MULTIDEPORTE

Entrevista al presidente de la Federación Catalana de Natación, Enric Bertran

La natación catalana reconoce que el cierre de instalaciones le está ahogando

"Muchos nadadores de base están tirando la toalla por falta de competiciones"

Enric-Bertran,-president-de-la-Federació-catalana-de-natació-bis

NUEVO CARGO EN LA FEDERACIÓN INTERNACIONAL DE NATACIÓN. Enric Bertrán, presidente de la Federación Catalana de Natación, acaba de ser designado nuevo jefe del Comité de Disciplina de la Federación Internacional de Natación.

(10-11-2020). La Federación Catalana de Natación es una de las entidades que han participado en la demanda colectiva contra la Generalitat por el decreto que cerraba las instalaciones deportivas. Su presidente, Enric Bertran, analiza para CMDsport los efectos que están teniendo las restricciones y los tres cierres registrados hasta ahora en las entidades de natación catalanas.

¿Dan por hecho que los clubes de natación deberán permanecer cerrados hasta el 13 de noviembre?

Esto es lo único prácticamente seguro de esta situación. Aún no hay respuesta del TSJC a la demanda presentada por parte de la Ufec, porque se le ha dado más tiempo a la Generalitat para presentar recurso. Tenemos la esperanza que este cierre de ahora en Cataluña no se prolongue posteriormente. Pero no sabemos qué hará la Generalitat. Imagino que no se dirá nada hasta antes de mediados de esta semana. Pero esta demanda nos puede ser útil en el caso de que se quiera prolongar el cierre actual, el cual nos está ahogando de manera muy importante.

La caída media de socios y abonados de los clubes se sitúa entre el 20% y el 25%

¿Qué impacto económico tendrá este cierre para los clubes de piscinas? 

Es complicado ponerle cifras, porque ya han sido tres los cierres: el de marzo, el de julio y el de ahora. La afectación depende mucho del tipo de club, los hay que operan en instalaciones privadas y otros en municipales, algunos con socios y otros con abonados. Pero hay una caída media de entre el 20% y el 25% de socios y abonados. Y habrá que ver cuántas bajas provocará este cierre durante este mes de noviembre. El impacto será muy importante, ya que las cuotas de socios son la principal vía de entrada de ingresos de estos clubes.

Al cierre de octubre la Federación había perdido un 20% de licencias

¿Les preocupa que, si hay más cierres, se suspenda el deporte escolar?

Todo está muy relacionado. Aunque el deporte escolar depende de los Consejos Escolares, esas actividades se hacen en las instalaciones de nuestros clubes, que están cerradas, y eso también son ingresos para nuestros clubes. Cortando la base impiden que pueda haber más jóvenes que se puedan aficionar.

Hace más de tres semanas que las competiciones federativas territoriales están canceladas. Eso también supone una pérdida de licencias por parte de las federaciones. En la Federación Catalana de Natación, al cierre de octubre de 2020, registramos una caída del 20% de licencias. Muchos de los deportistas amateurs y de base se está desengañando y está tirando la toalla al ver que llevan entrenando desde marzo y no pueden competir los fines de semana. En octubre llegó a arrancar alguna competición, pero a mediados de mes las suspendieron todas pese al esfuerzo hecho por los clubes para cumplir los protocolos aprobados por el Procicat.

¿Podría llegar a perderse esta temporada?

La temporada es larga. Afortunadamente, la mayoría de competiciones se celebran desde octubre hasta julio. Hay margen para recuperar el tiempo perdido, aunque será difícil, porque cada día que pasa es un problema más. Las estructuras de los clubes se debilitan. Las bases pierden ilusión y alicientes, habrá más bajas y, por tanto, menos licencias y cuotas deportivas.

Nos preocupa que peligre el modelo catalán del deporte

¿Ve posible que algún club de natación desaparezca? 

