RUNNING

Los 6 mejores parques urbanos del mundo para correr

central-park

El Central Park, en Nueva York, es uno de los parques favoritos para muchos runners.

(24-1-2018). Hemos hecho una lista de los que consideramos los 6 mejores parques urbanos para los runners. Parques que suponen un auténtico pulmón verde para sus ciudades y, sin ninguna duda, un oasis de calma y tranquilidad para los corredores y corredoras en medio de la gran urbe.

Correr en un entorno distinto a nuestros lugares habituales de entrenamiento se ha convertido en una motivación más a la hora de viajar y recorrer mundo para cada vez más corredores. Ya sea por placer o por trabajo, las zapatillas de running se cuelan en cada vez más maletas.

A continuación, os presentamos una selección de los que consideramos seis de los mejores parques urbanos para practicar running. Algunos son más accesibles, otros nos quedan algo lejos y suponen cruzar el charco. Pero si tenéis ocasión de visitar estas urbes, no os descuidéis las zapatillas de correr y disfrutar de sus parques.

Central Park (Nueva York)

central-park2

Es el parque por excelencia mundial. Un pulmón de aire fresco en el centro de Manhattan, en Nueva York. Podríamos decir que es la meca de todo runner. Poder correr por este parque urbano público es una experiencia sin igual, además de poderse sentir por unas horas como un neoyorquino más. Se trata de un parque rectangular que tiene unos 4 kilómetros de largo y unos 800 metros de ancho. Un dato muy gráfico para hacerse una idea de sus dimensiones: es casi dos veces más grande que Mónaco y casi ocho veces más que la Ciudad del Vaticano. Además, es el parque más visitado de los Estados Unidos, con más de 37’5 millones de visitantes al año, muchos de ellos deportistas. Si hacemos la vuelta entera, como si de una pista de atletismo se tratara, llegaremos a completar un poco más de 10 kilómetros en los que nunca vamos a correr en solitario. Hay infinidad de rutas marcadas y ya preestablecidas, tanto para corredores como para ciclistas y paseantes.

Central Park limita en la parte norte con la calle 110 y por la parte sur con la calle 59. Las dos otras fronteras, las marcan al oeste la calle Central Park West y por el este la mítica Quinta Avenida. Está abierto desde las 6 de la mañana a la 1 de la madrugada. A diferencia de otros parques, sin embargo, Central Park tiene algunas vías abiertas al tráfico. En este sentido, los mejores horarios para poder entrenar son de lunes a viernes entre las 10 y las 15 horas y de las 19 a las 22 horas, y todos los fines de semana hasta las 6 de la mañana del lunes. Dentro de los atractivos de Central Park, tenemos también el Jacqueline Kennedy Onassis Reservoir, un lago de unos 2 kilómetros y medio que nos permitirá correr por encima de arcilla (una imagen que se ha popularizado en diversas películas y en series como Sex and The City). Y una última curiosidad: el Central Park acoge los 3 últimos kilómetros del Maratón de Nueva York, situándose su final cerca de la calle número 68 con Central Park West.

Hyde Park (Londres)

hyde-park

Sería el equivalente del Central Park neoyorquino, pero en este caso en Londres. Se trata de uno de los parques más grandes del centro de la capital británica que, además, está unido a otro parque como Kensington Gardens, por lo que su tamaño aún se agranda más. Si sumamos ambas superficies, ocupan un área total de 625 acres, es decir, 250 hectáreas. Ambos forman 2 de los 9 parques reales de Londres. Eso sí, Hyde Park y Kensington Gardens no tienen el mismo horario. El de Kensington –que incluye el Palacio de Kensington donde vivía Lady Di- cierra a al anochecer, mientras que Hyde Park permanece abierto desde las 5 de la mañana hasta medianoche. Correr en Hyde Park es un sueño para muchos aficionados cuando visitan Londres. Contiene multitud de cruces de pequeños senderos que permiten correr entre vegetación y con un asfalto impecable -incluso dispone de una parte para montar a caballo. Si damos toda la vuelta a su perímetro, sumaremos un poco más de 6’5 kilómetros. Entre los sitios de interés en el parque destacan el Speaker’s Corner (en la esquina noreste, cerca de Marble Arch) y el Lago Serpentine, donde encontraremos un homenaje a la princesa Diana de Gales, además de una estatua dedicada a Peter Pan en Kensington Gardens.

