ESENCI@L

Ha logrado 1,3 millones de euros en tres rondas de inversión

DiR usa el crowdfunding para “fidelizar a sus clientes”

BDiR y crowdfunding

Además de DiR, Mammoth Hunters y Gym For Less también han captado inversores con el 'equity crowdfunding'.

(26-10-2017). La cadena de gimnasios DiR utiliza la plataforma digital de inversión Crowdcube como una herramienta de marketing para convertir a los usuarios de sus centros en inversores.

La cadena de gimnasios DiR está llevando a cabo un movimiento estratégico para fidelizar a sus clientes. En concreto, la enseña ha apostado por unir dos fenómenos emergentes, los centros boutique y el equity crowdfunding o captación de inversión mediante plataformas digitales. Gracias a la combinación de ambos está abriendo nuevos centros sin tener que asumir toda la inversión, ya que esta es sufragada en buena parte por el propio cliente que proviene de otros clubs de la cadena. Se trata de intensificar los lazos de la marca con el cliente pasando del nivel usuario al nivel inversor.

Un ejemplo de este giro estratégico lo encontramos con el proyecto de BDiR Alcúdia, un centro de proximidad cuya apertura está prevista para el próximo mes de enero, y del que precisamente este martes se acaba de cerrar una ronda de financiación record de 502.862 euros en la que han participado 149 inversores gracias a la plataforma digital Crowdcube. Anteriormente la marca catalana había seguido el mismo camino con los clubes ya en funcionamiento BDiR Mallorca (450.000 euros) y BDiR Granados (387.360 euros). En total han logrado 1,3 millones que les han ayudado a poner en marcha tres gimnasios y ampliar así la potencia del grupo.

En este sentido, el director general de Crowdcube España, Pepe Borrell destaca que el equitiy crowdfunding (crowdfunding de inversión que no hay que confundir con el crowdfunding de recompensa) es una clara apuesta del grupo DiR para la innovación y las nuevas tecnologías en la captación de fondos. Así, asegura que la enseña presidida por Ramon Canela utiliza esta plataforma “como una herramienta para convertir a clientes en inversores” así como un “instrumento de marketing para fidelizar” a los propios clientes.

DE MAMMOTH HUNTERS A GYM FOR LESS

Borrell explica que Crowdcube nació el año 2011 en Inglaterra para “ayudar a las empresas a tomar el control de sus rondas de financiación gracias al uso de las nuevas tecnologías”. Dicha herramienta de financiación participativa se introdujo en España en julio del 2014, el mismo año que fue galardonada por la Unió Europea como mejor plataforma de crowdfunding para startups y pymes.

Desde entonces permite a las compañías abrir rondas de financiación que van de los 100.000 a los dos millones de euros. Además de DiR, en España ya se han beneficiado de sus servicios más de 50 empresas, alguna de ellas también del sector del fitness como Mammoth Hunters y Gym For Less. La aplicación para móviles cerró dos rondas de inversión con las que captó más de medio millón de euros mientras que Gym For Less obtuvo 160.000 euros.

Y que la fórmula funciona lo demuestran las fondos canalizados por Crowdcube en territorio nacional, ya que ha pasado de los 600.000 euros del 2014, a los 2,4 millones del 2015 y a los 4,8 millones del 2016. Y para este 2017 seguirá el crecimiento. Hasta el momento, ya han canalizado cerca de 6 millones y prevén cerrar el año alcanzando la cifra de 8 millones.

El director general de Crowdcube también explica que apuestan por empresas “innovadoras” que tengan planes de crecimiento “potentes y agresivos”, así como un equipo “con mucho talento”. Asimismo, siguen un modelo de coinversión que combina la inversión en empresas con alto potencial de crecimiento de inversores privados o retail con la de inversores profesionales e institucionales.

 


No hay comentarios

Añade el tuyo