ESENCI@L

Las ventas en España crecen un 40% en el último año

Royal Padel dobla su facturación en el mercado internacional

La compañía prevé acabar el año con 35.000 palas vendidas

Royal-Padel

El director general de Royal Padel, Patricio Tarradas, indica que no están teniendo problemas de retrasos en las entregas programadas.

(1-12-2021). La venta de palas de pádel mantiene un fuerte crecimiento en España, pero sobre todo en el mercado internacional, donde Royal Padel espera duplicar su facturación este año.

Royal Padel prevé aumentar este año un 40 % las ventas en España y doblar su facturación internacional, según el director general de la compañía, Patricio Tarradas. De hecho, las ventas fuera de nuestro país, sin contar Argentina, ya representan tres cuartas partes de los ingresos de la empresa.

Además de Argentina, donde operan con socios locales, sus principales destinos exteriores son Estados Unidos, los países del norte de Europa, Italia y Francia. La marca, que se distribuye en una veintena de mercados, también está experimentando un fuerte crecimiento en países aún pequeños, como los de Rusia y Ucrania.

DEMANDA “DESBORDADA”

Según el director general de Royal Padel, la demanda en el pádel está “absolutamente desbordada”, pero apela a la prudencia ante el aluvión de pedidos, ya que “no se sabe cuánto durará” esta tendencia.

Su objetivo es “aumentar la producción todo lo posible, pero sin mermar la calidad del producto”. Esta es una cuestión fundamental para la compañía, que quiere evitar a toda costa que “las prisas o el volumen afecten al control de calidad”. Y es que “lo que resulta más caro es hacer las cosas mal”, según sentencia Patricio Tarradas.

Tras vender 20.000 palas y facturar 1,5 millones de euros en 2020 sin contar el mercado argentino, el ejecutivo calcula que este año alcanzarán las 35.000 unidades vendidas.

Sin embargo, la demanda es mucho mayor, ya que los pedidos que tiene la empresa sobre la mesa alcanzan “las 80.000 unidades”. Para gestionar este aluvión de peticiones, la empresa optó por pedir a sus distribuidores una programación anual. Esto permite asignar qué porcentaje de los pedidos puede garantizar “para que el distribuidor tenga claro de lo que va a disponer seguro”.

AUMENTO DE LA PRODUCCIÓN

Royal Padel, que fabrica 24 de sus modelos en Argentina y seis en España, ha pasado de una producción de 300 palas diarias a cerca de 500. Pero el objetivo de la compañía es seguir creciendo y llegar a las 600, según Tarradas.

El hecho de tener fábricas propias y no depender de terceros supone una ventaja competitiva, en opinión del director general de Royal Padel, y les ha permitido evitar retrasos a la hora de entregar los pedidos garantizados en las programaciones anuales.

Las claves en este sentido han sido la flexibilidad en la producción de la fábrica argentina, que les ha permitido “aumentar turnos o trabajar en fin de semana si ha sido necesario”, y la previsión a la hora de abastecerse de materias primas.

Sobre este último aspecto, Patricio Tarradas explica que en verano, cuando empezaron a haber problemas con materias primas como el carbono y el polietileno, decidieron hacer pedidos “para cubrir la producción de todo un año”. Fue una decisión arriesgada que ha facilitado mucho la fabricación.

NUEVA COLECCIÓN

A mediados de noviembre Royal Padel empezó a distribuir la nueva colección de palas, que consta de 24 modelos. “18 son evoluciones y hemos presentado como novedad las palas rugosas y un par de modelos que mejoran el tema de confort y vibraciones”, apunta Tarradas.

Aunque la marca ha ampliado la oferta en las gamas de iniciación y media, el ejecutivo señala que el 80 % de sus clientes “son de gama alta”, un segmento más interesante para la compañía por los altos costes de fabricación que tienen las palas de pádel.

En cuanto a los nuevos precios, Patricio Tarradas indica que prácticamente “solo han repercutido el aumento del coste de transporte”. Esto supone “entre cuatro y cinco euros” por pala.

SIN DESCUENTOS PARA EL BLACK FRIDAY

Royal Padel descartó realizar descuentos de cara al Black Friday, algo que “sería ridículo cuando tienes más demanda que oferta” y los costes están subiendo. Como ejemplo, el directivo señala que “un contenedor que costaba 2.000 euros ahora cuesta 14.000”.

La compañía prevé aumentar progresivamente su surtido en el apartado de accesorios y textil por las peticiones de sus distribuidores. De todas formas, no las consideran áreas prioritarias: “Nuestra base son las palas de pádel”, sentencia Tarradas.

El director general de Royal Padel se muestra muy satisfecho por los resultados de la Royal Padel Academy, un servicio sobre todo orientado a clubes con monitores de tenis que quieren ampliar su actividad al pádel. Según Tarradas, el hecho de enviar a un instructor hasta un club para ofrecer unas sesiones no es rentable, pero “sirve para promocionar la marca”.


No hay comentarios

Añade el tuyo