MULTIDEPORTE

Alemania, Francia y Reino Unido inyectarán al sector más de 1.000 millones

El deporte español sigue esperando la concreción de las ayudas post Covid-19

Los profesionales del sector reclaman que se especifiquen cantidades y fechas

falta-de-ayudas-al-dpeorte-español-2-bis

DESEQUILIBRIO. Las actuaciones económicas realizadas ya por los gobiernos alemán, francés e inglés para salvar y reconstruir sus respectivos sectores deportivos evidencian fehacientemente el desequilibrio de sensibilidades hacia el deporte que profesan los gobiernos de aquellos países en relación al español.

(26-11-2020). El sector deportivo español sigue a la espera de un plan de rescate que le ayude a levantar cabeza tras el impacto económico que ha provocado la pandemia en esta industria. Las entidades piden una inyección económica parecida a las de países como Alemania, Francia o Reino Unido, que ayudarán al sector con más de 1.000 millones de euros.

A principios del pasado mes de octubre, el deporte fue considerado como una de las diez políticas tractoras del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia que el gobierno español presentó para hacer frente a las afectaciones provocadas por el Covid-19.

El ejecutivo de Pedro Sánchez anunció una partida de casi 800 millones de euros a repartir entre el deporte y la cultura. Eso supone el 1,1% del presupuesto total de los cerca de 72.000 millones de euros que el gobierno español movilizará en el periodo 2021-2023 del programa Next Generation EU, la mitad de los 140.000 millones que corresponden a España del fondo de rescate europeo.

SOLO CATALUNYA HA CONCRETADO

Esta inyección económica, tan necesaria para el deporte, sigue sin concretarse un mes después. Hasta el momento, sólo una comunidad autónoma, Cataluña, ha anunciado una ayuda extraordinaria de 25 millones para este sector. El resto de territorios no se han pronunciado aún, pues se mantienen a la espera de recibir los fondos europeos.

De esta forma, ocho meses después del primer cierre decretado en marzo, las entidades deportivas no saben aún ni qué cifra total les pertocará. No conocen cuándo empezará el reparto de estas ayudas, ni si todas serán a fondo perdido o parte de ellas llegarán en forma de créditos. Tampoco saben de qué forma se repartirá el dinero entre todo un tejido que espera un rescate similar al que han presentado en otros países europeos.

PRESUPUESTO RÉCORD PARA EL CSD EN 2021

Por el momento, el Gobierno español anunció a principios de este noviembre un presupuesto récord para el deporte en 2021 que alcanzaba los 251 millones, un 22,5% más que el del año anterior. “Estas cifras expansivas, las más altas desde los Juegos Olímpicos de Barcelona de 1992, están enfocadas a salvar la industria deportiva”, aseguró Irene Lozano, presidenta del CSD.

Este presupuesto contemplaba 49,5 millones enfocados a distintos planes de recuperación y transformación del modelo productivo del sector: 16,9 millones para un plan de digitalización; 13,4 para un plan de transición ecológica; 11,7 para un plan de dinamización del deporte femenino y 7,5 para un plan de internacionalización de la industria deportiva.

ALEMANIA, LA PRIMERA EN REPARTIR

En cambio, en Alemania, el plan de rescate al sector deportivo, dotado con 200 millones, ya hace semanas que está en marcha. El gobierno federal, presidido por Angela Merkel, cerró el pasado domingo el periodo de solicitud de las ayudas. Cada club podía pedir hasta 800.000 euros. El fútbol profesional quedó excluido de este plan.

Según datos del Ministerio Federal del Interior, se presentaron 339 solicitudes que pidieron 68,88 millones de euros. De éstas, se han aprobado ya 259 solicitudes con un volumen de 55,38 millones. Apenas se han rechazado seis solicitudes, mientras que otras 74 aún están en trámite.

El gobierno alemán ha rechazado publicar listas individuales de los deportes destinatarios de las ayudas al considerar que se trata de una información sujeta a la protección de datos.

FRANCIA, A REMOLQUE

Otro país que ha anunciado un ambicioso plan de choque para salvar el deporte es Francia. El gobierno de Emmanuel Macron, que espera poder reanudar el deporte base de clubes en diciembre, dio luz verde a un paquete de ayudas directas a la industria deportiva por valor de 400 millones de euros.

En Francia se ha optado por desgranar las ayudas en distintos conceptos. El principal bloque son 105 millones de ahorro de impuestos hasta final de año. Corresponden a la exención de las cotizaciones sociales patronales y la ayuda para el pago de las cotizaciones, equivalentes al 20% de la nómina de los meses de octubre, noviembre y diciembre. Esta ayuda beneficiará a los clubes con menos de 250 empleados.

Por otro lado, compensarán con un fondo de 100 millones de euros las pérdidas en taquilla de clubes profesionales y federaciones que organizan eventos. Cada club podrá solicitar un máximo de cinco millones.

También se habilitan 100 millones para la creación, en 2021, de un ‘Sport Pass’, una asistencia a las familias, en condiciones a concretar, que ayudará a fomentar el regreso de jóvenes y personas con discapacidad al deporte financiando su inscripción o reinscripción a los clubes.

Para compensar la pérdida de licencias de las federaciones, se destinarán 20 millones de euros que se complementarán con una gran campaña de comunicación enfocada a promover el regreso de la práctica deportiva en beneficio de la salud.

Otros 20 millones se destinarán a sueldos de 5.000 empleados del servicio público que trabajarán en clubes deportivos mientras no puedan reincorporarse a su plantilla. El resto de fondos se destinarán a otras

Además, pequeñas asociaciones deportivas y clubes amateurs en dificultad recibirán una dotación de 15 millones de euros adicionales al plan de rescate.

REINO UNIDO REFUERZA LAS AYUDAS

El gobierno británico también ha optado por ayudar rápidamente a los deportes con espectadores. El ejecutivo de Boris Johnson anunció un paquete de ayudas, el ‘Sport Winter Survival’, que significará una inversión de unos 330 millones de libras (unos 335 millones de euros) con los que se pretende ayudar a toda la cadena del deporte, desde las federaciones a los clubes.

Estas ayudas se suman a las anunciadas meses atrás: 16 millones para la liga de rugby; 100 millones para los centros de ocio administrados por los Councils y 220 millones para los clubes de base.

“Este impulso les ayudará a sobrevivir este difícil periodo invernal. Gran Bretaña es una potencia deportiva y este Gobierno hará todo lo posible para ayudar a nuestros preciosos deportes y clubes a superar el Covid-19”, explicó Oliver Dowden, secretario de Estado de Digital, Cultura, Medios y Deportes.

A la espera que Sport England anuncie los detalles sobre la apertura del plazo de solicitud o los requisitos, ya se conoce, aproximadamente, cómo será parte del reparto del Sports Winter Survival Package: 147 millones de libras al rugby; 40 a las carreras de caballos; 28 al fútbol (quedan excluidas la Premier League y la English Football league); 6 al automovilismo; 5 al tenis; 4 al netball; 4 al baloncesto; 4 al hockey sobre hielo y 2 al bádminton.

“El deporte es una parte clave de nuestra vida nacional, un contribuyente importante a nuestra economía y un centro clave para muchas comunidades. Queremos proteger ese patrimonio deportivo y respaldar sus puestos de trabajo para que nuestra economía pueda recuperarse de los impactos de la pandemia”, señaló Steve Barclay, secretario jefe del Tesoro británico.


No hay comentarios

Añade el tuyo