son los deportistas del Centro de Alto Rendimiento (CAR) de Madrid. Hace tres semanas vieron interrumpidos sus entrenamientos individuales al detectar seis casos positivos por Covid-19 entre deportistas alojados en sus instalaciones, la Residencia Blume, y que utilizaban la sala de judo.

Los judokas madrileños todavía no han podido tener contacto ni han tenido opciones para hacer un entrenamiento burbuja entre sus residentes

“Estamos casi en octubre y los judokas madrileños todavía no han podido tener contacto ni han tenido opciones para hacer un entrenamiento burbuja entre sus residentes. Es un despropósito total. Si no los dejan entrenar, imposibilitan su clasificación”, se queja Sotillo. Algunos de ellos se jugarán en los próximos meses varios billetes olímpicos en las primeras competiciones internacionales de la temporada.


No hay comentarios

Añade el tuyo