Algunas son entidades centenarias, otras con muchos años de historia, casi todas tienen estructuras muy potentes, y creo que es muy atrevido pensar en una posible desaparición. Lo que sí que nos preocupa es que estas entidades, que ya han sufrido momentos muy difíciles, pierdan más masa social y peligre el modelo catalán del deporte. El gran peligro es que los clubes, que cerrarán este 2020 y empezarán el próximo 2021 en una situación económica grave, puedan no dedicar inversión a la práctica y a la promoción del deporte, desde la base a la alta competición. Este es uno de los pilares de nuestros clubes, entidades sociales con muchos socios y que enseñan a niños a nadar y que preparan también a campeones del mundo, Olímpicos y de Europa. Para mí es el gran peligro que nos amenaza. Si no hay ayudas y no cambian las cosas, los clubes quedarán muy tocados y no podrán invertir como han invertido en el deporte en los últimos años.

Los grandes clubes están sufriendo y sufrirán mucho

¿Hay alguna entidad que esté refleje indicios de ahogo económico?

Los grandes clubes están sufriendo y sufrirán mucho, al tener estructuras más grandes que suponen un gran coste de mantenimiento y salarios. Pese a ello, también tendrán más posibilidades y recursos para salir de esta. Pero los grandes de la natación en Cataluña están en una situación complicada que seguirá en 2021. Está habiendo una pérdida de socios que, a la larga, puede producir una situación muy complicada. Los grandes tendrán problemas para poder seguir funcionando como hasta ahora.

¿Es esta la crisis más grave por la que han pasado los clubes de natación catalanes?

Sin duda alguna. Y eso que ya sufrimos mucho durante la crisis del 2010. A los clubes y federaciones nos costó mucho volver a nuestras estructuras anteriores y hacer viables nuestros proyectos. Sin embargo, lo logramos, a pesar de que algunos clubes, que venían de grandes épocas, no pudieron ir a competiciones europeas. No obstante, ahora habían vuelto a Europa y había grandes inversiones de nuevo. Antes del estallido de la pandemia, estábamos en una época de crecimiento en la que volvíamos a disfrutar de una situación buena y las selecciones estatales lo disfrutaban contando con grandes deportistas de Catalunya.

Entre las soluciones no figuran los aumentos de las cuotas de socios

¿Qué gastos pueden recortar ahora los clubes?

Por el momento, se ha resistido gracias a los ERTEs y a los créditos ICO. El problema será cuando los ERTE no tengan eficacia y haya que empezar a devolver los créditos. Cada club tendrá sus soluciones a nivel de reducción de estructura salarial. Lo que no creo es que haya aumentos en las cuotas de socios, es imposible. Tendrá que haber ayudas muy concretas para compensar el cierre del sector y hacer un plan de salvación que tendrá que ir acompañado de muchas medidas que vayan más allá de la cobertura de las pérdidas. Se pueden hacer muchas más cosas, como modificaciones fiscales, que dependen de las administraciones. Será importante que las instituciones, en Cataluña y España, sean conscientes de esto e ideen fórmulas para poder solucionar este tema.

El gobierno catalán ha anunciado una ayuda extraordinaria de 20 millones para el deporte. ¿Es suficiente?

Al Secretario General de Deportes, Gerard Figueras, le dijimos que agradecíamos el esfuerzo, pero que era insuficiente, ya que tocaba repartirlo entre muchas entidades y empresas. Que la distribución sea tan amplia a nivel de perceptores nos parece bien, pero evidentemente la ayuda será poca y no podrá compensar, en ningún caso, el cierre de instalaciones.

Desde principios de octubre, todo son malas noticias, limitaciones o cierres

En la natación suman tres cierres: el primero decretado por el Gobierno central y los otros dos por el catalán. ¿Se sienten especialmente perjudicados en comparación con otras comunidades donde apenas les han cerrado una vez?

Los de fuera de Cataluña pueden entrenar bien y aquí no. Ese es un impacto duro, y más siendo tres los cierres. La verdad es que lo nuestro no se entiende, y menos cuando el propio gobierno catalán ha reconocido que el deporte no es el problema, que el nivel de contagios en instalaciones deportivas es mínimo Además, se cumplieron los protocolos Covid-19 aprobados, se nos prometió que no volverían a cerrar. Sin embargo, luego se nos hizo cerrar antes por la aplicación del toque de queda. Aquel toque de queda, sin embargo, acabó por convertirse en ‘toque de muerte’ con el tercer cierre que estamos sufriendo ahora.

Sin duda, desde principios de octubre, todo son malas noticias, limitaciones o cierres. Han ido poniendo al sector en un grave riesgo de quiebra.


No hay comentarios

Añade el tuyo