Patin a Vela

Ganador del Campeonato de España en los años 2000, 2001 y 2018

Ramon Calero: “fui el pupilo andaluz de Lamarca”

Ramon_Calero-tricamepon-de-España-de-patin-a-vela-1-bis

Ramón Calero es el andaluz que más veces ha ganado el Campeonato de España de patín a vela. Su 'sultanato' es especialmente poderoso y longevo, asimismo, en la Comunidad andaluza, en la cual ha conquistado hasta 22 Campeonatos de Andalucía.

(8-8-2018). Ramón Calero fue el primer andaluz que ganó un campeonato de España de patín a vela sénior. Lo logró en el año 2000. Desde entonces ha conquistado cuatro titulos estatales, si bien, solo tres han subido al palmarés oficial. Su ‘sultanato’ en Adalucía parece no tener fin y a nivel estatal, tampoco parece que dé por concluida su singular trayectoria

Ramón Calero (1961, El Puerto de Santa María) es la gran leyenda del patín a vela en Andalucía. Nadie ha conquistado tantos Campeonatos de Andalucía (22), ni ningún otro andaluz ha conseguido subirse a lo más alto del podio del Campeonato de España en tres ocasiones oficialmente, más otra más en la que, finalmente, resultaría descalificado.

El patrón del Sultán que, profesionalmente, se presenta como “industrial, empresario del sector náutico y de la hostelería”, empezó a navegar a los nueve años en Optimist y, posteriormente, navegaría en otras clases como el 420 y el windsurf.

Sería a los 17 años cuando se iniciaría con el patín a vela senior. Lo hizo con el barco de su hermano, Joaquin Calero, que sería su primer ‘maestro’ pues no en vano llegó a ser Campeón de Andalucía hasta en cuatro ediciones (1978, 1979, 1981, y 1984).

DOS MAESTROS

Ramón Calero pasaría de un ‘maestro’ andaluz a un ‘maestro’ catalán. Ello queda gráficamente plasmado con el hecho de que si el primer patín senior con el que navegó fue con el de su hermano (el número 1.525) “que me lo prestaba”, el segundo patin, fue el de su ídolo, Jordi Lamarca (1.811), “a quien se lo compré”.

Según evoca, “para Lamarca yo era como su ‘pupilo’ andaluz. Me daba consejos en mis primeros años, en aquellos en los que, junto con Oriol Castellá, había mangas en las que ni llegábamos a entrar dentro del tiempo límite y eso que, por aquel entonces, ese tiempo límite podía llegar a estar fijado en cuatro horas”.

LA ERA ANDALUZA LLEGA CON EL NUEVO SIGLO

El primer Campeonato de España que ganó Calero fue el del año 2000. Era la primera vez en la historia de la clase que no lo ganaba un catalán. Fue en el Club Náutico de Vistahermosa. El patron del Sultan, sin embargo, empezaría a engrandecer su leyenda volviéndolo a ganar al año siguiente en el Club Natación Barcelona, es decir, dos veces sucesivas. Hasta entonces, eso era algo que solo habían conseguido hacerlo cinco patrones: Joan Vidal (1953 y 1958); Agustí Gras que lo consiguió ganar en cuatro ediciones sucesivas -1961, 1962, 1963 y 1964-); su ídolo Jordi Lamarca (tres veces sucesivas en los años 1977, 1978 y 1979, y luego cuatro veces más sucesivamente, en los años 1986, 1987, 1988 y 1989); Jordi Sabater (1990 y 1991); Oriol Castellá (1995 y 1996)

Ramon Calero ganó los dos primeros Campeonatos de España celebrados en el siglo XXI (2000 y 2001). Sólo cinco patrones han conseguido ganar dos años consecutivos el título estatal de la clase patin a vela.El tercer título lo conquistó el año pasado (2017) en el CAND de Chipiona -Cádiz-.

Calero destaca como sus principales rivales de aquellas añadas en que estaba en lo alto del candelero a regatistas como Oriol Castellá, Jordi Sabater, Joost Depoorter, Adrià Gabarró, rafa Ruíz, Albert Batlleriá, Carles Crespo, Jaume Llobet, etc… El patron del Sultán, añade, sin embargo que “antes de conseguir ganar, tuvo otros rivales que recuerdo muy buenos como el propio Jordi Lamarca, Ramón Huertas y Ramón Felipe de Montagut”.

Afirma que el campeonato de España que más ilusión le hizo ganar fue el primero, el del año 2000.

Tambien tiene buen recuerdo del que ganó al año siguiente, el del año 2001, si bien recuerda que “aquel año tuvimos la desgracia de que por aquellos días falleciera la madre de Oriol Castellá con lo cual Oriol decidió abandonar la competición y el campeonato quedó entre tres patrones principalmente: Adriá Gabarró, Albert Batlleriá y yo mismo.

UNA GRAN PASION

En opinion de Calero, para lograr ser campeón de España en esta clase “el patín debe apasionarte con locura. También es necesario ser perseverante, saber aprender de las derrotas y, por supuesto, echarle muchas, muchas, muchas horas. Ser metódico, calcular todo lo que vas hacienda en cada manga, disponer de datos para poder discernir el camino más corto y veloz y estar atento permanentemente para intentar anticieparte los cambios constantes que van dándose en el viento, la corriente, etc.”.

En cuanto a la evolución que ha tenido el patín desde los años en los que empezó a ganar campeonatos de España (primeros años de este siglo) hasta hoy en día (fue el ganador de la edición del año pasado en el CAND Chipiona –Cádiz-) Calero destaca la progresiva unificación del peso de los patines, así como las evoluciones registradas en la maniobra para poder ir adaptando el aparejo mientras navegas en virtud de los cambios que se producen de viento y mar”.

Calero se define como “muy estricto, además, con mi material”. Según añade, “siempre intento optimizar su rendimiento al máximo y considero muy decisivo tanto el aparejo en sí como la distribución de los pesos, la maniobra, la flexión de las bancadas, la vela y el mástil”. En relación a estos dos últimos elementos precisa que “ambos tienen que ser lo más compatibles posible, ya que no todas las velas funcionan igual para cualquier palo ni para cualquier patrón”.


No hay comentarios

Añade el tuyo