NIEVE

Rossignol espera volver a ser rentable este año

(21-12-2009).Gracias al recorte efectuado en los gastos y la presencia de nieve, el CEO de Rossignol, Bruno Cercley, prevé cerrar el ejercicio fiscal el próximo 31 de marzo con beneficios.

Recordar que el pasado ejercicio, la empresa acusó unas pérdidas de 43 millones de euros, con una facturación cercana a los 244 millones.

El ejecutivo ha corroborado sus expectativas a pesar de un descenso de las ventas del 15%, las cuales se situaron en 207 millones de euros destacando la contención de gastos. Efectivamente Rossignol ha reducido, este año, su plantilla un 30 %, ha rebajado a la mitad su presupuesto de esponsorizaciones y ha reducido un 20 % los sueldos de sus responsables seniors.


No hay comentarios

Añade el tuyo