ESENCI@L

El segmento de fitness de Polar Electro Ibérica crece un 47% en 2015

Manu Lafora Polar Electro Iberica 2016 segmento de fitness

El director general de Polar Electro Ibérica, Manu Lafora, presenta buenos resultados de la compañía en todos sus segmentos.

(26-5-2016). El director general de Polar Ibérica, Manu Lafora, valora positivamente la digitalización del fitness y asegura que en el primer cuatrimestre del 2016 ese porcentaje se está acentuando.

La compañía de origen finlandés acumula buenos números en todas las áreas y el segmento de fitness no es una excepción. Dicho segmento de Polar Electro Ibérica creció en 2015 hasta un 47% y esta tendencia ha aumentado en los primeros compases del presente año.

El segmento de fitness y el running

Es difícil establecer qué productos, por sus funciones o variables, pertenecen exclusivamente al segmento de fitness. Según el director general de Polar Electro Ibérica, Manu Lafora, “cada vez más, la gente tiende a practicar diferentes tipos de actividades y quiere tener información relacionada con su movimiento y actividad física, por lo cual utilizan productos con GPS que a priori estarían más vinculados al segmento de running y no solo específicamente al segmento de fitness”.

En otras palabras, “tanto los usuarios como los entrenadores quieren monitorizar la actividad de todo el día y no sólo de cuando se va al gimnasio a hacer pesas, elíptica o bicicleta”, asegura Lafora.

Ante esa tendencia, el director general explica que los productos de fitness de Polar se están enfocando en esa dirección y ofrecen cada vez más funciones: “donde antes se pedían productos de primeros precios que medían solamente las pulsaciones, ahora se calculan las pulsaciones en la muñeca, la velocidad y la distancia por acelerómetro y GPS y se reciben notificaciones de móvil”. En definitiva, se trata de “productos de una gama más alta y orientados principalmente al running, que es donde hay mayor demanda”, concluye Manu Lafora.

La interacción, clave

“El 90% de los fabricantes de máquinas de fitness en el mundo usan nuestra tecnología Polar para comunicarse con las bandas de pecho de los pulsómetros y ahora, cada vez más, se incorpora tecnología Bluetooth”. Con estos datos, el director general de Polar se muestra tranquilo ante la digitalización del material de fitness, algo que ve como una oportunidad y no como un problema.

“La clave”, dice Lafora, “pasa por la interacción entre las máquinas, el móvil y los dispositivos que utiliza el usuario”. Es decir, por una correcta comunicación y compatibilidad “entre un pulsómetro, una cinta de pecho, una app y una máquina de Technogym, por ejemplo”, aclara el ejecutivo.

Mejor seguimiento

Lejos de generar algún tipo de crítica, Manu Lafora afirma que el feedback del ecosistema Polar Flow es positivo: “todas las herramientas digitales, ya sean productos o aplicaciones, simplemente ayudan al participante y a su preparador a tener más contacto e información para que el entrenador pueda hacer un mejor seguimiento del deportista y definir de un modo más sencillo los pasos que debe seguir”.

Más de 15 millones de euros

Polar Electro Ibérica facturó en 2015 “más de 15 millones de euros”, según el director general de la enseña en España, quien añade que “las previsiones para este año giran entorno al 20%”. Con estas cifras, Polar Electro Ibérica se sitúa en el Top4 de países con mayor facturación de la marca a nivel internacional, peleando con Francia por el tercer puesto de un ránking que encabezan Estados Unidos y Alemania, primero y segundo respectivamente.


No hay comentarios

Añade el tuyo