Patin a Vela

Eric Vilardell: el campeón que susurra a su patín

eric_vilardell-2

Eric Vilardell reconoce el gran rendimiento que le ha aportado su nueva vela Quantum "porque me da mucha velocidad en todos los rumbos abiertos, así como un muy buen ángulo de ceñida".

(6-9-2017). Eric Vilardell es el flamante Campeón de España absoluto de Patín a vela junior 2017. Este adolescente de 14 años, regatista del Club Náutico Sitges, reconoce que habla con su barco con el cual asegura que “formamos un gran equipo”.

Eric Vilardell nació en un ascensor. Recientemente transcurridos catorce años desde aquel suceso (fue el 28 de julio de 2003), seguramente sea demasiado pronto para lanzar cábalas sobre los efectos que aquel inusual emplazamiento natal pueda tener en su vida.

De todos modos, el brillo despierto de los ojos de Eric denota una avidez especial por vivir intensamente la vida y disfrutarla exprimiendo el potencial de sus cinco sentidos.

SEDUCIDO POR EL MAR

Y es que el flamante Campeón de España de Patín a a vela junior 2017, además de navegar en este tipo de embarcación desde los 8 años, también reconoce sentirse seducido actualmente por otras modalidades náuticas como el windsurf, kitesurf, surf, y la natación. Tras enumerar esas disciplinas, justifica que el mar le “gusta mucho” porque, según dice, “si te caes, no te haces daño; si tienes calor, puedes bañarte en él para refrescarte; y, ademas, es tan infinito que puedes ir donde quieras a través de él”.

Pero como si su nacimiento en un lugar habitualmente en movimiento le hubiera dotado de una especial curiosidad por no dejar de escudriñar nuevos rellanos, Eric también desarrolla otras vertientes como la música. 

PIANISTA Y COMPOSITOR 

A los cinco años empezó a tocar el piano y actualmente ya es capaz de componer canciones que interpreta él mismo. Su madre, la reconocida psicopedagoga y terapeuta familiar, Cristina Regué, asegura que “Eric toca el piano, canta y baila muy bien”.

El triunfo en Chipiona me ha aportado una inyección de autoestima

Pero a pesar de lo expuesto y de ser, también, un estudiante que saca buenas notas, este regatista adolescente también tiene sus flaquezas. Reconoce que en los últimos años se había sentido “como algo eclipsado” por los éxitos náuticos, estudiantiles y musicales de su hermano mayor, Dani Vilardell, “sobretodo el año pasado que ganó el campeonato de Cataluña, el de España y la Copa de Europa”.

El rotundo éxito en el campeonato de España celebrado la semana pasada en Chipiona -Cádiz- (logró seis primeros y un segundo) le ha aportado, según confiesa, “una inyección de autoestima” y a Eric se le ‘escapa’ la valoración de “no creía que fuera tan bueno”.

LA NUEVA VELA FUE CLAVE

A continuación, y casi como si entreviera haber sido cogido en un ‘exceso de vanidad’ justifica: “tuve la suerte del gran rendimiento de la nueva vela Quantum que utilicé. La había probado unas semanas antes del Campeonato y ya vi que me aportaba mucha velocidad en todos los rumbos y un fantástico grado de ceñida”. 

Tras ello destaca que “el nivel de los rivales fue muy competitivo pero tuve acierto en las salidas y no cometí OCS, precisé bien en las layline, y supe prever y aprovechar los roles que se dieron en las distintas pruebas”.

En competición hay que intentar hacer los menos errores posibles

Eric Vilardell demuestra haber aprendido las lecciones de sus dos principales “regatistas héroes” que no son otros que su entrenador, Oriol Mahiques, y su hermano, Dani Vilardell. “Ellos me han enseñado todo lo que sé de navegar y de hacer regatas y de sus lecciones, extraigo una que me parece muy importante: en competición hay que intentar cometer los menos errores posibles porque si no los haces, tienes más probabilidades de ganar”.

Esta entrevista fue realizada vía teléfono. En la foto, tomada por la madre del regatista, puede verse a Eric Vilardell en el momento en el que contestaba las preguntas del periodista. Por cierto, además de un 'forofo' de las pizzas, Vilardell también siente 'devoción culinaria' por la paella, el fricando de su abuela y los creppes de su otra abuela.

