Patin a Vela

Los expedicionarios navegan desde La Vall hasta Es Grau

Tercera sesión de más de veinte millas en La Volta a Menorca 2022

Andreas Bredendiek rompe la bancada de popa

Oriol-Castelló,-DSabid-Sainz-y-Quim-Esteba-Volta-a-Menorca-2022-bis

CAMPEONES DEL DÍA. De izquierda a derecha, Oriol Castelló, David Sainz y Quim Esteba, ocupantes del podio del tramo de competición englobado en la etapa de hoy de la Volta a Menorca 2022- Trofeu Lluís Gay.

(30-6-2022). Nuevo día intenso en la Volta a Menorca 2022-Trofeu Lluís Gay en la que, mientras Daviz Sainz, Quim Esteba y Oriol Castelló han disfrutado de su particular podio en el tramo de competición, el alemán Andreas Bredendiek ha sufrido la rotura de la bancada de popa de su embarcación. Los expedicionarios han hecho una etapa del doble de millas que las que estaban previstas.

Hoy, nuevo polizón, el tercero consecutivo, para los patinistas de la Volta a Menorca 2022-Trofeu Lluís Gay. Tras la primera jornada de 24 millas y la segunda de otras 24 millas, la de hoy ha sido de 21, aunque en línea recta. En la realidad, se han convertido en unas 30, según el track de la regata, como ha explicado a CMDsport, Oriol Castelló, del Club Maritim Cubelles, quien, a continuación, ha señalado que “prácticamente nos hemos pulido la Volta en tres días”.

En principio, estaba previsto que la etapa de hoy fuera desde La Vall hasta Fornells, es decir, recorrer unas doce millas, pero la organización de la Volta ha decidido, finalmente, poner el final de etapa más lejos.

La razón de ello ha sido el anuncio de la tramontanada de unos 30-35 nudos prevista para esta noche y que ha propiciado que el Capitan del Santa Eulalia haya decidido que el pailebote haga noche en el puerto de Mahón por cuestiones de seguridad.

VENTARRÓN, DE NUEVO

Los patinistas han salido de La Vall hacia las 11 de la mañana. Soplaban unos 15-17 nudos del oeste (un “garbi potente”, ha explicado Oriol Castelló), por lo cual todos los expedicionarios han aparejado el barco para aguantar el ventarrón si éste todavía arreciaba más.

Desde La Vall hasta la altura del puerto de Addaia, los patinistas han navegado durante unas dos horas y media haciendo bordadas de ceñida. Ese tramo le ha servido a Oriol Castelló para constatar la idoneidad de las mismas cerca de costa.

Llegados a la altura Cala Pregonda, un poco antes de llegar a Fornells,  el director técnico ha iniciado el proceso de salida para dar comienzo al tramo de competición. Seguía soplando fuerte y, tras cerca de tres horas de entrega, más de uno ha tenido que armarse de valor para afrontar lo que venía.

Tras darse la salida, Castelló ha seguido la estrategia de ir costeando. Ello le ha permitido situarse en cabeza de la flota.

BREDENDIEK ROMPE LA BANCADA

Sin embargo, uno de los expedicionarios no la pasaba tan bien. El alemán Andreas Bredendiek había roto la bancada de popa apenas cinco minutos después de haberse dado la salida.

Con todo, el patrón del ‘Patinero’ ha demostrado valentía y tenacidad y pese a lo que soplaba y la fragilidad de su embarcación ha decidido aguantar toda la manga.

El final del tramo de competición se había planteado a la altura del faro del cabo de Favaritx en el noreste de Menorca.

Los patinistas han ido acumulando millas mientras superaban calas. Mientras Castelló, seguía ‘perfilando’ la costa, pese a que el viento iba menguando, Quim Esteba ha decidido marcharse mar adentro. Y David Sainz se ha ido con el “maestro”, como ha explicado luego en tierra.

ENTRADA DE INFARTO

Cuando ha llegado o momento del cruce entre los que habían ido costeando y los que se habían marchado por mar adentro, Castelló ha constatado que tanto Quim Esteba como David Sainz le habían ganado la mano y le han pasado por proa.

La entrada ha sido de infarto. En el último momento, el ‘pupilo’ David Sainz , del Club Mar i Vent Canet, le ‘ha robado la cartera’ al “maestro”, Quim Esteba, del club Náutico Tamariu, y ha entrado primero con apenas cuatro segundos de ventaja sobre Esteba.

Oriol Castelló ha entrado tercero apenas 15 segundos después, mientras que el cuarto en entrar, a más distancia, ha sido Jordi Gimenez, del Club Natacio Badalona. El quinto ha sido Jordi Obach Rafel, del Club Maritim Cubelles; el sexto, Nina Esteba, del Club Nautic Tamariu; el séptimo, Marc Morillo, del Club Maritim Cubelles…

El último en entrar ha sido Andreas Bredendiek que ha hecho toda una demostración de resistencia con su patín desvencijado a popa durante las cerca de dos horas que ha durado la manga.

Tras finalizar el tramo de competición, los patinistas se han dirigido a la Cala de Es Grau donde hoy harán noche las embarcaciones.

Tras las dos mangas disputadas, Oriol Castelló, del Club Maritim Cubelles, lidera la provisional con 5 puntos. El segundo es David Sainz, con 8 puntos; y el tercero, Marc Morillo, también con ocho puntos.

Mañana los patinistas tienen previsto llegar a Mahón. Serán apenas 12 millas. La duda es en qué condiciones. Habrá que ver qué ‘legado’ deja la tramontanada de esta noche.

 


No hay comentarios

Añade el tuyo