Stanley Park (Vancouver)

stanley-park

Es un parque que, como Central Park o Hyde Park, también se encuentra en el centro de la ciudad. En este caso, de la urbe canadiense de Vancouver. Se trata de uno de los mayores parques urbanos del mundo. Un auténtico paraíso natural que se extiende a lo largo de 400 hectáreas (150 más que la suma de Kensington Gardens y Hyde Park). Un tamaño que le hace apetecible para cualquier tirada larga. De hecho, el perímetro del Stanley Park nos permite completar más de un medio maratón. En concreto, 22 kilómetros. Se trata de un recorrido que, en buena parte, recorre el océano Atlántico. La ruta más habitual por la que suelen transitar corredores y corredores en el Stanley Park suele tener un recorrido completo de unos 9 kilómetros. Si sumamos todas las rutas, podemos completar más de 200 kilómetros sin pasar por el mismo sitio dos veces. Todo ello, en medio de árboles (hay más de medio millón de árboles), una espesa vegetación, dos lagos (el Beaver y la laguna Lost Lagoon) y una fauna abundante que hará más llevadero nuestro entrenamiento. Una curiosidad: recibe su nombre en honor al gobernador y masón Conde Frederick Arthur Stanley.

Jardines de las Tullerías (París)

jardin-de-las-tullerias

Se trata de uno de los parques con más historia y glamour de todo el mundo. Situado en la capital francesa, en el centro también de la ciudad, entre la plaza de la Concordia, el Sena y el Museo del Louvre con la Rue Rivoli. Eso sí, su tamaño es muy inferior a los 3 parques anteriores. Las Tullerías suman alrededor de 28 hectáreas por las que transcurren varios senderos entre árboles, esculturas y pequeños estanques (unas dimensiones similares a otro de los parques por excelencia de París, los Jardines de Luxemburgo). El perímetro suma un poco más de 2 kilómetros, aunque podemos ampliar este recorrido con algunos puntos adyacentes de interés como puede ser correr un trecho al lado del río Sena. Las Tullerías son una de las zonas turísticas por excelencia de París, por lo que es muy habitual encontrarse grandes grupos de turistas. Precisamente, para evitar estas aglomeraciones, se aconseja correr por esta zona a primera hora del día.

Parque del Retiro (Madrid)

parque-retiro

Está considerado por muchos como el mejor parque de España para la práctica del running. Tierra, asfalto, muchos recorridos y desniveles poco pronunciados (y alguna gran subida, también, como la “cuesta del ángel”, la cuesta más pronunciada del Retiro con alrededor de 500 metros) que permiten llevar a cabo entrenamientos de cualquier tipo y sea cual sea el nivel del corredor o corredora. Eso sí, si queremos hacer series y fartlek se trata de una opción perfecta para nosotros. El Retiro es un parque con una buena situación, cerca de la plaza de Colón, por lo que tiene un acceso fácil desde diversos puntos de la capital española. La vuelta completa al parque suma alrededor de 4 kilómetros (el doble que la de los Jardines de las Tullerías parisinos). Es el pulmón verde por excelencia para los madrileños y para todos aquellos runners foráneos que quieren calzarse las zapatillas y salir a rodar un rato, observando varios conjuntos arquitectónicos, paisajísticos y escultóricos. El Retiro, obviamente, no es la Casa de Campo (que tiene un perímetro de 17 kilómetros), pero se trata de un parque urbano, céntrico y bien comunicado, y además contiene numerosas zonas de sombra. En definitiva, un punto ideal para tomarnos un respiro sin tener que desplazarnos a la otra punta de la ciudad de Madrid.

Jardines de Villa Borghese (Roma)

jardines-villa-borguese

Roma es una ciudad monumental. La ciudad eterna. Llena de edificios y que rezuma historia por los cuatro costados. Eso sí, su diseño no incluye muchas zonas verdes en lo que es el centro de la ciudad. A excepción de los Jardines de Villa Borghese, que se convierten en el mejor escenario para correr y verdear por la ciudad eterna. Podremos correr en medio de naturaleza, arte y cultura en unos jardines que se localizan cerca de Via Veneto, la Piazza de Spagna y la Piazza del Popolo –al final de la calle comercial por excelencia de la Vía del Corso. No es un parque muy llano, ya que se halla en una colina. Un recorrido aconsejable es empezar a correr en el monte Pincio, justo al lado de la Piazza del Popolo, y encaminarse hacia los senderos de asfalto y hierba hasta la Piazza Napoleone. Llegados a este punto, podremos disfrutar de unas vistas excelentes de la capital italiana. Villa Borghese tiene fuentes, esculturas, un estanque con el templo de Esculapio (dios romano de la medicina y la curación), edificios históricos y, de hecho, es una de las zonas más frecuentadas por los runners romanos. Con 80 hectáreas, es el tercer parque público más grande de Roma.

 


No hay comentarios

Añade el tuyo