MULTIDEPORTE

Según el artífice de la primera medalla de oro del baloncesto femenino español

“No se habla más de deporte femenino porque los medios de comunicación no quieren”

“El fútbol es el deporte rey, pero el basket el deporte reina”

monolo-coloma

Manolo Coloma lamenta que el deporte femenino sigue "sufriendo mucho machismo" e "invisibilidad en los medios de comunicación deportivos".

(10-7-2019). Para Manuel Coloma, ex jugador y ex seleccionador de baloncesto, el deporte femenino español, a pesar de estar consiguiendo triunfos notorios, debe hacer frente a dos grandes enemigos; “el machismo y la ignorancia por parte de los medios de comunicación generalistas”, a los que, opina, “solo les interesa el fútbol, y que sea masculino”.

El deporte femenino está en auge. A la práctica amateur, de la que no existen datos oficiales pero se conoce por ejemplo que crece de forma constante la participación femenina en carreras populares y su afluencia a gimnasios; se suma la práctica deportiva federada, cuyos últimos registros destacan un crecimiento sostenido en el número de licencias otorgadas a mujeres.

Concretamente, durante el pasado 2018, el número de licencias deportivas concedidas a mujeres creció un 5,3% respecto al 1,9% que aumentaron las licencias masculinas, según se desprende del Anuario de Estadística Deportiva 2019, elaborado por el Ministerio de Cultura y Deporte.

A nivel de seguimiento del deporte femenino, cada vez son más reseñables los índices de asistencia de público en competiciones deportivas, como el récord obtenido el pasado marzo en el partido del fútbol entre el Atlético de Madrid Femenino y el FC Barcelona Femenino, al que acudieron 60.739 personas, la cifra más alta recogida hasta la fecha en un partido de clubes femeninos a nivel mundial.

A lo que se suman grandes resultados, como el reciente Europeo femenino de baloncesto, en el que España se ha hecho con el oro, o el buen papel jugado por la selección española femenina de fútbol en el mundial, en el que cayó vencida por dos penaltis por la campeona vigente, Estados Unidos, con un consiguiente aumento de las ventas de productos deportivos femeninos del 100%, según refiere Futbol Emotion, la principal tienda de fútbol en España.

“Se están consiguiendo grandes gestas en el deporte femenino español”, considera Manolo Coloma. Este ex jugador y entrenador de baloncesto, fue el artífice de la primera medalla de oro para España en un europeo de baloncesto, y lo consiguió como seleccionador de la selección femenina en el EuroBasket de 1993 disputado en Italia.

Machismo e invisibilidad

Asegura que las deportistas españolas hace años que juegan un papel destacado en el deporte nacional e internacional, pero deben enfrentar dos graves obstáculos que frenan su eclosión total. Por un lado, “el machismo”. Coloma lamenta que en el deporte femenino español “sigue existiendo muchísimo machismo” y éste tapa los triunfos que el colectivo de mujeres deportistas está consiguiendo, a pesar, señala de que “ocasionalmente se escapan algunos fogonazos como buenos resultados en competiciones internacionales, que hacen que lleguen a las primeras planas de los periódicos”.

Pero se trata de “un fenómeno fugaz”, lamenta el ex seleccionador español, quien denuncia “la indiferencia que muestran gran parte de los medios de comunicación generalistas” a la hora de informar sobre los triunfos del deporte femenino.

Coloma lamenta que la victoria de la selección española de baloncesto no tuviera una mayor cobertura en los medios de comunicación, que “se centran sólo en el fútbol”.

Por poner un ejemplo, “el triunfo de la selección española en el Eurobasket femenino fue noticia durante un día, pero rápidamente perdió protagonismo en las portadas digitales de los diarios que fueron llenándose de noticias de fichajes de jugadores masculinos en equipos como el FC Barcelona o el Real Madrid, y tres días después ya nadie hablaba de las ganadoras del Europeo, ya no eran noticia”.

El público quiere ver triunfos y buen juego, le da igual si lo perpetúan hombres o mujeres

Denuncia que “si no se habla más del deporte femenino en la sociedad española es porque los medios de comunicación no quieren”. Y no cree en argumentos que apunten a una menor audiencia en las competiciones femeninas. “El público quiere ver triunfos y buen juego, le da igual si lo perpetúan hombres o mujeres. El problema son los medios de comunicación que no ponen el foco de atención sobre las competiciones femeninas ni se atreven a programar estas retransmisiones en horarios de máxima audiencia”.

Aunque asegura que existen medios que se desmarcan para bien, “haciendo cada vez mejor cobertura y seguimiento del deporte español femenino”, y también, una minoría, en los que el caso es “nulo”, la gran mayoría de medios “se hace una cobertura mínima e insuficiente, en la que impera el machismo”.

Fútbol no es el deporte reina

Otro problema que detecta Manolo Coloma es la fuerte dependencia de los medios de comunicación deportivos ante el fútbol. “Será el deporte rey, pero el fútbol no es el deporte reina en España, donde hay más mujeres practicantes de baloncesto que de fútbol”, apunta.

El periodismo deportivo español gira entorno de un solo concepto: fútbol, fútbol y más fútbol

Un dato, sin embargo, que de nuevo no se vería reflejado en los medios de comunicación deportivos. “Al periodismo deportivo español le gusta hablar de fútbol, y es de eso de lo que habla, ignorando la mayoría del resto de disciplinas deportivas, que sólo tienen hueco informativo en momentos especiales de competiciones señaladas”, denuncia, asegurando que “el periodismo deportivo español gira entorno de un solo concepto: fútbol, fútbol y más fútbol”.

Coloma admite que el buen juego de la selección española femenina de fútbol puede estar aumentando el número de licencias deportivas entre las mujeres y la popularidad del deporte femenino español en general, a pesar de que “en otros deportes como el atletismo, la natación o el baloncesto, llevan años despuntando las mujeres”.

Hecho que habría ayudado a que durante este 2019 el fútbol femenino haya ganado visibilidad. Algo que admite Coloma, no sin esconder su descontento por que “se dé más protagonismo al progreso del fútbol femenino, que empieza a mostrar un proyecto de futuro, que al baloncesto femenino que lleva 26 años de triunfos a nivel internacional”.

Es consciente de que se están haciendo pasos pero que, “como en todos los temas que concierne a la mujer, se debe seguir avanzando y luchando”.


No hay comentarios

Añade el tuyo