RUNNING

Alimentos que posponen el cansancio

Qué comer para aumentar la resistencia al correr

carbohidratos-running

(22-11-2017). Dentro de todas las opciones de alimentos que podemos consumir, existen algunos que por sus propiedades nos aportan un extra de energía y posponen el cansancio que podemos padecer durante y tras un entrenamiento o competición. Te decimos algunos de los más comunes.

El cansancio puede jugar una mala pasada a nuestro rendimiento y más si acaba convirtiéndose en agotamiento. El desgaste de energía puede lastrar una competición por la que llevamos meses preparándonos, hacernos pasar un mal rato e incluso, por acumulación, provocar lesiones derivada de la fatiga por estrés.

Para evitar llegar a estos extremos es fundamental completar una buena preparación física y conocer al detalle los límites de nuestro cuerpo. Pero, además, contamos en la alimentación con unos aliados que pueden darnos un extra de impulso en los momentos más necesarios, como son la participación en carreras exigentes o en entrenamientos fuertes.

La alimentación, y por supuesto la hidratación, es una parte más del entrenamiento y la preparación del runner y como tal, toma gran importancia en los momentos previos, durante y posteriores a una carrera. Dentro de la dieta variada y equilibrada que los expertos recomiendan seguir, existen unos alimentos que además de aportarnos los nutrientes necesarios, ayudarán a incrementar la resistencia y postergar el agotamiento por más tiempo.

Antes de la carrera

Para obtener un extra de energía, los alimentos estrella son los carbohidratos ya que, al ingerirlos, son transformados en pequeñas unidades de azúcares, o glucosa, que se almacenan en el hígado a modo de reservas para ser utilizadas cuando el cuerpo necesita producir energía.

Expertos nutricionistas coinciden en recomendar la ingesta de una dieta rica en carbohidratos 48 horas antes de una competición, que aportarán un extra de energía, que será además la primera que se gaste.

Estos carbohidratos pueden consumirse en forma de arroz, pastas, pan, patatas y cereales como la avena. También es recomendable consumir frutas como el plátano, la pera o la manzana.

Por el contrario, en general se desaconseja comer harinas, grasas, frituras, verduras crudas y verdes, frutas cítricas. También será bueno limitar la ingesta de azúcar, alcohol y evitar comidas copiosas.

Durante la carrera

Es recomendable que la última ingesta de alimentos se produzca entre dos y cuatro horas antes de una carrera. Una vez se está compitiendo, lo esencial es mantener un buen nivel de hidratación, y en el caso de carreras de más de una hora, para los menos experimentados en la distancia puede ser útil tomar algún gel o barrita nutritiva, que mantenga los niveles de energía.

Después de la carrera

Tras la competición, es primordial contribuir a los músculos a que se recompongan lo más rápido posible, por ejemplo, consumiendo alimentos que contengan proteínas. Si se combina proteína con algún hidrato de carbono, aumentará la producción de glucógeno, que se reservará para la producción de energía. Unos ejemplos de comidas a realizar pueden ser yogures con fruta, pan con queso o barritas proteicas, todo acompañado de un buen consumo de agua.

Fuente: Infobae.


No hay comentarios

Añade el tuyo