TRIATLÓN

Ironman castiga el doping también en triatletas amateurs

doping

(14-12-2015). Ironman se toma en serio la guerra contra el doping y se ha decidido a marcar ejemplo sancionando al triatleta Thomas Lawaetz por consumo de EPO, un producto prohibido por la World Triathlon Corporation WTC y el Comité Olímpico Internacional.

Thomas Lawaetz fue castigado con cuatro años de suspensión por incurrir en doping al constatarse que, durante los meses previos a la carrera e incluso el día anterior a ganar la categoría de 35 a 39 años de edad del Triatlón IronMan de Copenhague, consumió la mencionada sustancia.

De acuerdo a un comunicado oficial emitido por la WTC, entidad que rige el circuito oficial Ironman, el triatleta danés fue sancionado con el doble de la pena que usualmente se venía aplicando para casos similares como una forma de mostrar la nueva política de juego limpio y tolerancia cero ante la trampa sin importar si se trata de un deportista amateur como sucedió en este caso en particular.

Además de ser marginado durnate cuatro temporadas de las pistas, a Thomas Lawaetz le anularon su título de campeón de la franja de 35 a 39 años que había logrado tras completar el Triatlón Ironman de Copenhague en 9 horas, 9 minutos y 42 segundos.

El caso del atleta danés sigue la estela de otros populares como los brasileños Bruno Lazaretto o Sílvia Fusco, cazados en el Ironman 70.3 Brasilia,  y todo parece indicar que la empresa seguirá a la caza de estos tramposos con mayor número de controles en sus eventos.


No hay comentarios

Añade el tuyo