ESENCI@L

Cierra 2020 con “entre un 3 y un 4%” menos de facturación que en 2019

Head Spain compensa la bajada de ventas del esquí con la división de raqueta

Prevé un mayor impacto en las ventas de la colección de nieve para este 2021

head-spain-jochen-schirmer-bis

El director general de Head Spain, Jochen Schirmer, estima una regresión mínima del 50% de las ventas en la división de esquí para 2021.

(11-2-2021). Head Spain salvó sus muebles en 2020 gracias al buen dinamismo de la división de raqueta, especialmente, durante los últimos meses, ante un mercado del esquí con una fuerte crisis del sell out. Desde la filial, sin embargo, advierten que los efectos del parón de ventas de productos de nieve se notarán de manera más aguda este año.

El director general de Head Spain, Jochen Shirmer, ha confirmado una bajada de las ventas de la división de esquí “de entre el 20 y el 25%” en 2020, mientras que la división de raqueta superó ligeramente los números del año anterior, gracias al buen tirón del pádel en el último trimestre del año. Como los productos de nieve suponen un volumen de ventas bastante menor que los de raqueta, finalmente, la caída global se limitó a “entre el 3 y el 4%”, respecto a los 14,94 millones que la filial registró en 2019, según consta en el Registro Mercantil y de lo cual se duduciría que su cifra de negocios de 2020 se habría situado en torno a los 14,42 millones de euros.

De cara a este año, sin embargo, Shirmer reconoce que habrá un impacto todavía mayor en la venta de material duro de esquí, segmento en el que Head es especialista. “Nuestros cálculos es que vendamos un 50% menos que el año pasado o incluso más, en función de cómo evolucione la pandemia y las restricciones asociadas”, manifiesta el director general.

ENTRE UN 80% Y UN 75% DE STOCK EN LAS TIENDAS

La previsión catastrofista viene determinada porque todavía queda mucho stock en las tiendas de la actual temporada: “por ponerlo en cifras, si un detallista ha comprado 100 productos, sólo ha podido vender entre 20 o 25”. Y eso, según subraya Shirmer, en un escenario optimista porque en Andorra el impacto es todavía mayor, “con un promedio de ventas de tan sólo el 15% de las referencias compradas”.

Preguntado por si la campaña de Navidad más el frío de principios de enero dinamizaron el mercado del esquí, el director general de Head Spain ha respondido que de manera muy limitada. “El 50% de la facturación de las filiales dedicadas al esquí en el mercado ibérico se produce en Andorra y allí las estaciones estaban cerradas o no se permitía la movilidad con otros países”, recalca.

Por familias de producto, el directivo detalla una caída de las ventas similar en botas y esquís. Sin embargo, el descenso es todavía más notable en todos aquellos productos destinados exclusivamente al alquiler, dada la falta de visitantes extranjeros o esporádicos que son los que suelen necesitar dicho servicio en las estaciones.

POCAS NOVEDADES

Shrimer detalla que las programaciones de otoño-invierno 2020-2021 han sufrido un recorte de hasta el 20% a causa de la segunda y la tercera ola de la pandemia. Un decremento, sin embargo, que se prevé todavía mayor en el caso de las programaciones para la próxima temporada invernal. Desde Head Spain calculan que los detallistas sólo van a programar “entre el 30 y el 40%” de lo habitual.

Ante este escenario, Head, como otras marcas, ha decidido alargar la vigencia de su catálogo en casi un 80%, por lo que la mayoría de stocks no vendidos en los últimos meses no se tendrán que liquidar para la entrada de nuevas referencias. “La presentación escasa de novedades es una estrategia unánime de las enseñas de esquí a nivel europeo”, subraya Shrimer, quién recuerda que si en España sigue habiendo mucho producto en la tienda, en Francia la situación es todavía peor por no haber podido abrir las estaciones de esquí hasta después de Navidad.

Optimismo moderado

Jochen Shirmer da por prácticamente acabada la temporada de esquí 2020-2021, si bien aún mantiene cierta esperanza que en marzo o Semana Santa, el sell out se recupere. “Confío que la próxima temporada sea normal y, de hecho, en el momento en que se ha permitido la movilidad, la gente ha respondido para hacer deporte al aire libre”, sostiene el director general.

De momento, Head Spain trabaja para limitar el impacto del parón de ventas en la división de esquí y espera que, de nuevo, el buen dinamismo de pádel y tenis sirvan para cerrar el año 2021 en positivo.


No hay comentarios

Añade el tuyo