Esta entrevista fue realizada vía teléfono. En la foto, tomada por la madre del regatista, puede verse a Eric Vilardell en el momento en el que contestaba las preguntas del periodista. Por cierto, además de un ‘forofo’ de las pizzas, Vilardell también siente ‘devoción culinaria’ por la paella, el fricando de su abuela y los creppes de su otra abuela.

‘COLONIAS’ EN CHIPIONA

El regatista acudió al Campeonato de España de Chipiona con su hermana Mar (más joven que él) pero sin sus padres a raíz de los compromisos profesionales de éstos. Vilardell asegura que “prefiero haber ido sin mis padres porque con Uri Mahiques estamos tan bien que me sentí como en casa. El viaje a Chipiona ha sido como unas colonias”.

Uri Mahiques es el mejor entrenador que existe

Eric Vilardell afirma que “Uri Mahiques es el mejor entrenador que existe. Cuando estamos en regata se lo toma todo muy en serio pero después de las regatas nos explica dónde hemos fallado para que lo evitemos en las siguientes pruebas y, cuando no hablamos de regatas también hace muchas bromas y es muy cariñoso con nosotros”.

El regatista también elogia a sus compañeros del equipo de Patín junior del Club Náutico Sitges, el cual este año es esponsorizado por la empresa Sitgeshouses: “en el grupo estamos súper bien. Tenemos muy buena relación entre todos”.

En cuanto a sus padres, valora: “Son los mejores. Son mis esponsors. Organizan los viajes, nos acompañan, nos ayudan a montar los barcos. Son estupendos”.

“HABLO CON MI PATÍN”

Le pregunto si, tras ganar el campeonato, se siente satisfecho de su patín. “Mucho. Mi patín Rock -le llamé así porque es la música que más me gusta- y yo somos grandes amigos, formamos un gran equipo. Le hablo. Cuando vamos bien, le voy felicitando y si vuelco, le digo ‘tranquilo que no te pasará nada, no sufras’. Y lo mismo hago con la vela”.

Tras ello reconoce, no obstante, que “a veces también me enfado con él si nos vamos bien… Aunque es verdad que estamos obligados a entendernos”. 

PRIMEROS PINITOS CON LÁSER 

Antes de ayer, lunes, dos días después de concluir el campeonato de España de Patín a vela de Chipiona, Eric se sumó a un clinic de Láser que se celebra esta semana en el Club Náutico Garraf. El regatista se muestra entusiasmado con esa nueva embarcación en la que ya navega su hermano Dani y algún otro ex-patinista junior del Club Náutico Sitges (Félix Lázaro). “Es una clase en la que hay mucha competencia pero hay más niños de mi edad o solo un poco mayores que yo”. 

De mayor, iré al Náutico Sitges y haré la ‘Regu’ cada domingo

Preguntado si tras conquistar el campeonato de España da por concluida su etapa en patín junior dice: “¡Qué va! Pronto tenemos la Copa de Europa que quiero ganar sí o sí. Me haría mucha ilusión, aunque si no la ganó tampoco pasa nada. Luego, cuando termine esta temporada 2017 -al final de noviembre- seguiré navegando en Patín junior pero espero compaginarlo con el laser”.

Eric Vilardell reconoce que en el Campeonato de España, estuvo acertado en los roles, no cometí OCS y precisé bien las layline, con lo cual optimicé la eficacia en cada ceñida".

Eric Vilardell reconoce que en el Campeonato de España, “estuve acertado en los roles, no cometí OCS y precisé bien las layline, con lo cual optimicé la eficacia en cada ceñida”. (FOTO: Montse Massó).

Preguntado sobre si, cuando sea mayor, navegará en Patín senior no duda ni un segundo y expresa que “querría ir en senior. De mayor, iré al Club Náutico Sitges y haré la Regu cada domingo”.

¿INGENIERO AERONAUTICO?

Lo que no tiene tan claro Eric es qué piensa ser de mayor. “Todavía no lo sé. Tal vez me gustaría estudiar ingeniería. Mi padre es ingeniero de caminos y me encanta su trabajo. Tal vez estudie para ingeniero aeronáutico. Me gustan mucho los aviones”.

Tal vez ese propósito sea una de las ‘huellas’ del ‘legado’ que le deparó su nacimiento en las alturas del ascensor de la Clínica Teknon.


No hay comentarios

Añade el tuyo