RUNNING

Correr poco y en temperaturas muy frías o muy altas beneficia al cerebro

running-frio

(19-1-2015). Un estudio de la Universidad de Houston ha concluido que correr poco tiempo en condiciones ambientales frías (4,5º) o cálidas (37,5º) beneficia la creación de neuronas.

Según este estudio, recogido por la publicación Tendencias 21, existiría una relación entre practicar running a baja intensidad pero en unas condiciones ambientales más extremas que beneficiaría la generación de nuevas neuronas, en comparación con el running practicado en temperatura ambiente (20º).

Las investigaciones, realizadas en ratas, han demostrado que la realización de ejercicio en condiciones térmicas altas (37,5ºC) o bajas (4,5ºC) genera una mayor cantidad de nuevas células y neuronas inmaduras. Este ejercicio fue desarrollado durante menor período de tiempo y a un ritmo menor. Por lo que los investigadores sugieren que la realización de ejercicio en estas condiciones puede acelerar los beneficios cerebrales del ejercicio.

Estudios previos habían demostrado que eran necesarios entre 10 y 14 días de ejercicio en condiciones normales de temperatura ambiente para obtener un aumento en el número de neuronas inmaduras. Sin embargo, en el estudio realizado por los investigadores de Houston, observaron que correr menos de 500 metros/día en condiciones térmicas frías o cálidas aumentaba el número de estas neuronas.

El estudio también especifica, no obstante, que no se trata de una práctica de running al uso, sino que estaríamos hablando de un tipo de ejercicio que se realiza a bajo ritmo y en un recorrido más bien corto.

Entre otros, este ejercicio podría resultar muy beneficioso para pacientes sometidos a quimioterapia, o pacientes que han sufrido algún tipo de accidente cerebrovascular, en los que dichas capacidades se ven disminuidas.

Leer el artículo completo en Tendencias 21


No hay comentarios

Añade el tuyo